El hombre de la bolsa

Jaime Ibiza era dueño de una máquina de coser. Hoy es marca registrada de bolsas, con 17 boutiques
Sacnicte Bastida

“Estoy ganando sudor barato”, fueron las palabras que Jaime Ibiza dijo a -su padre cuando tenía 16 años y trabajaba en la fábrica familiar de -marroquinería –artículos en piel natural o sintética–. La respuesta fue -una liquidación oficial que constaba de una máquina de coser y 5,000 pesos.

- Enojado, asumió el reto y creó su primera colección de bolsas con cuatro -modelos tan clásicos como sus colores: negro, marrón y azul marino. Fue la -empresa paterna la que se convirtió en su primer cliente y le extendió un -contrato por cinco años.

- Hoy el diseñador espera ventas por 20 millones de pesos (20% más que el -año pasado), así como duplicar a 34 el número de las boutiques Ibiza. “Sé -que es muy ambicioso, pero vamos por buen camino”, dice Ibiza, un fanático de -Prada.

- A nivel internacional quiere posicionarse en el mercado centroamericano con -tiendas en El Salvador y Costa Rica. Incluso desfiló este año en el Fashion -Week, semana de la moda costarricense. Del evento concluyó que el mercado está -en esos países, a diferencia de Brasil, donde la forma y el color son mucho -más exagerados, y a pesar de que esa característica es de su gusto, en otras -culturas no funciona. En opinión del tapatío, México tiene influencias de la -moda estadounidense y europea, aunque el diseño local está cada vez más al -nivel de cualquier otro lugar del mundo y el consumidor tiende a ser menos -malinchista.

- Ibiza pertenece a la tercera generación de una familia de marroquineros -tapatíos y su hijo de 17 años ya muestra interés en continuar con la -tradición.

- Con 23 años en el mundo de la moda, Jaime es socio diseñador de las marcas -Sara Bustani y Christian Bach desde hace cinco y dos años, respectivamente. -Además tiene 1,200 clientes a nivel nacional entre los que se encuentran -Liverpool, Sears y cadenas de zapaterías.

- Su carrera, asegura él, se consolidó hace siete años y ahora dedica al -diseño la mitad del tiempo, porque es la esencia de la marca y pieza clave para -su negocio.

- Víctima de la moda
-
En el mundo de la moda la tendencia cambia cada mes y medio, tanto en color -como en diseño. Así que Ibiza buscó una nueva estrategia para calcular -adecuadamente sus inventarios. No quería que le faltara o le sobrara -producción.

- El esquema Ibiza, en lugar de lanzar dos catálogos al año como hacen los -demás (primavera-verano, otoño-invierno), consiste en fabricar partidas por -líneas preestablecidas, es decir, estima la producción de cada modelo y no lo -repite. Esto le permite agilidad en el negocio y crear expectativa entre sus -clientes. “La moda se renueva, y como los jitomates, pasa el tiempo y ya no se -venden”, afirma el empresario, que cuenta con 200 empleados y dos fábricas en -Guadalajara.

- Aprendió la táctica después de una experiencia que sufrió hace cinco -años. Apostó a fabricar 80,000 piezas de un mismo diseño y se le pasó la -mano: tuvo que abaratar su línea al dos por uno. Al final logró vender toda la -partida, sin embargo, ahora su lema es “se acabó y no hay más”, aún -cuando los consumidores lo exijan. “Soy un poco caprichoso y arriesgado, debo -reconocerlo”, se sincera.

- Otro recurso del fabricante tapatío es su línea sin marca dirigida al -mercado popular para tiendas tipo Coppel. Esto le ayuda a tener un colchoncito -entre cada producción. Los volúmenes son grandes, de entre 4,000 y 5,000 -piezas, y los precios por artículo son bajos, alrededor de 199 pesos. Es un -mercado constante con el que se cubrirá ante las eventualidades.

- Para medir las tendencias y observar el rumbo que toma la moda, Ibiza se va -‘de antro’ con sus hijos para saber qué es lo que los jóvenes están -llevando, y también sale con su esposa Maru, que siempre toma una bolsa de la -colección y le ayuda a publicitar los productos con sus amigas. “Llego a casa -y siento que sigo en la bodega”, afirma el tapatío.

- También la competencia queda en familia. El empresario comenta que su -hermano y su primo, con las marcas Cloe y Crabtree, respectivamente, son sus -principales rivales a nivel nacional. Pueden tener una gran cena familiar, pero -en los terrenos del negocio son totalmente herméticos.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

- Jaime Ibiza siempre busca ‘la tropicalización’ de sus productos, en -otras palabras, sus diseños están dirigidos totalmente a la mujer latina. Y -para reforzar sus ideales tiene un plan entre manos con una pintora de -Guanajuato que trabaja con un grupo de artesanos. “Estamos en pláticas y en -algunos trazos”, apunta.

- Hoy en día sus diseños en dorado, plata, rosa metálico, amarillo huevo, -tienen colores muy distintos a los de sus primeras confecciones... Valió la -pena que su padre lo despidiera.

Ahora ve
Organización capta el trato cruel que reciben las vacas en una granja de Florida
No te pierdas
×