La casa soñada... en pantalla

-
Luis Martín González G.

¿Vende su casa con alberca y se dispone, mejor, a buscar un departamento céntrico? ¿O le gustó, como para comprarlo, aquel coqueto edificio de 30 pisos? En cualquier caso, le será de utilidad saber que ya es posible echar mano del servicio de la Bolsa Nacional Inmobiliaria, un sistema computarizado de base de datos con información de todas las casas y edificios que en todo el país comercializan o promueven en arrendamiento los afiliados a la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios (AMPI).

-

Si usted desea comprar o vender alguna propiedad puede sacarle jugo a este desarrollo, fruto de un trabajo de 15 años que empezó con listados mecanográficos y culminó en diciembre del año pasado con el sistema inicial de la Bolsa Inmobiliaria, cuyo objetivo es proveer a todos los profesionales dedicados a este ramo de una misma base de datos. En 1996 esta base se perfeccionó gracias al apoyo de la empresa de información financiera Infosel, un sistema que utiliza una red privada que cuenta con servicios de información en línea y correo electrónico con acceso al público en general (intranet) dentro de -Internet, por medio del cual es posible utilizar un inventario de más de 1,000 oficinas inmobiliarias en todo el país.

-

La Bolsa Inmobiliaria disponible en Internet cuenta con información clasificada en inmuebles en venta y en arrendamiento para casas solas, en condominio, departamentos, bodegas industriales, comercios, terrenos y otros.

-

La información contenida en esta bolsa incluye la localización general y particular de cada inmueble, la superficie construida, el precio por metro cuadrado construido y por metro de terreno, distribución física, financiamiento, empresa y/o agente promotor, comisiones, datos sobre el contrato de exclusividad e información gráfica donde el usuario podrá ver en pantalla las fotografías de los inmuebles para darse una mejor idea de si el solar de sus sueños empata con la realidad prometida en esta Bolsa.

-

Así como los miembros de AMPI en todo el país tienen acceso automático a la red y quienes no están asociados pueden participar en el intercambio de información (si demuestran la antigüedad requerida en el negocio y cuentan con los conocimientos necesarios), el público en general que requiera información sobre cualquier tipo de inmueble puede obtenerla en forma resumida a través de -Internet. En caso de requerir más datos, las oficinas que manejen los inmuebles de interés podrán enviar información adicional mediante el servicio de -e-mail del sistema (http:/www.infosel.com.mx/ampi/).

-

Además de los beneficios obvios que la nueva Bolsa traerá para quienes se dedican profesionalmente al negocio, el público contará con información completa y precisa de los inmuebles que requiere, acorde a sus necesidades. Además, se logra un tercer beneficio: ordenar el mercado inmobiliario del país, contando con estadísticas objetivas en México.

-

Aspecto importante es el de la seguridad. En la Bolsa no se encontrarán los inmuebles contratados o manejados por “coyotes” o “marías” inmobiliarios, queriendo con ello obligar a los propietarios de inmuebles a contratar a profesionales. Con esto también se pretende evitar fraudes e incursión de personal no capacitado.

-

Por último, en unos meses se contará con una red mucho más amplia, que se extenderá a Estados Unidos y Canadá, países que ya cuentan con una red semejante a la que se está estructurando en México. Quién quita y podrá usted, a través de este medio, decidirse a comprar aquel -bungalow en Miami o esa cabañita en las afueras de Toronto que tanto le llenaron el ojo.

Ahora ve
Así fue el primer eclipse total de Sol en 99 años en Estados Unidos
No te pierdas
×