Niños. Ilusiones navideñas

-

“Los Reyes Magos te traen cosas si eres bueno; la otra vez yo fui buena y me trajeron muchos regalos”, explica Sara, de seis años. “Yo quiero mucho a los Reyes Magos y a Santa Claus, pero Santa está muy gordo porque come todo el tiempo”, continúa.

-

Llegó la Navidad, y con ella, la ilusión de un sinnúmero de niños que esperan ansiosos sus juguetes, y afirman sin dudarlo un instante, que durante el año anterior su comportamiento fue más que ejemplar.

-

Hasta pasados los siete años, la mayoría creen que, como magos que son, los Reyes hacen una larga travesía para acercarse a ellos cargados de presentes una vez al año. La escuela, con sus pastorelas y adornos, contribuye en gran medida a que la devoción de los pequeños se mantenga intacta. Sin embargo, en la frontera de los ocho años (aunque el entorno familiar puede hacer tambalearse esta información) empiezan las dudas y, si bien durante un periodo más o menos largo, dependiendo de los casos, los niños prefieren –porque les conviene– hacer caso omiso de las sospechas y los chismes, se puede afirmar que, cuando no antes, entre los nueve y los 10 años se enfrentan a una primera y dolorosa verdad: los Reyes Magos no existen. “Se trata de una de las primeras desilusiones fuertes de cualquier pequeño –explica Gabriel Flores, psicólogo infantil–. Es como un desengaño. Su reacción dependerá de la forma como se entere y de la actitud de sus padres y familiares.”

-

Pero no hay de qué alarmarse: aunque la tristeza parece ser la más común de las reacciones, ningún niño llega a consulta únicamente por estas circunstancias.

-

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los Reyes Magos y Santa Claus son los papás… Y usted, ¿recuerda cómo se enteró?

-

Ahora ve
Saqueo de comercios en Táchira obliga al envío de 2,600 militares
No te pierdas
×