La respuesta esta en el suelo

Con 40% del mercado tapatío en sus manos, la firma de geo-ecología sigue ganando clientes privados
Guadalupe Tavera Rico

Desde que las explosiones del 22 de abril de 1992 pusieron en evidencia que la contaminación del subsuelo puede ser una bomba de tiempo capaz de ocasionar una tragedia como la que sufrió la capital tapatía, las conciencias de muchos ciudadanos, empresarios y del gobierno despertaron para demandar un medio ambiente limpio y seguro. Y ello, de alguna manera, le abrió el camino a muchas compañías que están descubriendo en el mercado ambiental una verdadera mina de oro.

- Lainco es una de esas empresas. Su mayor éxito: haberse adelantado en una especialidad inexplotada en el país: la detección y cuantificación de sustancias contaminantes en el subsuelo y los mantos acuíferos, así como la instrumentación de programas de solución de los mismos.

- Dedicada por tres décadas a la ingeniería de servicios -básicamente en la mecánica de suelos, el control de calidad y la supervisión- la firma fundada por Lauro Calderón Flandes no incursionó en la geo-ecología a raíz de las explosiones del 22 de abril, sino unos años antes, cuando la conciencia ecológica no estaba tan generalizada en México. Sin embargo, ya se veía venir el Tratado de Libre Comercio (TLC) y, con él, una legislación más estricta en materia ambiental. A ese futuro fue al que le apostaron.

- "No es que los estadounidenses estén preocupados porque no contaminemos, sino más bien quieren que gastemos igual que ellos para que no haya desventaja en los costos de producción", juzga Leonardo Calderón Rozo, director general de Lainco. Lo cierto es que hubo tino: el nicho de mercado se ha ampliado de manera exponencial desde la puesta en marcha del TLC.

- "La legislación actual –explica- dice que quien adquiera un terreno o ya está asentado en él, es responsable de lo que está arriba y abajo, por lo que si hay un problema de contaminación lo tendrá que remediar a costos muy altos." De ahí que tanto las empresas ya establecidas como las que están llegando a México estén contratando servicios de ingeniería para cerciorarse que el sitio donde se asientan esté libre de contaminantes.

- Buenos alumnos
Dado que la geo-ecología es un área muy extensa, de momento la empresa tapatía se ha especializado en el trabajo de campo, dejando las actividades de laboratorio a especialistas en la materia tanto nacionales como extranjeros.

- Como quiera, ha participado en los equipos multidisciplinarios que manejan las auditorías del subsuelo de las refinerías de Petróleos Mexicanos (Pemex), como la de Azcapotzalco, Salamanca, Coatzacoalcos, Minatitlan. Lo mismo está haciendo en los talleres de mantenimiento de locomotoras de Ferrocarriles Nacionales de México, aunque también ha efectuado trabajos en plantas de General Motors, Motorola, Cementos Guadalajara, General Paint, Aceros Canesa y Harris Graphics, entre otras.

- Calderón detalla que, en su gran mayoría, todos esos trabajos los realizan contratados por empresas de Estados Unidos, lo que para la organización familiar ha representado foguearse con compañías que en cuestiones ambientales se las saben de todas. "Ha sido una etapa de aprendizaje muy drástica porque no estábamos acostumbrados a trabajar a su escala, pero hemos alcanzando los estándares de calidad que ellos quieren asevera.

- Preparados para cumplir lo mismo con las Normas Oficiales Mexicanas (NOM) que con los requerimientos de la Environmental Protection Agency o los programas de seguridad para manejos de materiales y residuos peligrosos de la Occupational Safety and Health Administration, el directivo no deja de reconocer que aún tienen muchas limitaciones. Mas aún, al medirse con los experimentados estadounidenses, quienes se están llevando la mejor parte de un mercado multimillonario.

- Ingeniería más ingeniería
Si bien la geo-ecología puede ser el campo mis prometedor, Lainco lleva más de 30 años de manejar otras áreas de la industria de la construcción. "Nuestra finalidad -define su director- es acompañar al cliente en todos los servicios que necesite desde que la obra inicia hasta que termina."

- La empresa, que labora con 80 empleados (entre profesionales y técnicos), participa desde que arranca un proyecto de construcción con los estudios de mecánica de suelos. Conocida como geotecnia, esta división lo mismo realiza la investigación del subsuelo para fines de cimentación de estructuras, que pozos, dragados, túneles, explotación de bancos, así como diversos muestreos.

- Durante la ejecución del proyecto también puede intervenir con programas de control de calidad. Como su nombre lo indica, esta es un área que cuida que todos los materiales utilizados en la obra negra (ladrillo, tabique, varilla o productos asiáticos, por citar algunos) reúnan los estándares de calidad.

- La fama de ser muy estricta en sus controles (incluso llegan a parar la obra si los contratistas no cumplen con los requisitos de calidad) la ha colocado como "la firma mas grande de provincia en este tipo de actividad". Tan sólo a nivel local, el entrevistado afirma tener una participación de 40% del mercado.

- Con menos suerte han corrido a nivel nacional. La razón "El centralismo siempre le ha dado los proyectos importantes a los de la ciudad de México, sobre todo las obras federales, donde cuenta mucho el amiguismo y las influencias", se queja Calderón. Aun así, "estamos entre las cinco firmas más grandes dedicadas al control de calidad".

- Para cuidar que un proyecto ejecutivo tenga un cabal cumplimiento, Lainco realiza labores de supervisión. La responsabilidad de esta división es más amplia que la de control, pues aquí no sólo vigila que el constructor cumpla con la calidad requerida por el proyecto, sino que haga lo mismo con tiempos y costos.

- De Mérida a Ensenada
La diversificación de Lainco le ha permitido participar, en toda su trayectoria, en más de 4,000 proyectos a lo largo y ancho de la República: desde el mismo corazón de la capital del país hasta la recóndita Isla de Cedros, en Baja California Norte.

- Sin ser "santos de la devoción de la obra pública", la empresa depende de ésta en 50%. Y es que contratada por constructoras como Bufete Industrial, ha entrado a los proyectos de paraestatales como Pemex, Ferrocarriles Nacionales o la Comisión Federal de Electricidad.

- El resto de sus trabajos los realiza en el sector privado, donde ha acumulado un vasto curriculum. Para dar idea de cómo se han echado a la bolsa a poderosos clientes, el directivo apunta que son parte integral del equipo de Maseca (han intervenido en todas sus plantas) y de las cadenas comerciales Sams Club y WalMart, de Cifra (para quienes han trabajado en 10 de sus tiendas).

- Con una facturación de alrededor de $2 millones de dólares, Lainco logró crecer a un ritmo de 20% durante 1994. No obstante, su director no se siente satisfecho y admite que podrían haber hecho el doble de trabajo si no tuviesen la limitante del capital de trabajo. De ahí que, para "no tener cuellos de botella y, por lo menos duplicar el ritmo de crecimiento", uno de sus propósitos de año nuevo es buscar invertir $1 millón de dólares.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

- Tras hacer una toma de conciencia, otra de las intenciones es corregir las debilidades de la organización tanto en lo que se refiere al nivel de su personal como en su funcionamiento administrativo, que siempre se ha llevado al estilo familiar.

- En pocas palabras, si Calderón padre fue de la idea que todo se conseguía con base en trabajo, y le funcionó, su hijo está consciente que estos son tiempos en que la innovación y la agresividad no pueden dejarse para mañana.

Ahora ve
Doce de los 40 aspirantes a ser candidatos independientes a la presidencia
No te pierdas
×