La unión es salud

Esta fusión dio lugar a la quinta farmacéutica más grande del mundo y, en México, a un competid
Yolanda Ruiz

Las fusiones entre las grandes firmas han puesto al mundo farmacéutico en ebullición. La nueva pareja que acepta la lógica de que, por grandes que sean los riesgos del matrimonio siempre será preferible correrlos a quedarse solo, la forman Astra, compañía sueca especializada en analgésicos y Zeneca, de origen inglés que ha hecho importantes hallazgos en el tratamiento de problemas cardiovasculares.

-

Es un cambio de vida para ambas firmas. “Astra y Zeneca siempre habían apostado por su permanencia en el mercado a través de lo que se llama crecimiento orgánico”, dice Rogelio González, el recién estrenado presidente en la nueva compañía. Esto es, basaban sus operaciones en la investigación y desarrollos propios, sin considerar la formación de alguna alianza. Pero la realidad desplazó estas ideas fijas y puso a ambos ante la disyuntiva: fusionarse o perder mercado.

-

La dinámica en la industria no deja alternativas. “A escala mundial, cada vez son mayores los requisitos para registrar productos, lo que ha significado gastos tremendos para las compañías farmacéuticas.” Producir un medicamento cuesta alrededor de $500 millones de dólares, explica González, y la patente para explotarlo sólo dura 20 años. “Las compañías farmacéuticas se han visto obligadas a buscar alianzas estratégicas.”

-

No se trata solamente de salvar la vida; al aliarse, las firmas buscan ganar posiciones frente a sus competidores. Ese es el siguiente paso que se plantean los nuevos aliados, que sin complicaciones unieron su nombre en uno: AstraZeneca. Al fusionarse, se convirtieron en la quinta farmacéutica más grande del mundo –considerando ventas– y la número tres, si solamente se toma en cuenta el mercado de medicamentos de prescripción, con ventas por $15,900 millones de dólares al año.

-

A raíz de la alianza, que tuvo un costo de $35 millones de dólares, AstraZeneca está valorada en $67,000 millones de dólares; Zeneca, que individualmente ocupaba el lugar 21 en el mundo, posee 53% de la nueva compañía.

País bien ubicado
Ambas empresas llevan, cada una por su lado, poco más de 30 años de operar en el país, pero con la fusión su historia tendrá que dar un giro. “Las fusiones afectan a México como un todo mundial, no de manera particular”, dice Rafael Gual, director ejecutivo de la Asociación Mexicana de Industrias de Investigación Farmacéutica (AMIIF). -

AstraZeneca es la número 15 en el mercado mexicano, con 2.7% de participación. Pero la pretensión, si logran capitalizar las ventajas que da la alianza, es subir ese margen a 5 (o incluso 7%) en los próximos años. En el caso específico de los medicamentos para el tratamiento de complicaciones cardiovasculares, González dice que se proponen afianzarse como los líderes absolutos, con 15% del mercado. Una de sus fortalezas, dicen los entrevistados, es que ambas compañías son compatibles, tanto en su oferta de productos como por la complementariedad de las áreas en que participan; por otro lado, atienden segmentos con una importante demanda: tratamientos gastrointestinal, cardiovascular, respiratorio, oncológico, anestésico, control del dolor y sistema nervioso central.

-

“La tendencia es fortalecer la planta que se queda en nuestro país con una inversión mucho más agresiva para atacar el mercado de la exportación”, señala Gual. Cita el ejemplo de Novartis, resultado de la unión en 1996 de Ciba y Sandoz,  que ha redundado, asegura, en el fortalecimiento de sus operaciones en el país para aprovechar las ventajas de su buena ubicación y de la mano de obra calificada. “Creo que (la fusión) tendrá un impacto positivo en México.” González dice que mejorarán su posición, pues “la imagen de ambas empresas es muy importante entre gastroenterólogos, cardiólogos, anestesiólogos, urólogos”. El reto, afirma el directivo, es igualar en México los grados de participación de la corporación en el mercado mundial.

