Salón del empresario 2003

-
Verónica Ortiz

Innovación es lo que caracteriza a nuestros cuatro galardonados. Roberto Servitje pasó varios veranos aprendiendo a hacer pan en lugar de irse de vacaciones; también encontró la manera de involucrar su pasión por la mecánica en el core del negocio. Así, su fijación por la talacha se transformó en una bien planeada logística y un formato de distribución que actualmente Grupo Bimbo ostenta como uno de sus más fuertes pilares.

-

Domingo Martí también fue osado y, desde los años 60, concibió el esquema de la cadena de tiendas deportivas ubicadas en lugares estratégicos, como una táctica fuera de lo común que lo acercaba a las preferencias y necesidades del cliente.

-

A ellos bien les queda la frase de “sacar agua de las piedras”, pues no se limitaban a su profesión y mucho menos al giro de su compañía. También es el caso de don Enrique Mazón, al frente de Fundidora de Monterrey, quien arriesgó dinero y tiempo en proyectos para convertir un territorio árido en tierra fértil donde cultivar y hacer de su Grupo uno de los más poderosos del norte del país; o el de Carlos Prieto, abogado dedicado a la industria del acero y los minerales, que por un incidente aéreo conoció cierta región de Veracruz de la cual quedó prendado, y que transformó para el cultivo de cítricos.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-

He aquí una generación de hombres de negocios producto de la inmigración española, cuyas semblanzas son un pequeño acercamiento a su estilo de vida. Para muchos pueden representar una modalidad de workaholics, pero con un exquisito gusto por las artes y el buen vivir.

Ahora ve
Hay un nuevo ganador: Macron superó los largos apretones de manos de Trump
No te pierdas
×