El hombre de Expansión <br>Alfonso Romo

A sus 46 años, Alfonso Romo Garza, presidente del Consejo y presidente ejecutivo de Pulsar Internac

A de Agrónomo
-
Antes de cursar los estudios de ingeniero agrónomo en el Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM), la formación académica de Romo (nacido en el Distrito Federal) pasó primero por el Instituto Patria de la capital, una institución de jesuitas.

-

“Desde muy chico sentí una gran vocación por el campo. Siempre pensé que no era posible que el sector agrícola estuviera tan abandonado —dice—. Cuando tuve que elegir una carrera, estuve dudando entre estudiar Derecho Agrario o para ingeniero agrónomo. Esta segunda opción, pensaba, me serviría para modificar el artículo 27 constitucional, que ha sido lo más nefasto que hemos tenido en este país: hemos llevado pobreza al sector agrícola y no hemos permitido que llegue la tecnología o la productividad, las únicas herramientas capaces de sacar al campo adelante.

-

“Me di cuenta de que la situación legal no me iba a dejar plantear soluciones que realmente fomentaran la riqueza. Por eso estudié para ingeniero agrónomo administrador y no una carrera técnica. Yo no quería ser un buen ganadero o un buen agricultor: quería ver el bosque más que los árboles.”

-

B de “Buscahuecos”
-
Esa es la palabra más adecuada para definir cómo decide Romo hacia dónde encaminar estratégicamente las operaciones de Pulsar Internacional. Para él, todo es cuestión de encontrar un hueco de negocio desaprovechado y posicionarse en él, dándole el máximo valor agregado. Así es cómo, después de rescatar Cigarrera La Moderna, diversificó sus actividades hacia los seguros (Comercial América), las semillas (Seminis), las telecomunicaciones y la distribución -(Orbis).

-

La mayor parte de sus estrategias para la compra-venta de compañías las aprendió de 1976 a 1981, periodo en el que trabajó para VISA-FEMSA, en donde fue responsable de numerosos proyectos de inversión, así como de crear la división de alimentos (Clemente Jacques, Quesos La Caperucita, Mafer...). “Aprendí mucho porque me dejaron trabajar con los mejores asesores. Éramos un grupo de amigos que nos conocíamos desde mucho tiempo antes.” Después, según cuenta, la dirección de la empresa le pidió a él y a su equipo que se salieran por considerarlos “demasiado agresivos”. Fue así como decidió montar un negocio de pastelerías. Poco después compraría Cigarrera La Moderna, que daría pie al conglomerado de empresas que ahora conforman Pulsar Internacional.

-

C de Católico
-
Difícilmente se puede disociar la filosofía empresarial de Romo de su combativa militancia católica, fruto de su vivencia con los jesuitas y de su formación familiar. En todos sus comentarios hay un dejo de la doctrina cristiana, la cual, según él, es indisociable de la noción de responsabilidad social inherente a todo empresario.

-

“Vivir dentro de la religión católica implica ir contra la corriente: supone mantener una familia a toda costa, luchar contra el aborto, gastar muchos recursos para formar hombres íntegros y no aceptar lo superfluo del mundo capitalista. Siento que hay que respetar a un Dios y vivir en este mundo no para uno, sino para los demás”, dice.

-

Ch de Chiapas
-
“El proyecto de Chiapas es el que más me gusta de todos mis negocios”, comenta con orgullo. Romo es, sin duda, uno de los empresarios mexicanos más vinculados económicamente con ese estado sureño, en donde es corresponsable de 4,500 hectáreas en las cuales pone en práctica sus investigaciones en biotecnología.

-

“Yo estoy en Chiapas desde 1992. Tengo cultivos en la zona de conflicto y nunca he tenido un solo problema porque llegamos con progreso económico y social: tenemos enfermerías, programas de alimentación y un programa social muy agresivo. Pagamos sueldos muy atractivos y tenemos asociaciones con agricultores que están ganando lo que nunca habían esperado.”

-

¿Qué opina del movimiento zapatista? “No creo en la guerrilla, porque desestabilizó e hizo más pobre a la región, aunque también es cierto que ha servido para poner a Chiapas en el mapa. Pero le ha hecho un enorme daño al país y a miles de familias: gran parte de la crisis de 1994 se debió al miedo que fomentó la guerrilla.” Según él, antes del conflicto la economía estaba avanzando por buen camino y no había necesidad de mostrarse “tan radical”. “La presión social no disminuye con balas, sino promoviendo la riqueza”, anota.