-

Como el resto de las filiales de los grandes laboratorios, AstraZeneca México tiene en su capacidad de inversión una clara ventaja sobre las firmas mexicanas, además de que sus ventas a filiales de la propia corporación en otros países inyectan efectivo a sus operaciones. En México, las patentes solicitadas proceden, de acuerdo con el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), casi exclusivamente de las firmas multinacionales. Se calcula que el monto que estas grandes farmacéuticas dedican a investigación y desarrollo equivale a 18% de sus ventas. Uno de los objetivos, dice González, es desarrollar productos en un tiempo menor a los ocho o 10 años que les toma actualmente, lo que redundará en ahorros y reinversión.

-

Aunque a países como México llega una parte marginal de esas inversiones: la dedicada a la fase clínica de la investigación, cuando los medicamentos han entrado en la etapa de prueba. En términos de mercado, el escenario para las farmacéuticas establecidas en México es más interesante. Firmas como Glaxo Wellcome, Novartis, Eli Lilly, Barings, y la propia AstraZeneca, captan 45% de un mercado que en 1998 llegó a $4,400 millones de dólares, no obstante que, individualmente, ninguna alcanza una participación superior a 10%. Al lado de estos gigantes cohabitan 180 laboratorios nacionales de diferente talla.

-

Los hospitales y consultorios privados consumen 88% de la oferta farmacéutica en el país, en tanto que el 12% restante lo constituyen las compras de los organismos públicos de salud. Sujeta a los vaivenes de la economía mexicana, la demanda de medicamentos mostró un alegre crecimiento de 17% en el primer trimestre de este año, el más alto repunte desde 1996.

-

Síntomas de crecimiento
Como en otras áreas, México adquiere en el terreno de la elaboración de medicamentos, de forma paulatina, carácter de país exportador; por ahora, 30% de la producción se orienta a los mercados externos, entre los cuales Centroamérica es, en palabras de los industriales, un “mercado natural”.

-

La constitución de AstraZeneca también se traducirá para la filial en México en una mayor competitividad a escala regional, opina el representante de la AMIIF. No obstante que tiene plantas en Brasil y Argentina, la nueva compañía exporta desde este país 11 productos distintos a Colombia, Chile, Paraguay, países centroamericanos y Brasil.

-

Desde ahora, sin embargo, la compañía debe hacer frente al vencimiento de patentes de algunos de sus productos, lo cual ocurrirá en el año 2002. Al ocurrir esto, los beneficios se reducen significativamente pues, al vencer estas patentes –una suerte de derecho de exclusividad para la explotación de un medicamento por el hecho de haberlo creado–, de manera automática, otros laboratorios pueden desarrollar sus propias versiones de tales productos a precios más bajos. Así ocurre con todos los medicamentos de todos los laboratorios.

-

Sin embargo, las investigaciones en los laboratorios de AstraZeneca continúan. González afirma que actualmente tienen 55 moléculas en estudio que, de llegar a aprobarse, sustituirán a las patentes que terminen su vigencia. “Ya hemos competido en muchos países sin patentes. Cuando la patente caduca ya tenemos otro medicamento con mejoras para reemplazarlo. Cuando se termine la de Losec (producto líder en el mercado para la úlcera) en 2002, se espera tener un producto que lo sustituya con una nueva patente”.

-

La reestructura que sigue a una fusión hará necesarias, por otra parte, algunas medidas dolorosas. La compañía calcula que en tres años habrán de despedir a 6,000 de los 50,000 trabajadores que emplea en el mundo lo que, aunado a otras medidas, les significará ahorros por $1,200 millones de dólares. En México, país en el que emplean a 950 personas, el recorte afectará a alrededor de 10% de ellos, dice González.

-

No todo en las reestructuras son ahorros. En el caso de AstraZeneca se calcula que, a escala global, costará $1,100 millones de dólares ajustar las operaciones de las que, hasta hace pocos meses, eran dos compañías. (La cifra para México, a decir de González, es confidencial.)

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-

La efectividad de las medidas se verán con el tiempo; lo que cuenta, desde la óptica de la nueva compañía, es que la medicina fuerte ya la han tomado.

Ahora ve
Corea del Norte realiza su segunda prueba de misil en una semana
No te pierdas
×