Desnudar al desafuero

¿Quién desatará el nudo gordiano que se ha hecho en el asunto de AMLO?
Héctor Zagal

Andrés Manuel López Obrador no es santo de mi devoción. Construyó frente -a mi cama un gran puente. Sí, es en serio, a unos cuantos metros de mi -habitación puso un segundo piso. Me tuve que cambiar de casa. Por eso, he de -confesarlo, tengo cierta simpatía por los dueños del predio El Encino. No me -resulta nada fácil ser objetivo en el asunto de desafuero, pero, pienso, muy -pocos pueden serlo.

- No obstante hay que intentar ponderar los acontecimientos con objetividad. De -lo contrario, la insensatez continuará guiándonos. El pleito en torno al -predio es como el nudo gordiano. Ilustro: Según una leyenda, el campesino -Gordias ató sus bueyes al yugo con un nudo imposible de desatar. Quien pudiese -desatarlo –decía la tradición– conquistaría Asia. Tan difícil era -hacerlo que nadie lo lograba. Cuando alguien trataba de desbaratarlo, terminaba -por apretar aún más el nudo aquel. No sé si yo lograré desatar el “Nudo -del desafuero”, pero al menos quiero identificar algunos hilos de la madeja:

- 1. El desafuero de Andrés Manuel López Obrador es un ejemplo de justicia -selectiva. No me cabe la menor duda. Por “justicia selectiva” entiendo -aplicar la ley en un caso sí y en otro no. El caso del senador Ricardo Aldana -se beneficia de esta justicia selectiva. El desafuero de este legislador, -presuntamente vinculado al Pemexgate, no ha prosperado. El proceso se encuentra -congelado por voluntad de varios partidos políticos.

- 2. El desafuero de Andrés Manuel es un error de estrategia política para el -PAN y el PRI. La gente no percibe el proceso contra López Obrador como un acto -de justicia, sino como una zancadilla al contrincante. Estos partidos quedan -manchados o, al menos, bajo la sospecha de que no han actuado limpiamente.

- 3. El caso de El Encino y el consiguiente desafuero de López Obrador es un -asunto legal muy complejo. Estamos frente a un problema jurídico muy -complicado, muy técnico y que difícilmente puede ser dirimido frente a la -opinión pública. He escuchado los argumentos jurídicos de ambas partes y, -¡ambos me convencen! Es más, incluso se discute si la Cámara de Diputados -tiene la facultad de quitar el fuero al jefe del Gobierno del Distrito Federal.

- 4. Los derechos de los particulares no pueden subastarse ni negociarse por -las autoridades. Ciertamente hay delitos pequeños y delitos graves. Pero si un -gobernante lesiona mi patrimonio, por supuesto que yo pediría su cabeza al -juez.

- 5. La politización del caso de El Encino fue un error. La discusión debió -centrarse en los hechos: se desacató o no un amparo. Éste era el punto -medular. Incluir elementos políticos en el debate sólo ha contribuido al caso.

- 6. El Gobierno Federal politizó el caso. Prueba de ello es el discurso del -subprocurador en la Cámara de Diputados. Esperábamos de él un alegato -jurídico y no una arenga política. Se politiza el caso cuando, en lugar de -arremeter contra los subordinados del jefe de Gobierno, se arremete directamente -contra la cabeza.

- 7. El jefe del Gobierno Federal politizó el caso. Desde el primer momento -declaró que se le acusaba por abrir un camino para un hospital. No explicaba -que era un carísimo hospital privado y, mucho menos, que el corazón del pleito -era la supuesta violación de un amparo, pieza clave del derecho mexicano.

- 8. Desdice de una democracia que un acusado pierda sus derechos políticos -aun cuando no se haya demostrado cabalmente su culpabilidad. Esta ‘joya’ -jurídica es parte de la corona de espinas del derecho nacional. En México, un -acusado puede estar privado de su libertad durante meses antes de que se le -juzgue.

- 9. El PRI y el PAN han hecho un uso político de la ley al descabezar al PRD -de su figura más competitiva. ¡Vaya casualidad!, se escucha en la calle, ahora -resulta que el candidato de la oposición cometió un delito. ¿No nos recuerda -los tiempos de Echeverría o de López Portillo?

