Software mexicano que da lucha

Getronics lanza tres proyectos por cinco MDD en el país .
Gisela Vázquez

“Queremos que México sea para América lo que la India es para Europa y Asia”, afirma Mario Saldívar Villarreal, presidente y director general de Getronics México. Su afirmación no es un sueño guajiro, es el objetivo que se ha impuesto la multinacional holandesa Getronics, líder mundial en servicios y soluciones de Tecnologías de Información y Comunicaciones (TIC) luego de que se percató de lo bien que trabaja su subsidiaria de México.

- Los resultados no dejaban duda alguna: en 2004, 50% de la facturación la realizó la representación mexicana (que atiende al mercado de Norteamérica); 30% Hungría (dedicada a Europa) y 20% la oficina de la India (que atiende al mercado asiático).

- Frente a tal evidencia, Getronics decidió reorientar su estrategia. Su meta para 2005 es convertir a la plaza mexicana en su punto estratégico para proveer a EU y ganar unos puntos en ese mercado.

- Para lograr tal objetivo, Saldívar Villarreal anunció el inicio de operaciones de tres nuevos centros tecnológicos para exportar servicios de TIC desde México.

- La fábrica de software en Monterrey trabajará con una plantilla de 450 personas, y atenderá a sus clientes de EU como British Petroleum, Shell, Novartis y los bancos, BBVA-Bancomer, Santander y Citibank, entre otros. En marzo próximo inaugurarán la nueva sede de su call center tecnológico que se ampliará de 300 a 550 personas y tendrá conectividad a escala mundial. Su tercera apuesta es la fábrica de software que implantará de manera conjunta con la Universidad Autónoma de Tamaulipas. “Contrataremos a egresados, los cuales desarrollarán software y atenderán proyectos globales, sobre todo de la Banca”, dice Saldívar. La inversión total en estos proyectos es de cinco millones de dólares, más de lo que canalizarán a la planta de Hungría ($2.5 millones de dólares) y en la India (tres millones). Es cierto, la India lleva la delantera en el desarrollo de software, pero México quiere dar la lucha.

Ahora ve
No te pierdas