Larga distancia <br>Y el consumidor, qu?

Casi un año después de verificarse la apertura del mercado de larga distancia, tres son los result

Cuando el 12 de agosto de 1996 las principales operadoras telefónicas de larga distancia recibieron el banderazo oficial del gobierno para empezar su operación lejos se veía que esta encarnizada competencia, basada en la publicidad, traería relativos beneficios para el consumidor.

-

Y es que muy a pesar de los intentos de National Computer System International (NCSI) por minimizar las prácticas de robo de boletas y cambios de elección del usuario, la larga distancia no ha dado aún lo mejor de sí.

-

A poco más de un año de la apertura, tres son los resultados más evidentes: ocho nuevos operadores de larga distancia están activos, 60% de los usuarios concretaron su elección y una fase de presuscripción que no garantizó la limpieza esperada en este proceso.

-

Información proporcionada por la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel) destaca los números alcanzados a julio de 1997. Entre ellos, que se entregaron alrededor de 12.1 millones de boletas de presuscripción a los usuarios de casi 6.7 millones de líneas telefónicas.

-

Pero se debe recordar que ya desde 1995 funcionarios de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) preveían un panorama alentador: planes de inversión por $5,800 millones de dólares, creación de 17,000 nuevos empleos y construcción de 51,000 kilómetros de fibra óptica, el doble de lo que había antes del proceso. La idea es que todo debería ocurrir entre 1996
y el término del año 2000.

-

Pero si se consideran las inversiones oficializadas, la realidad ya es diferente. Entre las cifras, -destacan $450 millones de dólares que sirvieron para que Alestra integrara su red de fibra óptica; $900 millones de dólares de Avantel para el mismo rubro en un tendido de 5,700 kilómetros, y $500 millones de dólares que le costó a Teléfonos de México (Telmex) conformar su equipo de interconexión. El resto, hay que decirlo, son inversiones de menor monto, que corrieron a cargo de operadores de menor tamaño.

-

La Cofetel sostiene que las inversiones ejercidas por los nueve operadores suman $1,500 millones de dólares y que se tradujeron en la construcción de 10,000 kilómetros de fibra óptica.

-

UN BAILE LLAMADO SLAM
-
Del lado de las disputas entre operadores por casos de slamming (es decir, la apropiación ilegal de un usuario que habría elegido a otro operador), de acuerdo con un reporte, a octubre de 1997 se han registrado 203,032 casos, de los cuales 128,854 han sido invalidados. De hecho, otro reporte de la Cofetel, la primera fase de presuscripción habría arrojado apenas 36,500 quejas.

-

Sin embargo, esta competencia en la que los contendientes parecen ignorar que el teléfono es –como suele decir el publicista Augusto Elías– “un producto afectivo”, dará mucho más de qué hablar.

-

Falta, por ejemplo, ponderar el desarrollo de la segunda etapa proceso de presuscripción para las siguientes 40 ciudades más grandes del país, medida que ampliará el mercado con 500,000 nuevas líneas.

-

Desde la apertura de la competencia en larga distancia, que empujó a los operadores a aportar más de 20% del total de la inversión publicitaria en México, los mensajes se han enviado en los más diferentes tonos y envases. Mientras Avantel destaca el tradicional descuido del otrora -monopolio, Alestra va por los selectos grandes usuarios y por el cliente de exclusivas zonas residenciales, Protel busca al empresario y Telmex recurre a los favores de un sospechoso (y dudoso) nacionalismo.

-

En los hechos, las cifras hablan por sí solas. Los clientes quieren nuevas opciones, sí, pero también mejores precios; hasta ahora, el prometido beneficio no se ha reflejado en una mejora de cargos en los recibos telefónicos. Incluso, muchos usuarios han tenido que pagar doble facturación. Al respecto, Elías comenta: “La publicidad continuará, pero el usuario se cansará de escuchar siempre los mismos mensajes”.

-

Se espera que en el corto plazo vendrá un periodo de comparación en el que las operadoras deberán luchar por mantener sus carteras de clientes. La magia publicitaria llegó a ubicar en una misma posición a pequeños y grandes competidores, pero sólo unos cuantos tendrán la capacidad para ampliar su gama de servicios para sobrevivir.

-

Sobre las tarifas, las empresas sostienen que el costo de llamadas de larga distancia es igual al que rige en Estados Unidos, pero estudios de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE) destacan que los servicios de telecomunicaciones tienen un nivel 10 veces superior de lo que cuesta en Estados Unidos, con quien México efectúa 80% de su comercio exterior.

-

La posición de ejecutivos de Avantel y Alestra, los dos nuevos operadores de larga distancia más -importantes del país, es que sólo con menores costos de interconexión –que hoy guardan una proporción de hasta dos veces más de lo que se cobra en mercados como Estados Unidos– crearán beneficios al consumidor... es decir, tarifas inferiores.

-

Ejecutivos de Telmex no estuvieron disponibles para responder a la nueva relación que vivirán los operadores de larga distancia. Este mercado se complementará con la telefonía local, que arrancó su periodo de apertura con la publicación del reglamento el pasado 23 de octubre.

-

Baste decir que, sin incluir lo que sucede en el renglón de la larga distancia, la telefónica mexicana invertirá $1,200 millones de dólares para la instalación de un millón de líneas telefónicas.

-

INTERCONEXIÓN A PRUEBA
-
Para los competidores de Telmex en la larga distancia hay factores que habrían generado un proceso aún más pulcro, condición fundamental para la competencia.