- 10. Andrés Manuel también ha hecho un uso político de la ley. Por citar -dos ejemplos: López Obrador publicó incompleto un código financiero del DF; -desoyendo el mandato popular expresado por la mayoría de la Asamblea -Legislativa (2000-2003). También torpedeó jurídicamente al Consejo de -Información de la Ciudad de México valiéndose de toda clase de recursos -legales. Por eso, algunos han dicho: “El que se lleva, se aguanta”.

- 11. Resulta curioso el esfuerzo de la PGR en el caso de El Encino mientras la -delincuencia toma las calles. A todos nos deja un mal sabor de boca que se ponga -tanta atención en la presunta violación de un amparo, mientras la inseguridad -se enseñorea en todo el país, el DF incluido.

- 12. Es peculiar que López Obrador en ningún momento haya reconocido la -posibilidad de errores personales. El tabasqueño siempre se muestra seguro de -sí mismo, no retrocede, no se equivoca. Supongamos que, en efecto, en el asunto -de El Encino tomó una decisión equivocada. Su estilo personal y político no -le facilitaría reconocer, eventualmente, este supuesto error.

- 13. Sí existe un complot contra Andrés Manuel. En la política, todos -tienen enemigos. El tabasqueño se encuentra bajo el fuego tupido de sus -contrincantes. Sí, sus enemigos aprovecharon la muerte de Juan Pablo II para -avanzar en el desafuero. Sí, ha estado bajo lupa. Pero también él ha -disparado; también él ha orquestado campañas publicitarias contra el proyecto -‘neoliberal’ (sea lo que éste fuere). También él pidió que la lupa -estuviese sobre él, cuando se ufanó de su austeridad republicana, del Tsuru, -de su carencia de escolta… Atraer los reflectores sobre uno es un arma de dos -filos.

- 14. El discurso de López Obrador en la Cámara de Diputados fue un error muy -grave. Atacó a los tres Poderes de la Unión, a los diputados; a Fox, -presidente del Ejecutivo, y al ministro Azuela, presidente de la Suprema Corte. -Ahora, ¿quién puede juzgar a López Obrador? ¿Hay alguna autoridad que esté -libre de sospecha? Si dijo la verdad, nos hemos quedado sin un marco de -referencia, salvo los diputados de ‘izquierda’ y el pueblo (siempre en -plural, siempre en abstracto).

- 15. Tiene razón Andrés Manuel López Obrador en que el caso de El Encino es -menos relevante que el Fobaproa: Los medios de comunicación no cubrieron con -igual atención el caso del “rescate bancario”, que tantos dolores ha -traído a los mexicanos y cuyo costo estamos condenados a pagar por años.

- 16. Tiene razón José Woldenberg, ex presidente consejero del IFE, al -señalar que la democracia pierde. Unas elecciones sin Andrés Manuel -difícilmente podrán ser consideradas éticas. Poca credibilidad tendrán las -elecciones de 2006 sin la candidatura del tabasqueño.

- 17. Se han equivocado todos aquellos que se esmeran en confrontar legalidad -contra legitimidad. Las leyes, las leyes, las leyes son lo único que pueden -salvar a un país de las desgracias. La democracia se construye sobre reglas, -sobre la legalidad. En una democracia deliberativa, el juego democrático -presupone un orden legal; para jugar hacen falta reglas.

- 18. Sin embargo, hay un supuesto previo a toda legalidad: el deseo de cumplir -los compromisos. No hay contrato que resista la mala voluntad. Las leyes no -bastan cuando nadie tiene un afán mínimo de justicia. El orden legal presupone -un mínimo de confianza.

- 19. Se equivocan quienes oponen soluciones políticas y legales. No se puede -enmendar un error cometiendo otro; no se puede pasar por encima de la ley para -favorecer la política. Hacerlo, destruye la ley. Por eso, en México, un -semáforo en rojo no significa nada.

- Los nudos se desatan con paciencia. Cuando Alejandro Magno llegó al Asia, se -topó con el nudo gordiano. Tomó la espada y lo cortó: “Es lo mismo cortarlo -que desatarlo”. Se equivocó aunque, en efecto, conquistó Persia. No es lo -mismo zanjar la cuestión del desafuero, que resolverla. No es lo mismo cortar -que desenredar.

- Héctor Zagal es coautor del libro AMLO. Historia -Personal y Política del Jefe de Gobierno del DF, Plaza Janés, México, -2005.

Newsletter
Ahora ve
Autoridades investigan ataque con armas de fuego cerca del Parlamento británico
No te pierdas