Por el conecte latino

Cisco Systems destinará más recursos a Latinoamérica y sus planes para México son los más ambic
Ricardo Guzmán

Latinoamérica es un negocio seguro para Cisco Systems. No sólo será la región a la que más recursos destinará, sino donde sabe que el retorno de la inversión está garantizado. México será la punta de lanza de este esfuerzo.

- “Hace tiempo éramos la cola del tigre, ahora somos la cabeza”, asegura Carlos Carnevali, vicepresidente de Cisco Systems para Latinoamérica, refiriéndose a la importancia que ha cobrado la región, antes denominada Grupo Americano, en el marco de una presentación de resultados financieros sumamente benéficos para John Chambers, mandamás de la firma.

- Mientras China desacelera, explica, los inversionistas saben que en Latinoamérica se vive un nivel de riesgo históricamente bajo que esperan se mantenga en México durante la próxima transición política. Por eso proyectan acercarse a los gobiernos locales para hacerles ver la importancia de la inversión en Tecnología de la Información (TI). Y es que su argumento es lo suficientemente poderoso como para calcular el potencial que tiene este sector: en la región que comanda, la inversión en TI sigue siendo raquítica (1.22% del PIB), mientras que Estados Unidos destina 5%. “Hay que trabajar con los gobiernos de los países que van a tener un hipercrecimiento”, insiste el directivo. Y los retos son completar la famosa ‘última milla’ y facilitar el ingreso a zonas donde la tecnología aún no llega.

- Sin especificar montos, Carnevali anuncia que México será el país con mayor concentración de recursos, sin descuidar a Brasil. Colombia, Venezuela, Argentina y Chile siguen en la lista, en tanto que el resto de los países ofrecerán soluciones más masivas.

- México es el país que mayor negocio le representa al corporativo con un crecimiento de 20% en el año fiscal y va por 30% para el siguiente, meta que deberá cumplir Jaime Carpenter, presidente de la subsidiaria, una meta ambiciosa pero también factible, afirman ambos ejecutivos. A pesar de que no revelan los montos exactos, la cifra cobra importancia por sí sola si se tiene en cuenta que el corporativo registró un crecimiento de 11.1% en el año fiscal.

- Carpenter adelantó que tienen planes en la mesa de la Comisión Federal de Electricidad sobre el derecho de vía y transmisión de información. Otro punto que ayudará a cumplir la tarea es el volumen de voz entre México y EU, que se ubica entre los primeros cuatro del mundo, y cuya demanda seguirá en aumento. Sin perder de vista la tecnología de moda, el triple play (televisión, telefonía e internet por la misma infraestructura) en donde Cisco ya se frota las manos pensando en el potencial únicamente del protocolo de internet (IP).

- “El mercado no espera y el nombre del juego es IP”, resume Carnevali, quien adelanta que invertirán en soluciones verticales para áreas específicas como finanzas, telecomunicaciones y el sector de venta al menudeo. “Vamos a atacar el área comercial con call centers, que aprovechan la infraestructura y los beneficios en costos de IP”, asegura el directivo quien, por cierto, es el primer latino encargado de la región.

- Fe en la tecnología
En Cisco se confiesan agnósticos, ajenos a tecnologías propietarias y dispuestos a estrechar relaciones con sus socios. “Nada que fue impuesto, tuvo éxito en la historia. Eso se ha probado. Nosotros queremos ser socios, nunca competir”, subraya Carnevali.

- El objetivo es poder ofrecer más con menos; es decir, con menor inversión llevar más banda ancha a más lugares. “Llevar más contenido, más información. Permitir que se hagan transacciones más fácilmente”, afirma el directivo, quien resume su filosofía: “Cisco vive de imaginar cómo es que el cliente puede dar más”. Hasta ahora, los resultados financieros y el crecimiento de la compañía, que fue de las pocas que sufrió menos descalabros en el precio de sus títulos durante la época de la caída de las puntocom, lo han demostrado.

Newsletter
Ahora ve
La historia del bebé que nació con 4 piernas y 2 columnas vertebrales
No te pierdas