-

¿Qué tanto respeta las culturas y religiones de las poblaciones indígenas? “Las respeto plenamente. Lo único que quiero es verlos a todos moralmente responsables, sin importar en quién crean. Lo que no acepto son las deshonras a la patria, los abortos, las faltas a la moral en el libre derecho por la vida. Todas las demás creencias, que sean bienvenidas. Quiero ayudar a los indígenas a ser buenos mexicanos y a convivir entre ellos. Y a enseñarles que no todos los empresarios somos como nos han pintado. Pero no con palabras, con hechos.”

-

D de Desigualdad social
-
“El problema de la distribución de la riqueza en México es grave, preocupante y deshumanizante. Y no hay un único responsable: quizá se le puede echar la culpa a alguien durante tres años, pero no a lo largo de 100. Ha habido mucha culpa del gobierno, pero también de los empresarios. Todos estamos en el mismo barco.

-

“Somos un país muy egoísta en general. Hemos creado una sociedad muy acostumbrada a recibirlo todo. Los obreros y campesinos mexicanos no están habituados a pelear 10 horas diarias. Tenemos que romper con el paternalismo, porque nos estamos enfrentando a otros países que no lo tienen. Hay que despertar, ponerse a trabajar y ayudarnos todos, sabiendo que los de mayor responsabilidad somos los que tenemos más preparación.”

-

Para Romo, dar riqueza y crecimiento a la población es la única manera de acotar las enormes diferencias sociales que prevalecen en el país. “Un ejemplo: mientras estuvo vigente el artículo 27 constitucional, 45% de la población no se benefició de sus tierras durante 60 años porque la ley no se lo permitía. Gracias a la reforma de la Constitución, ahora tengo más de 10,000 asociados en el campo, que tienen de una a cuatro hectáreas. Hace tres años no ganaban nada y ahora ganan en promedio $1,000 dólares por hectárea y por año. Esa es la manera de distribuir la riqueza: el señor pone la tierra y su trabajo, yo pongo el capital y el canal de distribución. Y vamos juntos en las buenas y en las malas. Para mí, hubiera sido más fácil comprar las tierras y quedarme con todo. Sin embargo, hubiera sido un empresario miope: o fabricamos muchos ricos, o no vamos a durar mucho tiempo. Tenemos la obligación de crear la riqueza compartiéndola.”

-

E de Ecología
-
Después de la equitación, Romo asegura que su mayor pasión es la conservación ecológica. Por ello, en las extensas hectáreas de su criadero de caballos en Monterrey también ha dejado espacio para un centro de reproducción de aves de presa y tropicales en vías de extinción. En él se reciben todos los animales confiscados por las autoridades, se les proporciona manutención y cuidado hasta que están en perfectas condiciones para reinsertarlos en su hábitat natural.

-

Del mismo modo, el empresario dice estar trabajando con las autoridades ambientales para instaurar un sistema de fomento a la inversión forestal en los estados del sureste de la república. “Es la manera más barata para México de llevar riqueza al campo”, asegura.

-

Además, su programa de reproducción de aves está conjuntado con un proyecto de protección de la Selva Lacandona: “Con él tratamos de erradicar el contrabando de aves: para muchas tribus, actualmente es mejor negocio criar tucanes o guacamayas que producir maíz. La idea es llevarles negocios alternos con tecnología, porque si se les da desarrollo económico no se comerán la selva. Si no, tendrán razón en hacerlo.”

-

F de Familia
-
Romo parece molestarse cuando se le pregunta si es hijo de familia rica: “Espiritualmente muy rica”, se limita a contestar. Según él, los recursos económicos con los que contó desde la infancia eran “absolutamente normales”: “Mi padre era un hombre de negocios, un industrial dedicado a los elevadores. Puso un negocio mediano, que prosperó con mucho trabajo, esfuerzo y talento”.

-

Muchos han querido vincular el espectacular ascenso empresarial de Romo a la fortuna de su suegro, Alejandro Garza Lagüera (hermano del propietario de FEMSA y de Bancomer). Pero eso es algo que el empresario desmiente categóricamente: “Nuestras familias han sido siempre muy amigas, mucho antes de que yo me casara. Siempre he admirado a don Alejandro, tenemos una gran relación, somos muy amigos y le debo mucho en mi formación. Pero en términos financieros nunca hubo favor alguno: nunca me prestó dinero, ni un peso. Además, si ese hubiera sido el caso, lo reconocería, porque en el mundo hay mucha gente con muchos recursos que nunca ha descollado. Si me hubieran dado algo lo diría con orgullo y agradecimiento: con ese uno que me dieron hice 50. Pero no fue así”.

