Internet no es una panacea

En entrevista exclusiva, Bob Davis, director ejecutivo y fundador de Lycos da sus puntos de vista so
Juan Antonio Oseguera

Después de la adquisición de Lycos por parte de Telefónica, la palabra que escuchó Bob Davis –director ejecutivo y fundador del portal– del en ese entonces presidente de la firma española, Juan Villalonga, fue: “Felicidades”.

- Davis había oído hablar de Telefónica y de su poderío en la región hispanoparlante. Nunca imaginó que esta firma ibérica desembolsaría $12,500 millones de dólares por una ocurrencia que a él mismo le surgió en 1995. Una idea que, en cinco años, creció, prosperó y se colocó entre los portales –con poderosos motores de búsqueda y contenido propio– más importantes del orbe digital, comparado sólo con Yahoo!

- La entrevista exclusiva con Bob Davis tuvo lugar en la recepción de las oficinas centrales de Lycos; en Waltham, Massachussets, cerca de Boston. Davis prefirió dicho sitio, en lugar de su oficina. Esto le permitió ver la salida de sus empleados. A quienes tuvo oportunidad de despedir, desearles buen fin de semana, bromear con ellos y hasta invitarlos a unirse a la charla.

- ¿Están interesados en el comercio electrónico entre empresas (B2B)?
Lycos, por el momento, no entrará en el mercado b2b. Somos una empresa bien enfocada y, actualmente, cubrimos bien el segmento del consumidor.

- En términos financieros, ¿cómo está Lycos?
Vamos excepcionalmente bien. Para mediados de año, cuando cerramos el año fiscal, los ingresos aumentaron en 110%, ascendiendo a $291 millones de dólares. Este décimo octavo trimestre, de manera consecutiva, hemos alcanzado y superado los estimados de ascenso general.

- Muchos start-ups compran anuncios en los grandes portales, sin embargo, mientras más empresas punto-com cierran, parece que las ventas y las ganancias se alejan.

- También adquieren anuncios en otros medios. No obstante, ahora son los bricks&mortar –las organizaciones tradicionales– quienes compran publicidad. No estamos sujetos, afortunadamente, sólo a clientes del mundo virtual, tampoco hacemos intercambios publicitarios con la mayoría de ellos. Nuestro modelo de negocios es estable y diverso.

- ¿Lycos planea incubar otros negocios en internet?
Ya tenemos una incubadora, se llama LycosLabs. La incubadora no sólo ofrece fondos de inversión, también aporta otros recursos: gente, computadoras, espacio en oficinas.

- ¿Qué tipo de proyectos apoyan?
Brindamos una combinación de tecnología, infraestructura y asesoría. Pero no nos consideramos e-builders.

- Sólo apoyamos proyectos lanzados o prototipos de páginas, y que deseen operar en Boston o piensen trasladarse a esta región de Estados Unidos.

- ¿De dónde provienen las ganancias en Lycos?
70% de publicidad, 30% de comercio y… creo que eso suma 100%, ¿cierto?

- ¿Los negocios en internet no son rentables o están sobrevaluados?
No hay negocios punto-com o negocios en la web. Internet es tecnología, infraestructura, servicios de información, computadoras. La red es una suma de industrias. Internet no está sobrevaluada, acaso algunas empresas.

- ¿Cree en la nueva economía?
Por supuesto. Sin embargo, no creo que exista una industria de internet.

- ¿La revolución de internet ofrecerá lo que prometió la revolución industrial?
Creo que la revolución de internet es más profunda. Es mucho más incluyente, es global. No representa una panacea, no resolverá los problemas del mundo, ni podrá distribuir medicina. No obstante, sí puede unir esfuerzos, en todo el mundo, para luchar contra la pobreza. Internet es capaz de romper barreras, de propiciar nuevos modelos de negocios, de proponer novedades en todos los campos. Por ejemplo, en Holanda, recuerdo el cierre de un estación de radio, la cual 48 horas después retransmitía en la red de redes y a todo el mundo, pero ya no como una radiodifusora sino como un sitio web. En Macedonia, un periódico revivió en la red. Internet permite la expresión contra la censura y la represión.