-

De ser así, Avantel no habría impugnado el pago de los $524 millones de dólares que Telmex invirtió en equipo de interconexión y se aplicarían sanciones en el caso de impugnaciones por casos de slamming. Jorge L. Rodríguez Soria, director comercial y de mercadotecnia de esta telefónica, dice que para que exista una competencia abierta se requiere que la autoridad actúe con rapidez y eficacia. “Es evidente que en dos años ya existen resultados, pero para -generar confianza hace falta ver qué tan transparentes y correctas son las reglas del juego”, comenta Rodríguez y agrega que la sanción debe ser aplicada con un papel de por medio.

-

Desde el inicio de esta contienda, Avantel ha presionado para que se alcance un esquema de competencia justo. La razón es más que evidente: son los mercados de México y Brasil donde esta firma ha puesto sus ojos. Sobre estos mercados, Rodríguez destaca: “Sabíamos del potencial.”

-

Producto de la alianza entre MCI Communications y Grupo Financiero Banamex Accival, Avantel planea para 1998 una inversión -operativa de $50 a $100 millones de dólares. En sus dos años de operaciones, la telefónica ha inyectado $900 millones de dólares para la construcción de 5,700 kilómetros de fibra óptica.

-

Y aunque actualmente esta empresa deberá enfrentar lo que se desprenda del proceso de la nueva fusión operativa de MCI con otro gigante de las telecomunicaciones (a decidirse entre WorldCom, British Telecom y otro par de postores), los negocios en México están claros.

-

Días antes de que la SCT emitiera las reglas para la operación de servicios de telefonía local, Rodríguez dijo que Avantel iría por más concesiones, si bien no detalló los presupuestos. Ello implicaría que las futuras inversiones se contarían por cientos de millones de dólares.

-

El ejecutivo de mercadotecnia considera que en los próximos meses la publicidad seguirá siendo parte importante del reforzamiento de sus operaciones. Los mensajes incorporan a grandes usuarios, a algunos clientes en Estados Unidos y, al parecer, también a otro grupo de usuarios, inconformes con los servicios de Telmex que buscan precios competitivos.

-

¿No temen cansar al consumidor con una publicidad llena de quejas y reproches? Rodríguez se defiende: “Atacar los puntos débiles de la competencia da resultados”.

-

El directivo dice estar consciente de que, en esta lucha, la única opción de “llegar a un mercado masivo con un producto intangible, en el que no se puede tocar a todo mundo”, la mejor solución es la publicidad en medios abiertos de comunicación.

-

LÓGICAS DISTINTAS
-
En Alestra, sus ejecutivos piensan lo contrario: clientes selectivos, hambrientos de servicios de valor agregado, que dejan en segundo lugar el aspecto precio.

-

Pero también Jorge Escalona, director general de Alestra, considera que el tema regulatorio es fundamental. “Esto es un negocio donde tienen que haber reglas claras y se tienen que ejercer para castigar al que no cumpla.”

-

El ejecutivo considera que de la naturaleza de las normas que regularían las próximas licitaciones, dependerá la confianza que tengan las compañías para recuperar la inversión. “Si los costos son excesivamente altos, los precios serán elevados y no se verán los beneficios de la apertura”, explica. El ejecutivo considera que, en el futuro, la transparencia del proceso y la aplicación de las reglas serán una buena arma para quienes entregan dividendos a accionistas y buscan nuevas conquistas de mercados.

-

Aún así, los requerimientos de interconexión tienen un fin distinto al de sus competidores. “Servicio personalizado las 24 horas del día, con patrones de uso flexibles y servicios que rebasan una llamada de larga distancia con mercados como la transmisión de datos”, detalla Escalona.

-

En 1998 la operadora incorporará servicios de valor agregado orientados al mercado residencial y grandes usuarios. Se esperan productos que superarán lo alcanzado por los servicios digitales conmutados, líneas privadas digitales, servicio 800 nacional e internacional, frame relay, redes privadas virtuales y tarjetas corporativas de llamadas.

-

Hasta ahora, el camino seguido por esta firma –producto de la coinversión de Alfa, AT&T y VISA–, se ha fortalecido con la incorporación del servicio World Partners, con cobertura en 35 países.

-

La incorporación se desarrollará desde la ciudad de México, Monterrey, Tijuana y Ciudad Juárez, donde la operadora cuenta con cinco centrales digitales, que representaron una inversión de $50 millones de dólares. La interconexión de Alestra en estos cinco mercados fue el complemento a los $500 millones de dólares que invirtió para la construcción de 4,300 kilómetros de fibra óptica. Para el próximo año la compañía proyecta una inversión de $250 millones de dólares en gastos operativos.

-

Alestra, dice Escalona, seguirá siendo tan mexicana como la intención de ingresar a los procesos de licitación de espectro radioeléctrico, lo que le dará la opción de aumentar su participación en el mercado de telecomunicaciones. Esta firma invirtió $86.9 millones de pesos en la adquisición de bloques de frecuencias para servicios en el Distrito Federal, Guadalajara y Monterrey, como parte de las subastas de espectro radioeléctrico del 28 y 30 de julio pasado. Las frecuencias adquiridas se ubicaron en las regiones cuatro, seis y nueve, que también cubren otros estados (como Coahuila, Tamaulipas, Colima, Michoacán, Nayarit, Hidalgo y Morelos).

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-

Tan largo como los más de 50,000 kilómetros de fibra óptica tendidos a lo largo del país es el camino que aún falta por recorrer en lo que toca a servicios de telecomunicaciones en México. Los nuevos competidores lo saben y estarán ahí para sacar provecho.

Ahora ve
Astro Scale, la empresa japonesa que quiere limpiar el espacio
No te pierdas
ç
×