-

Por lo que se refiere a su esposa y a sus cuatro hijos, Romo asegura que, a pesar de las 10 horas diarias que dedica al trabajo, existe “un contacto extraordinario” con ellos. “Como no acepto casi nunca estar en otros consejos de administración, ni figuro en las cámaras ni cúpulas empresariales, ni acepto reuniones de noche, casi todos los días ceno en mi casa. Mi vida se divide entre trabajar en mi oficina y estar con la familia, porque cuando practico deporte estoy con ella. Todos montamos a caballo.”

-

El empresario asegura haber educado a sus hijos para que sean conscientes de que no van a heredar su imperio. “Tienen que emprender sus propios negocios, porque en la vida no hay que dividir, sino multiplicar. Yo quiero que mis hijos se dediquen a lo que ellos quieran, siempre y cuando lo hagan excelentemente bien. Pero no van a entrar a trabajar conmigo. Eso es un hecho. Tienen que volar, probar y demostrarse a ellos mismos que pueden. No se trata de ponerles la mesa: ya los hubiera hecho flojos desde que nacieron.”

-

G de Global
-
Con oficinas de venta en 110 países y centros de investigación en otros 35, Pulsar es actualmente uno de los corporativos más internacionales de Latinoamérica. “Si pretendo ser un jugador importante en tecnología, tengo que estar en el mundo. O soy participante mundial o me vuelvo franquiciatario, y eso es algo que no me gusta. Mi filosofía me guiaba a tener una posición global en alguna industria.”

-

Dicho y hecho: actualmente Romo es líder mundial en la producción de semillas con 22% del mercado de todo el planeta, además de haber conseguido que casi la mitad de los ingresos totales del grupo provengan del exterior. Sus negocios están en todo el mundo: “Estamos por firmar un proyecto para reubicar un millón de agricultores en China”, cita a modo de ejemplo.

-

“O nos empeñamos en ser empresarios globales o nos van a comer. En cinco años México no dispondrá de aranceles para protegerse del país más poderoso del mundo. Sólo con la venta de cigarros, Philip Morris genera $8,000 millones de dólares de utilidad de operación al año, lo que equivale a dos veces las reservas netas de México. Contra ellos vamos a competir.”

-

Este desarrollo global va obviamente ligado a la firme apuesta que Romo ha hecho por la letra siguiente.

-

H de High Tech
-
Esta es su palabra favorita (“alta tecnología”) a la hora de referirse a cualquiera de sus negocios, ya sea en el ramo de construcción o en la cría de caballos. Y es que, para alguien que se empeña en medirse con los mejores del mundo, no hay ahorro que valga la pena cuando se trata de invertir en tecnología.

-

Prueba de ello son los casi 500 investigadores en biotecnología que ahora trabajan para Pulsar en todo el mundo, fruto de la compra de Asgrow Seed, Petoseed y DNAP. Actualmente destina 14% de su facturación en semillas y vegetales a investigación y desarrollo, una cantidad que piensa incrementar hasta que represente 18%.

-

Pero, ¿existen en México las condiciones suficientes para un eficaz desarrollo tecnológico? “¿Por qué no? —responde—. Las condiciones las da el empresario, no el gobierno. Yo hago investigación en Chiapas, Nayarit o Tabasco sin pedirle nada a nadie. Aquél que no lo hace es porque anda pidiendo que le reduzcan 20 cosas.” Ni siquiera parece demasiado preocupado por el hecho de que México no ofrezca suficientes incentivos monetarios para la inversión en tecnología: “Singapur, por ejemplo, ofrece condiciones fiscales extraordinarias para quien pretenda instalar un centro de investigación y por eso vamos a instalar una planta allí. Pero Estados Unidos no da nada y México tampoco: es cuestión de adaptarse a las condiciones de cada país.”

-

No obstante, sí quisiera ver más incentivos en la república: “El gran secreto de un presidente, y se lo digo siempre al presidente Zedillo, como se lo dije antes al presidente Salinas, es posicionar a México de forma más atractiva que el resto de los países para atraer capital y tecnología. Esa es la responsabilidad de los gobiernos. Yo estaría muy contento si me dieran incentivos, pero no esperé a que me los dieran para empezar a trabajar”.

