Gran cruzada automotriz

Las armadoras se preparan para crear un boom de los <I>crossovers</I>.
Jonathán Torres

Están montados sobre la estructura de una 4x4, muestran buen desempeño en la ciudad, son altos, su consumo de combustible es bajo y son de fácil manejo. Las armadoras los llaman crossovers (cruzados) y en los siguientes años aumentarán su penetración en el mercado mexicano. La apuesta de las armadoras por los cruzados intentará abatir “el estancamiento que pudieran registrar los vehículos compactos y SUV; se convertirían en los nuevos enemigos a vencer”, asegura Erick Haw Mayer, analista de la industria.

- Las armadoras asentadas en México reconocen la baja participación de estas unidades, que se caracterizan por tener las mismas prestaciones que los autos pero con carrocería de SUV. Sin embargo, no descartan la posibilidad de que los crossovers incrementen sus reportes de venta en México y hasta se contempla la estrategia de ensamblarlos en territorio nacional.

- Según el diario estadounidense The Detroit News, el Grupo Chrysler prevé lanzar un crossovers familiar de dimensiones medianas en 2007, con el sello de Dodge, que tentativamente se llamará JC49 y sería fabricado en la planta de Toluca, Estado de México. Para 2008 presentaría una nueva versión cruzada del PT Cruiser.

- Por su parte, General Motors desarrollará tres cruzados para sus divisiones GMC, Buick y Saturn. Mientras que Ford preparará el ingreso al mercado mexicano de la Freestyle y la fabricación de un nuevo cruzado que llevaría el nombre de Edge. Así, señala Haw, los crossovers ingresarán a la  competencia por lograr la preferencia de los consumidores mexicanos, que actualmente tienen pocas opciones en el segmento en que destacan la Nissan Murano y la Chrysler Pacífica.

- La base de la estrategia consta de dos aspectos: el precio ($350,000 pesos en promedio) y su desempeño motriz de gasolina (10 km por litro).

- “No hay duda: los cruzados incrementarán sus ventas. En cualquier instante, los modelos de este segmento aumentarán, gracias a su novedoso formato y al debilitamiento que, tarde o temprano, tendrán los autos compactos y todo terreno”.

Ahora ve
No te pierdas