- Otro ejemplo, éste de hace un par de años en la India. El gobierno utilizó la red como vehículo principal para evacuar, en un solo día, a miles de niños de una población en peligro. Aunque internet no ofreció una curación, sí proporcionó una solución inmediata.

- Y así puedo darte miles de muestras de lo que sí brinda internet. Déjame contarte uno más. Éste de México. Internet ayudó a dar a conocer, mundialmente, a los zapatistas y al subcomandante Marcos.

- ¿Cuántas empresas adquirió Lycos en el último año?
No recuerdo con precisión. Creo que seis… siete u ocho.

- ¿Está listo Lycos para el mundo del acceso inalámbrico?
Por supuesto. De ahí la fusión con Terra. De hecho, tenemos un teléfono marca Lycos con conexión a internet. La estrategia móvil se llama Lycos Anywhere (Lycos donde sea).

- ¿Qué tan importante es el contenido?
Es crítico. Y está muy ligado a la distribución. Con la iniciativa inalámbrica, el contenido irá tras el usuario, no como ocurre hoy.

- ¿Cuál ha sido la evolución de Lycos, desde 1995 cuando fundó el portal, hasta los albores del 2000?
He observado una evolución significativa. Al principio, rentaba una oficina a otra empresa, entonces éramos apenas 25 empleados. Hemos crecido hasta convertirnos en una empresa mundial, con operación en 26 países. Lycos se ha convertido en una de las pocas marcas de internet con amplio reconocimiento en todo el orbe.

- ¿Se imaginó una evolución de la empresa hasta este punto?
No, jamás imaginé que ocurriera esto. De hecho, nunca pensé que internet se convirtiera en lo que es hoy. Por ejemplo, en Lycos iniciamos como un buscador. Hoy es una red que ofrece una variedad de servicios, tales como recursos principales de navegación y búsqueda en la web; aplicaciones de comunicación y comunitarias, incluyendo creación gratuita de páginas web, correo electrónico sin costo, clubes, charlas, servicios de mensaje instantáneo; también existe la posibilidad de personalizar el portal al gusto del usuario. Hay un centro de compras con más de 3,000 negocios y una gran variedad de contenido sobre entretenimiento, música, noticias, diversión, información educativa y actividades para niños.

- ¿Cuántas páginas se agregan diario a la red de redes?
Creo que mil millones, pero no estoy muy seguro. No me preocupa eso.

- ¿Entonces cómo censa las páginas Lycos?, ¿qué hace el portal para ofrecer la mejor búsqueda en internet?
No seguimos todo lo que aparece a diario. Nos dedicamos a proveer lo mejor, lo más representativo y relevante de lo que contiene internet. Así que no corremos el riesgo de acumular, o cubrir la red en su totalidad, y saturar a la gente de datos. Tratamos de identificar lo que el usuario quiere o le interesa y sobre ello trabajamos.

- ¿De todas las herramientas de Lycos, cuál representa el negocio principal: la búsqueda de información, la creación de páginas en internet, la zona de juegos…?
No hay una respuesta para ello. Y no la hay porque todos son importantes. Es como si le preguntas a una televisora que es más importante: las noticias, los deportes, las telenovelas, o los programas de concurso. Así pasa con nosotros, todos los negocios son críticos.

- ¿Cómo ve a internet en los próximos cinco años?
Esta sí está difícil de responder. Creo que la tecnología inalámbrica sentará sus reales, pero nada que ver con los teléfonos inalámbricos, ya que se agregarán otros dispositivos con conexión sin cables. Por ejemplo, en Latinoamérica, la telefonía celular tiene altos índices de crecimiento y se ha convertido en una alternativa al servicio telefónico tradicional. También la entrega de bienes será crítica para internet. Y el concepto de compra de libros, música, revistas en línea cambiará radicalmente. 

Ahora ve
No te pierdas