En busca de la historia perdida

-

Los códices de México
María Sten,
Joaquín Mortiz,
133 páginas
México, 1999

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

- Hombres y mujeres llamados tlacuilos fueron los autores anónimos de los antiguos códices mexicanos. Sobre papel amate o en pieles de venado –se dice que también se utilizó corteza de maguey–, estos artistas desconocidos plasmaron en manuscritos pictográficos las creencias, rituales, historia y vida cotidiana de los pueblos maya, azteca, mixteco, otomí y tarasco. Su producción, aunada a los vestigios arqueológicos, constituye la principal herramienta para reconstruir el pasado mesoamericano. Sin embargo, al igual que tantas joyas arqueológicas, los códices han sido víctimas de un saqueo tan encarnizado que hoy 40 de los más importantes se encuentran en bibliotecas y museos del Vaticano, Madrid o Dresde, por ejemplo.

- María Sten, doctora en letras y estudiosa de las culturas mesoamericanas, se dio a la tarea de rastrear las huellas de muchos de estos códices y presenta Los códices de México, un libro tejido con historias breves y amenas. Armada de rigor en la investigación y de un manejo de la prosa ágil y desenfadado, la autora nos interna en la anécdota que narra los senderos recorridos por los códices, y además explica contenidos, ofrece contextos y, con los dibujos de Rafael López Castro, ilustra pasajes de este tesoro del México antiguo.

Ahora ve
Trece países de la OEA le piden a Nicolás Maduro suspender la Constituyente
No te pierdas
×