-

I de Inseguridad
-
Romo es conocido por tener un enorme dispositivo de seguridad personal. Es más, se dice que lo resguardan unos 50 agentes entrenados en Israel. “No sólo en Israel, sino en todo el mundo —corrige—. Pero hay mucho de invento en esa cifra.” El empresario, sin embargo, se muestra reacio a precisarla, aunque reconoce que su equipo de seguridad es “de primera”. “Cuando hago una cosa, la hago bien. ¿Qué es más caro: prevenir o lamentar? La seguridad que tengo no es por miedo, sino por responsabilidad hacia mi familia, mis negocios y mis socios en el campo. No puedo andar jugando porque me siento muy macho.”

-

Al contrario de otros muchos empresarios, el directivo se niega a calificar la inseguridad como un problema exclusivo de México. “Es un problema mundial. En México es muy desagradable, como nunca lo habíamos vivido. Por eso debemos tener muchas precauciones. O nos protegemos o nos hacen un daño moral irreparable.”

-

J de Jinete
-
Lo sabe todo el mundo: la equitación es, de lejos, su pasatiempo predilecto. “La afición me viene de familia. Monto desde que tengo 11 años.”

-

Por ello, todas las mañanas Romo se levanta a las seis para llegar al criadero a las seis y media, en donde monta durante una hora antes de ponerse a trabajar. Los sábados y domingos monta cinco o seis horas.

-

Esta afición trascendió públicamente cuando el empresario decidió apuntarse en la selección olímpica mexicana para participar en los pasados juegos olímpicos de Atlanta. “Me encanta competir. No creo que pudiera montar solamente paseando a caballo, aunque nunca pensé llegar a la Olimpiada.” ¿Cómo se sintió? “Me gustó, es muy divertido. Si la edad me deja, tengo muchas ganas de volver a la próxima. No sé si ganaré, pero me pienso divertir.”

-

Según él, no hubo ninguna diferencia entre los demás atletas y los integrantes del llamado “Dream Team -económico”, los empresarios mexicanos amantes de la equitación que se desplazaron a Atlanta. “Eso fue producto de dos periódicos. Allá ni nos pelaban. Éramos unos caballerangos igual que todos. El mundo deportivo no lee -The Wall Street Journal”, argumenta.

-

Pero lo suyo no sólo es afición: Romo ha aprovechado las enormes instalaciones de su criadero en Monterrey para hacer negocios: a través de su marca -La Silla, ha conformado una cuadra profesional a escala internacional. De sus 45 caballos, cuatro compiten actualmente en Europa. “En México se necesita el triple de esfuerzo que en Estados Unidos o Europa para hacer un criadero”, dice. Pero el esfuerzo, asegura, vale la pena. Más aún si, como lo pretende, tiene éxito en las investigaciones genéticas que está realizando para la inseminación artificial de yeguas.

-

K de Kilates
-
Romo, dice, tiene un sueldo nominal en La Moderna de $120,000 pesos mensuales. Lo importante, sin embargo, es que Pulsar Internacional vende anualmente más de $2,800 millones de dólares y, en conjunto, sus empresas suman un valor de capitalización de $25,000 millones de pesos.

-

L de Liderazgo
-
En México, dice Romo, faltan líderes. “Prácticamente tenemos que reentrenar a los muchachos cuando los contratamos: la educación en México está muy delimitada a lo que sucedió en la era industrial y el mundo cambió hacia una industria muy dinámica de servicios: telecomunicaciones, biotecnología, ingeniería genética... Esa es una formación que va mucho más allá de lo que México puede ofrecer.”

-

Es por ello que el empresario ha conformado su propia escuela de postgrado en Monterrey, un “centro de excelencia” llamado Duxx, en donde cada año son elegidas 25 personas para recibir las enseñanzas de profesores cuidadosamente seleccionados en todo el mundo. “Hemos conformado un plantel académico sin precedentes —se enorgullece—. Nos dimos cuenta de que el nivel de maestrías en México era bastante pobre comparado con lo mejor del mundo. Me pregunté qué era más barato: becar a los alumnos o traer a los mejores profesores. La idea de Duxx es formar líderes con una gran preparación académica y una fuerte formación moral para que vengan a marcar la pauta en México para los próximos años.”

-

Pero Romo no sólo aplica sus teorías de liderazgo al selecto mundo de Duxx: “También tenemos escuelas de formación agrícola, para que el agricultor sepa cómo producir mejor en su actividad, y un programa para enseñar a los dueños de tiendas de abarrotes a ser más productivos”.

