La otra medicina

-

Si dejar de fumar o perder peso le está costando más trabajo que nunca, la hipnoterapia puede ser una solución. Sin embargo, es muy importante que esta sea aplicada por un especialista calificado, quien a través de una hipnosis no muy profunda, le indica al paciente lo que debe hacer, partiendo del principio de que “la mente todo lo puede: querer es poder”.

-

A grandes rasgos, cuando se aplica para combatir la adicción al tabaco, el paciente dormido va recibiendo los mensajes que le dicen que ya no desea volver a fumar. Una vez despierto, la sensación de rechazo al tabaco es rotunda.

-

Esta técnica es utilizada también para tratar problemas de ansiedad ante la comida y otros trastornos físicos. Es preciso destacar que debido a que la colaboración del paciente es fundamental, la hipnosis nunca le obligará a hacer algo que no desee. Pero lo más importante es acudir con un profesional que infunda confianza.

Newsletter
Ahora ve
Científicos estudian el comportamiento extraño de las ballenas jorobadas
No te pierdas