Micrófono abierto. ¿Quién es Guadalup

-

Hace 10 años Guadalupe Loaeza escribió, para el Instituto del Consumidor,  Compro, luego existo. Ahora llega al mercado –también por un encargo de la ahora Procuraduría Federal del Consumidor– Debo, luego sufro. No es una saga del primero, pero sí el reflejo de los mismos personajes que ahora se enfrentan a una sociedad consumista. Un ensayo desconsolador, aunque con humor, que ella define como “mi mejor arma”.

-

¿Cuántos hijos tienes?

-

Tres. Diego, el mayor, que está en España; Federico de 25, próximo a casarse y Lolita de 23 que vive conmigo.

-

¿Con cuál te identificas más?

-

Con el mayor y con la menor, Federico tiene un carácter muy fuerte, creo que me alucina.

-

La cama ¿para reconciliarse o para iniciar la contienda?

-

Para las dos cosas.

-

¿Algo que siempre quisiste tener de niña y no tuviste?

-

Amor.

-

¿Qué olor te devuelve a la infancia?

-

El de la crema Nivea; me regresa al internado cuando tenía cinco años. Me veo en la fila  para ir al baño, con una batita escocesa, llevando mi jaboncito y mi crema.

-

¿Cómo te imaginas la vida después de la muerte?

-

Más tranquila. Sin Periférico, ni Viaducto, ni ejes viales. Sin Fox.

-

¿Qué personaje te haría cambiar de banqueta?

-

Carlos Salinas de Gortari. Tengo el mismo sentimiento por él que por Hitler.

-

¿Cuándo mientes?

-

Cuando me siento culpable.

-

¿Guadalupe o Lupita?

-

Guadalupe, definitivamente.

-

Ahora ve
A cien años del nacimiento del ‘ídolo de Guamuchil’, Pedro Infante
No te pierdas
×