-

La idea es proporcionar educación para que en el corto plazo se cree la riqueza. “La reforma en la educación primaria y secundaria dará sus frutos en 20 años; pero México no tiene 20 años. Hay que ser pragmático: vamos a enseñar hoy a la gente a vivir mejor para que luego ellos tengan tiempo de enseñar a sus hijos.”

-

M de Maniqueo
-
Para Romo, el mundo se divide en dos grandes bloques: el de los buenos —encabezado por Juan Pablo II— y el de los malos. “Yo creo en el mundo honorable. Hay mucha gente que está muy perdida en valores.”

-

N de Nunca más
-
Eso es lo que debió decirse Romo cuando en 1983, según asevera, perdió hasta la camisa a consecuencia de la devaluación del peso. “Perdí casa, carro y todo lo que tenía por salvar mi único negocio, el de las pastelerías, y nadie me ayudó.” Por esa razón todavía conserva las pastelerías entre las empresas de Pulsar, a pesar de que éstas no representen ya nada para los ingresos totales del corporativo.

-

“Sigo con las pastelerías por una cuestión sentimental: para que nunca se me olvide de dónde vengo. Allí aprendí a quebrar, a no tener dinero para la colegiatura de mis hijos. Fue el negocio que me enseñó a edificar mis castillos.”

-

No obstante, el “nunca más” volvió a repetirse con Vector, la casa de bolsa que fundó. “Me equivoqué y perdí mucho. Nunca tuvimos la gente adecuada para un sector tan difícil.” Por ser la cabeza del grupo, Romo asume toda la responsabilidad de haberse equivocado no una, sino tres veces en la selección del personal para la casa de bolsa. “Rompí una regla: cuando me decido por algo, siempre dispongo de la gente adecuada. Me confié. Nunca analicé el daño que podía hacer al grupo un negocio tan pequeño.”

-

Y es que Romo no es un empresario particularmente atraído por el mundo especulativo: “Todo se les hacía fácil. Se la pasaban diciendo frases como ‘la emisora está barata, está rezagada, me late, siento al mercado caliente, lo siento nervioso...’ No me gusta el mundo bursátil”, confiesa.

-

La última y más grave equivocación en Vector también se remonta a un periodo devaluatorio. Durante el famoso “error de diciembre”, la casa de bolsa apostó a una bajada del dólar. “Y eso a pesar de que a principios de 1994 había dado una orden a todas las empresas del grupo para que no tomaran riesgos. Todos me hicieron caso, salvo Vector”, recuerda. Estos “oídos sordos” ocasionaron una pérdida total superior a $125 millones de dólares para Pulsar. “Fue una imprudencia y asumo la culpa porque no tuve los elementos para controlarlo. Me costó, lo afronté y le dimos la vuelta. En la vida hay que saber ganar, pero es mejor saber perder.”

-

Ahora, dice, puede hablar de ello con tranquilidad puesto que considera que ya tiene al frente a la persona adecuada para manejar las cuestiones financieras: se trata, ni más ni menos, de Pedro Aspe Armella, el otrora secretario de Hacienda de México. “Todo el mundo le tiene confianza a Pedro. Y como Vector había sido el patito feo del grupo, encontré en él la mejor forma para arreglarlo y darle un carácter de largo plazo, y no de especulación. Estoy encantado, porque antes tenía puros sustos y ahora puedo dormir.”

-

Un sólo matiz: Aspe no es empleado de Romo, es su socio. “Yo no soy su jefe. Él es -chairman director de la parte financiera y nos hemos asociado en el negocio de banca de inversión. A los líderes no se les da un jefe: a los líderes se les maneja como líderes”, asegura.

-

O de Orgullo
-
“Crear riqueza y derramarla es lo que más satisface”. Esa es la medida del éxito para Romo; su mayor orgullo. “Para mí, es más éxito ver los logros de Duxx, de mis asociados agrícolas y abarroteros, que ganar poco más o poco menos. Dar una casa digna, crear una nueva tecnología, es más satisfactorio que observar cómo se incre­mentan las ventas y crece la empresa.”

-

P de Pulsar
-
Pulso, equilibrio, sensibilidad, feeling, -son las palabras que definen el nombre del corporativo, creado porque “mucha gente se confundía conforme aumentaba el número de compañías”. Y cómo no: de iniciar con unas cuantas pastelerías y expendios de pan en 1982, hoy Pulsar es un conglomerado que otorga 25,000 empleos directos y 110,000 indirectos a través de sus operaciones agrícolas, financieras y de distribución en 110 países.

