Ron sin cruda

Una marca mexicana que compite uno a uno con sus pares de Jamaica.
Juliana Fregoso

Hace tres años, Raúl Herrera escribió dos veces el nombre de México en la -historia del ron. Primero, cuando presentó su Ron Macollo en el Festival -Internacional de Ron, en Canadá, algo inédito para un ron mexicano. Segundo, -cuando en la misma edición esta bebida ganó la medalla de oro con su versión -añeja.

- La forma en que esta marca entró al mundo de los rones, acaparó la mirada -de los conocedores. “En mi último viaje a México, probé el Ron Macollo… -Era excelente. Tan bueno que ganó un premio en el certamen internacional de -rones”, escribió Sheila Swerling-Puritt, columnista del sitio especializado -en vinos TonyAspler.com.

- El lugar donde se produce esta bebida se parece poco a Jamaica, la cuna del -ron. Se trata del municipio Casimiro Castillo, de sólo 20,000 habitantes y -ubicado al suroeste de la capital jalisciense. El impacto del ron en el mundo -les hizo adoptar al Ron Macollo como un símbolo de la región.

- Producir un ron en tierras tequileras provocó muchas dudas sobre su -viabilidad. Pero en pocos años, este proyecto las despejó al convertirse en -una agroindustria que vende más de $12 millones de pesos al año y que produce -más de 2,000 litros de ron, la mitad de los cuales se venden en el extranjero.

- Hoy en día, esta bebida se exporta a Holanda, Bélgica, Alemania, Francia, -Luxemburgo y Canadá. Este año, la empresa Ron Macollo planea empezar a -venderlo en Inglaterra, España, Estados Unidos y Rusia. “Estamos produciendo -cosas de mucho valor, pero como en México no existe una cultura generalizada -sobre las bebidas alcohólicas, se está desarrollando una vocación exportadora”, -explica Francisco Fernández, director de Desarrollo Empresarial y Oportunidades -de Negocio de la Secretaría de Economía.

- Al factor cultural hay que agregarle el fiscal. La carga impositiva -incrementa el precio final de la bebida hasta 50%, cuando se vende en el -interior del país. Esto obliga a muchos productores a elaborar licores para el -bebedor extranjero.

- Sin resaca
-
Fanático del ron confeso, este empresario, que hasta 1998 litigó como -abogado, tuvo la idea de producir un licor de alta calidad que no siguiera el -mismo proceso de producción de los rones tradicionales. Herrera eliminó la -melaza como materia prima, se abstuvo de acelerar la fermentación con químicos -y omitió de la mezcla los saborizantes y colorantes artificiales.

- El elemento más distintivo de esta bebida es que no provoca resaca. Esto se -logra al eliminar el metanol de los componentes del licor. Esta sustancia se usa -en la mayoría de los licores, pero en pequeñas cantidades (300 partes por -millón en cada litro de alcohol, cuando mucho). Al mezclarla con más de 400 -compuestos sirve para darle color, sabor y olor a la bebida.

- Así, después de cuatro años de pruebas y una inversión inicial de $1 -millón de dólares, el Ron Macollo salió al mercado.

- Integrar la empresa fue fácil. La Fundación Produce Jalisco, asociación -civil que promueve la transferencia de tecnología al campo, conectó a Herrera -con la comunidad indígena de Cuzalapa, que pedía apoyos económicos para -continuar con su actividad agrícola y encontrar mercados para sus cultivos.

- Gracias a esta alianza se le puede dar destino a más de 1,000 toneladas de -caña al año, antes usadas como forraje para alimentar ganado. “Este proyecto -representa un abanico de posibilidades para esta comunidad que vive del -autoconsumo y que está integrada en su mayoría por personas de la tercera -edad. Los jóvenes ya emigraron a Estados Unidos”, dice Minoru Yanome, vocero -de Fundación.

- Herrera trabaja junto con los productores de caña de azúcar de Cuzalapa, -para obtener la certificación como bebida orgánica.

- Sed de crecer
-
El ron, el tequila y el brandy son las bebidas que más se consumen en -México, sin contar a la cerveza. Las ventas de ron cayeron 40% en la última -década, pero a partir de 2003 esta bebida registra un repunte de 5% anual, -principalmente entre adultos mayores de 30 años, según estudios realizados por -Latin America Research Specialist.

- Herrera produce un ron en tierra del tequila, también por motivos de -rentabilidad. La caña tiene un precio fijo, que en la zafra pasada fue de $380 -pesos por tonelada, mientras que el precio del agave puede triplicarse en unos -cuantos meses.

- Eso no quiere decir que la producción de Ron Macollo sea económica. -La compañía ha invertido en esta bebida $5.5 millones de dólares desde el -inicio de las investigaciones y, hasta ahora, toda la utilidad se ha -reinvertido, a decir de Herrera.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

- La mayor parte de esta inversión son recursos propios. Sin embargo, obtuvo a -fines de 2004 un crédito del Fideicomiso de Riesgo Compartido (FIRCO) por $2.18 -millones de pesos y otros $2.5 millones de dólares del Eximbank. Estos recursos -le servirán para consolidar a Macollo en el mercado, ampliar su fábrica -y emprender un nuevo proyecto: hacer vinos de mesa y destilados de fruta, -utilizando la materia prima que los productores de la región no logren colocar -en otros mercados.

- Herrera y su equipo saben que aún tiene que abrir nuevas puertas y que -pasarán al menos cinco años para que empiecen a recuperar su inversión. Sin -embargo, ahora que el mercado mexicano camina hacia las bebidas Premium -tienen la esperanza de que su ron sea del gusto de los grandes consumidores.

Ahora ve
Músico que conmovió en las protestas en Caracas ahora llora su violín roto
No te pierdas
×