Pobreza mojada

Los ancianos hispanos pobres se triplicarán sin beneficios fiscales.
Redacción /

El sistema de seguridad social de Estados Unidos está en aprietos. No sólo tendrá que empezar a pagar en 2008 las jubilaciones de los nacidos después de 1946, conocidos como los baby boomers, sino que el número de ancianos hispanos pobres podría pasar de 16% a 55% en los próximos años, apunta un estudio del Consejo Nacional de La Raza (CNLR).

- Janet Murguía, presidenta del CNLR, dice que si el Congreso no aprueba beneficios fiscales reembolsables sobre las aportaciones de los hispanos a los sistemas de jubilación –conocido como 401K–, y además facilita el acceso a planes complementarios de pensiones privados a esta población, el número de hispanos mayores de 60 años en situación de pobreza se triplicará.

- El CNLR ha propuesto al Congreso la aprobación de incentivos fiscales y medidas como la inscripción automática en planes de ahorro 401K, ampliar el crédito del ahorrador y mayor asesoramiento financiero especializado en ahorros para la jubilación. Así, se mejoraría sustancialmente la seguridad de jubilación para los trabajadores latinos.

- Datos de la Oficina del Censo revelan que de los 38.18 millones de hispanos que habitan actualmente en Estados Unidos, 19.4 millones cotizan en el sistema de seguridad social. Las aportaciones al sistema de pensiones de los latinos asciende a poco más de $50,000 millones de dólares.

- El informe Retirement Security for Latinos: Bolstering Coverage, Savings and Adequacy demuestra que el saldo medio de los hispanos en las cuentas de ahorro 401k es de $10,480 dólares, contra $53,670 dólares la población general. Esto significa que cuando los hispanos lleguen a la edad de jubilación (60 años en promedio) recibirán una quinta parte de la pensión que el resto de los estadounidenses.

Ahora ve
Esta es la única versión de ‘Despacito’ que nos faltaba: la de Donald Trump
No te pierdas
×