-

¿Soñó con este imperio? “Nunca me planteé tantas metas. Soy más práctico que eso: lo que nos hemos planteado es detectar sectores que no existen, tomarlos y desarrollarlos. Nunca había pensado estar tan fuerte en el negocio de semillas.”

-

Q de ¿Qué partido en el poder?
-
“Carlos Salinas hizo algo muy brillante: adoptó la agenda del PAN. Ideológicamente —y nótese que no hablo de democracia—, el PRI y el PAN están tan empatados que yo voto por el mejor candidato: el más completo, auténtico, visionario y con mayor capacidad de liderazgo. Es una cuestión de persona, no de partido.”

-

En este tenor, de cara a las próximas elecciones para la gubernatura de Nuevo León, Romo expresa: “Tenemos dos buenos candidatos (Canales y Natividad González, del PRI); ambos son gente buena. Sin embargo, creo en el principio de la alternancia en el poder que se da en la democracia. A Nuevo León, la experiencia le haría mucho bien.”

-

R de Regiomontano
-
Romo no es regiomontano de nacimiento. “Lo soy de corazón”, afirma. Pese a ser nativo de la ciudad de México, las raíces del presidente de Pulsar están en Monterrey. -Ser regiomontano: ¿filosofía, raza o religión? “Es símbolo de trabajo y rectitud, es sinónimo de buen padre y cabeza de familia”, responde.

-

El éxito de Monterrey, asegura Romo, se debe a que “aquí trabajamos 10 horas diarias más que el resto”. ¿Todos los demás son flojos? Aclara: “Ser regiomontano es un estado de ánimo, no el lugar donde se nace. Todos los que descuellan en el mundo son los que trabajan con más dedicación, y dio la casualidad de que en Monterrey se juntaron unos pocos más que en otros lados”.

-

S de Semillas
-
Hace apenas dos años, Empresas La Moderna (principal subsidiaria de Pulsar) obtenía 98% de sus ingresos de la producción y venta de cigarrillos. Actualmente, la División de Agro biotecnología —Seminis— ya representa 47% de las ventas totales. Este negocio nació de la experiencia de Romo en las mejoras biotecnológicas del cultivo del tabaco, luego de las reformas al artículo 27 constitucional. En busca de una posición global en una industria, Romo decidió invertir en la compra de varias firmas internacionales de semillas (Asgrow Seed, Petoseed, DNAP) para crear Seminis, con la que hoy tiene 22% de la producción mundial de semillas vegetales, con 35 centros de investigación en varios países. ¿A qué participación global aspira? “Me encantaría tener 50%, pero deberá ser a través de ganar participación de mercado y no de nuevas compras. El -antitrust no nos dejaría y, además, ya no hay nada que comprar.”

-

Incluso, en cosa de meses, se dio el lujo de vender la parte de Asgrow Seed que no le interesaba en un precio mayor al que la compró. “Eso demuestra que somos agresivos y conservadores a la vez: fuimos agresivos en consolidar, pero sabíamos que debíamos vender una parte. Y la vendimos bien porque vale mucho.” Romo tiene claro el corazón de este nuevo negocio: “Con la compra de DNAP adquirimos la compañía de tecnología más avanzada del mundo. Con Seminis tenemos las semillas, pero el control y manipulación de genes para inocularlos en las semillas lo conseguimos con DNAP. Hemos creado una empresa con una fuerza tecnológica sin precedentes.”

-

Por esto, a Romo le preocupa poco su nivel de endeudamiento. “Tengo cobertura de 3.5 a uno, con 60% de mis ingresos fuera de México. El múltiplo promedio de la industria de semillas en Estados Unidos es 33 veces sus utilidades. Los líderes andan en 45 y yo soy líder mundial”.

-

T de Tabaco
-
“Las campañas en contra del tabaco son muy exageradas. Yo no fumo, nunca he fumado y no dejo fumar a mis hijos. No soy un defensor del tabaco, pero tampoco lo satanizo. No es posible que haya más publicidad contra el tabaco que contra la droga, la homosexualidad o la pornografía”, dicta.

