Finanzas personales. ¿Millonario yo?

Algunos promotores de inversión encuentran difícil que un mexicano de clase media llegue a millona
Dineronet

Si usted no es de los afortunados que se ganan la lotería o tienen un tío rico que les hereda su fortuna, no se desanime; quizás hay otro camino para llegar a ser millonario. Sólo necesita cuatro cosas: disciplinarse, ahorrar, ahorrar y ahorrar.

-

–¡Claro que me gustaría ser millonaria!– dice Sandra Pérez, una empleada de clase media.
- –¿Cómo lo lograría?–, se le pregunta.
- –Supongo que participando en juegos de azar como Melate o la Lotería. Es la única forma– dice. Piensa que sólo sacándose el premio gordo puede aspirar a tener una fortuna personal, descartando otras estrategias como ahorrar de modo permanente, invertir, tener disciplina financiera y controlar sus gastos.

-

“El mexicano tiene una actitud negativa hacia el ahorro porque viene de una cultura de la precariedad, donde pensamos que lo que no se puede obtener ahora después será más difícil conseguirlo”, explica José Luis Torres, sociólogo de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM). Piensa que en México no hay una cultura del futuro. Si acaso, matiza, sólo los grandes empresarios tienen una idea clara de la planeación, estableciendo metas a corto, mediano y largo plazo.

-

Algunos promotores de inversión ven difícil que un mexicano de clase media llegue a millonario sin un golpe de suerte, “porque su ingreso no se lo permite”. Sin embargo, creen que sería suficiente conformar un patrimonio que les permita tener un retiro digno. Eso se puede lograr con una fórmula: ahorrar 35% de los ingresos.

-

Ríase, pero no deje de leer. Ellos afirman que las personas de clase media que no puedan hacerlo seguramente tienen equivocado el orden en su escala de valores económicos. Y es que uno de sus errores más comunes es que gastan tanto o más de lo que tienen. Ocupan su dinero en lo menos importante.

-

Las fugas más comunes son las compras en abonos, la adquisición de autos ostentosos y las vacaciones de lujo. También existen errores repetitivos por género: los hombres gastan mucho en la vida nocturna y las mujeres en su arreglo personal.

-

Quizá tenga razón quien piense que el secreto de las grandes fortunas consiste en controlar los gastos más que en aumentar sus ingresos. Thomas Stanley y William Danko escribieron un libro titulado El millonario de al lado, donde hacen un perfil del adinerado promedio en Estados Unidos. Una de sus conclusiones es que los estadounidenses acaudalados no suelen vivir en grandes fortalezas, con un montón de carros en el garage, usando un Rólex de oro diferente cada día y tomando vacaciones en Tahití. Afirman que 80% representan la primera generación de su familia en obtener esos niveles de acumulación. Su mensaje es que casi cualquier persona puede ser millonaria.

-

La gente encargada de asesorar a los inversionistas define a sus clientes como personas metódicas, administradoras, conservadoras para invertir y con visión.

-

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Si intenta convertirse en uno de ellos recuerde que ser millonario es una manera de vivir:
- * Empiece por realizar un plan de gastos para controlar sus consumos y prepare un presupuesto doméstico.
- * Revise sus gastos, porque ahí suelen estar las fugas importantes.
- * No compre nada en abonos a menos que sea parte de su patrimonio y que se trate de un bien que cada día valga más, como una propiedad.
- * Adopte el hábito del ahorro. Puede pedirle a su empresa que un porcentaje de su sueldo lo deposite en un fondo de inversión. Trate de ahorrar el 35% de su sueldo.
- * Aprenda a invertir. Conozca más acerca del tema. Elija los instrumentos financieros que más se adapten a sus necesidades y metas particulares.
- * Diseñe un plan para invertir y hágalo regularmente.
- * No se distraiga de su proyecto y ahorre, ahorre y ahorre.

-

Ahora ve
Desconsolada, Ariana Grande volvió a casa tras el atentado en Manchester
No te pierdas
×