-

Recientemente, en Estados Unidos un enfermo de cáncer pulmonar demandó a una tabacalera, con éxito. ¿Podría suceder algo así en México? “Estados Unidos —apunta, molesto— es un país muy peculiar: en ningún lugar del mundo se dan los abusos de los abogados corporativistas como en ese país; han quebrado industrias completas como la de asbestos o la de seguros en su parte de daños. Su negocio es demanda tras demanda, y son irracionales. Científicamente, nunca se ha demostrado que el cáncer sea causado por el tabaco. Hay gente que se muere de enfisema pulmonar y nunca ha fumado. En México, la gente tiene más problemas estomacales y gastrointestinales que cáncer. Es un tema que nunca discuto porque es como creer en Dios y no creer. Es como la fe y soy muy consciente de lo delicado que es. Estoy informado de todas las investigaciones que se realizan y hasta hoy no me ha convencido nadie.” ¿Y si lo convencieran? “Lo dejo de producir”, responde.

-

Compromiso fuerte, sobre todo si se considera que la fabricación de cigarrillos es un negocio muy rentable para La Moderna. “El trimestre pasado exportamos 22% del volumen.”

-

Pero el tabaco, definitivamente, no es la apuesta de Romo. “Necesitamos ser los visionarios de los próximos 100 años. No podemos seguir cosechando de las industrias que empezaron hace un siglo. En este continente ya hay tres competidores gigantescos (Philip Morris, RJR Reynolds y BAT)”. O sea, en el mundo occidental, el futuro de Cigarrera La Moderna “es nulo”. “Y no es que vaya a desaparecer, pero no lo contemplamos como un sector que pueda crecer 20 ó 25% cada año. Calculamos que crecerá 3% en términos reales si seguimos con la dinámica de exportación.”

-

La filosofía de Romo es que “las industrias viejas deben dar dinero para las industrias nuevas. No me voy a diversificar hacia los alimentos, como lo han hecho Philip Morris y Reynolds. No me gusta. No voy a lo tradicional: tengo que usar el gran activo que tengo para ser líder en las áreas que van a ser claves en los próximos 100 años, como la biotecnología”.

-

U de Un negocio que le da “pavor”
-
Romo invirtió con mayor ímpetu en el área de la biotecnología porque “las telecomunicaciones me dan pavor”. Más concreto, explica: “No dimos todo el peso a las telecomunicaciones porque siento que llegamos tarde para ser líderes mundiales. Y tampoco me veía como un -carrier, porque al final es un commodity, cosa que trato de evitar. Es muy buen negocio para quien logre posicionarse en un mercado, pero para eso es necesario desembolsar una gran cantidad de capital para algo muy local, cuando yo quería algo más mundial. Por eso escogimos las semillas”.

-

Aún así, Pulsar participa en el campo de las telecomunicaciones: ni en telefonía local ni en larga distancia, pero sí en un fondo de inversión para nuevas tecnologías. Por ejemplo, capitalizó a Cabetel, una empresa dedicada al desarrollo, producción y comer­cialización de sistemas digitales para la comunicación a través de redes inalámbricas “Somos los más eficientes. Estamos exportando a Brasil, Estados Unidos y Filipinas.” Asimismo, hace cinco años se asoció con J. Keyboard, ex asesor personal de Ronald Reagan, para formar una compañía dedicada al desarrollo y comercialización de módems inteligentes, con capacidad de procesamiento de datos, basados en el lenguaje -Java”. El negocio se llama Flat Connections, con el que, en la reciente exposición Comdex de Las Vegas, un innovador módem ganó el segundo lugar entre los 5,000 expositores. “Tenemos 200 personas desarrollando -software en Silicon Valley, en California”, se ufana.

-

Pulsar también mantiene una participación en la inglesa Ionica, que compite en la telefonía local a través de tecnología inalámbrica digital.

-

V de Valor
-
“No hemos comprado un solo negocio al que no le podamos dar un valor agregado tangible al día siguiente de adquirirlo y en el tiempo convertirlo en un jugador importante.” El vertiginoso ascenso de Romo en la industria aseguradora ejemplifica bien este -modus operandi. Eso hizo con Seguros La Comercial, empresa que tomó en bancarrota de manos de Eloy Vallina y que, en un santiamén, convirtió en una de las aseguradoras más rentables del país. “La gente percibe una similitud entre el sistema financiero y el sistema bancario, y se olvida que para el ahorro interno el sector asegurador es tan importante o más que el bancario. No se puede invertir de largo plazo sin captar de largo plazo. En los seguros, vimos una buena oportunidad y nos salió bien.”

-

Así, los seguros —Seguros Comercial América y la ex estatal Asemex— son la piedra angular del negocio financiero de Pulsar. “Con Comercial América éramos la compañía más grande en riesgos privados. Con Asemex, fuimos por el hueco de mercado que no teníamos: riesgos públicos. En ese renglón es muy rentable. Hubiera sido más riesgoso empezar de cero.”

-

W de Wojtyla
-
“Su Santidad Juan Pablo II”, como él lo llama, es el personaje por el que siente más admiración. Y al Papa le suma a Ronald Reagan y a Margaret Thatcher, para formar “el gran triunvirato que cambió al mundo”.

-

“Como empresario y fuente de inspiración respeto a don Eugenio Garza Sada, y no porque haya sido el abuelo de mi esposa, sino porque fue un hombre ejemplar. Ahí está el Tecnológico de Monterrey como prueba máxima.” Admira a Bill Gates —“creó la industria que generó, en los últimos 15 años, 50% de los nuevos empleos en Estados Unidos”—, a Carl Ball —fundador de Petoseed— y a David Packard, “quien supo combinar familia, negocios y responsabilidad social”.

-

¿Empresarios mexicanos de hoy? Menciona a tres: Lorenzo Zambrano —“tiene talla mundial y lo estimo mucho como persona”—, Lorenzo Servitje —“con quien comparto ideología”— y Carlos Slim —“de quien se han dicho -muchas cosas, y yo siento que es un hombre de éxito y un gran ejemplo”—.

-

¿Héroes históricos? Podría parecer contradictorio, pero Romo admira al mismo tiempo a dos personajes antagónicos: Porfirio Díaz y Francisco I. Madero. “Díaz fue un gran visionario. Si se hubiese retirado 10 años antes, sería el mejor presidente que tuvo México”, sentencia. Sobre Madero, su tío / bisabuelo, apunta: “No sólo encabezó una lucha por la democracia, sino que puso todo su capital en ella”.

-

X de Incógnita
-
“Mañana podríamos comprar algo que nadie se lo espera, como algún negocio de -telemarketing.”

-

Y de ¿Y ahora qué sigue?
-
“Por ahora, vamos a fortalecer lo que ya tenemos. Lo más difícil cuando compras negocios es desarrollar una cultura. Al haber comprado negocios fuera de México, es necesario ahora amalgamar toda esa fuerza de investigadores hacia un objetivo común. Hay que afinar lo que no se contempla para el largo plazo e ir quitando aquello en lo que nos equivocamos. Pero eso no quiere decir que si veo algo interesante, no brinque, no sin antes estar seguro de tener el capital y el - management necesarios.”

-

Z de Zedillo
-
“Ernesto Zedillo siempre me ha gustado. Lo dije en televisión en enero y marzo de 1995. Es un hombre recto, moral, que ha sido muy consistente en su programa económico; no tiene tapujos. Puede gustar más o menos como político, pero yo le tengo confianza.”

-

Según Romo, Zedillo ha sido capaz de fortalecer los poderes legislativo y judicial. “El balance de poderes que tanto buscábamos cada día es más realidad. Hoy ya no voy a la ciudad de México a pedir algo al Ejecutivo: no tengo que pasar 70% de mi tiempo —como en las administraciones anteriores— mendigando para conseguir aumentos de precio para ser más productivo. Ahora se trata únicamente de luchar.”

-

Y es que Romo dice ser enemigo del “charoleo” para apoyar a los partidos político. “No me gustan esas componendas. Nunca he participado en esas reuniones. Si yo fuera un militante convencido, puedo financiar a quien me dé la gana. No necesito cenas, porque tampoco me interesa que me cobren o que me deban el favor. La mejor relación con el gobierno es ofrecer, no pedir; dar, no tomar. Es así cómo se gana el respeto.”

-

Romo fue, no obstante, un hombre cercano a Carlos Salinas de Gortari. “Fue un gran reformador y un gran estadista: reformó el artículo 27 constitucional, firmó el TLC, liberalizó la economía, privatizó la banca... La historia un día tendrá que verlo, porque el clima de linchamiento a su figura es injusto e irracional.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-

“Es muy fácil criticar el último año de su gobierno. Cuando uno está en crisis, se toman decisiones que quizá no son las más brillantes, pero hay que actuar.” ¿Y lo oscuro? “No puede haber impunidad para el enriquecimiento ilícito. Eso lo repruebo 100%. Es una pena que a un gran presidente le haya faltado ordenar a los que le rodeaban. Si es que se comprueba, tendría que aplicarse la ley con todo su peso. Si por el contrario, la ley señala su inocencia, la reivindicación sería lo justo.”

Ahora ve
Wayne Van Niekerk, el hombre que podría ser el heredero de Usain Bolt
No te pierdas
×