Un alemán que hace ruido

Rolf Meyer, de Sennheiser, quiere acercar sus equipos de sonido profesional a todo mundo.
Sacnicte Bastida

Enrique Maya y su grupo musical Evano no son tan famosos como otros que aparecen en televisión; sin embargo, están bien posicionados en los servicios de eventos sociales en importantes hoteles y salones de fiestas de la Ciudad de México.

- Evano tiene 21 años en el medio, generalmente interpreta sus canciones ante 1,500 personas, para lo cual emplea productos Sennheiser en el escenario: micrófonos inalámbricos y para baterías, así como monitores de audífonos, entre otros.

- Enrique, el director del grupo, asegura que antes la marca alemana era poco accesible, debido a que manejaba precios muy altos. “Todo esto cambió de unos cinco años para acá, tanto que ahora enfrentan una fuerte rivalidad con la estadounidense Shure que tiene precios más bajos”.

- El profesor y doctor Fritz Sennheiser lanzó sus primeros productos al mundo en 1945, año en que terminó la Segunda Guerra Mundial, cuando Europa pasaba por la devastación, pero en el momento justo en que había que celebrar el fin de los conflictos. En México no han hecho mucho ruido; no obstante, tienen una década, tiempo suficiente de maduración para que la conservadora marca ponga ojo en esta nota y se lance con planes agresivos para el continente y precisamente esto fue lo que trajo la visita de Rolf Meyer, presidente de Ventas y Mercadotecnia de la compañía.

- Antes era conocida como Labor Wennebostel o Labor w, cuando arrancó con la producción de tecnología para aparatos de medición. Hoy en día desarrolla sistemas de audio y electroacústicos, incluso, uno de sus primeros fue el micrófono md2 que se utilizaba en las estaciones de radio, recuerda Meyer.

- En la actualidad, Sennheiser tiene cuatro subsidiarias locales, 13 fuera de Alemania y cubre cinco áreas de negocio: productos de consumo electrónico, aviación, audiología, microfonía para uso profesional, sonido instalado para conferencias y sistemas de interpretación.

- Sus ventas anuales recaudadas alrededor del mundo son de 323 millones de dólares y los planes de la firma son crecer entre 10 y 15% para 2005.

- Uno de los secretos para mantenerse dentro del mercado, radica en contrarrestar los efectos del tipo de cambio entre las monedas euro y dólar, que en un momento dañaron las ventas de muchos años. Para ello, la compañía aumentó las compras de insumos y su producción en lugares donde las transacciones se aplican en dólares estadounidenses.

- Meyer explica que la planta de manufactura en Albuquerque, Nuevo México, tiene su razón de ser justo cuando los alemanes se vieron en desventaja con respecto a sus competidores estadounidenses, que tienen operaciones en dólares y se benefician de mejores costos.

- Base azteca
Meyer advierte que México es un lugar estratégico para la firma, pues es la sede de toda la mercadotecnia que se lanza en América Latina. Incluso es el centro donde se prueba todo el proceso de campaña antes de mandarla al sur. En Latinoamérica sus ventas globales fueron por 5.2 millones de dólares y planea llegar a 10 millones de dólares en el próximo quinquenio.

- A diferencia de otras compañías, que ofrecen cifras mucho más agresivas, los planes del directivo de Sennheiser son invertir en el capital humano, para ello busca aumentar la nómina con la contratación de más personal para el desarrollo de la publicidad México no sólo es importante por ser el trampolín para el resto de los latinos, también la empresa de audífonos tiene un especial interés en la industria de la música que, en palabras de su mandamás, está bien posicionada entre los consumidores.

- “México está a la altura de Italia y España; además es una buena escuela para entender el mercado de la música de habla hispana y la industria de la radiodifusión, ya que existe una fuerte tendencia en el mundo por este género”, dice Meyer.

- Sennheiser tiene varios convenios con televisoras como Canal 11, TV Azteca, Televisa y Canal 22, ya que éstas tienen gran preferencia por los micrófonos de la marca. Las obras de teatro como José, el soñador, El fantasma de la Ópera y Los miserables son  puestas en escena que contaron con la instalación de sistemas inalámbricos de la firma alemana. Shakira, Prince o mexicanos como Reyli y Alejandro Fernández también comparten el gusto por este tipo de productos.

- De igual manera, el Senado, la Presidencia de la República y la Cámara de Diputados son recintos que utilizan tecnología Sennheiser para la traducción simultánea.

- Aun así, la empresa quiere educar al consumidor final para que sus audífonos sean considerados artículos de uso personal y cotidiano, tanto como un celular o la computadora, pues aseguran que su precio promedio de 459 dólares es razonable, con respecto a la calidad que ofrecen, aunque definitivamente tendrán que romper con el esquema de la avanzada oriental que tiene productos extremadamente baratos y que son de la preferencia de la población en general. No es una novedad conseguir unos audífonos afuera de cualquier estación de metro por menos de 100 pesos. Claro, aunque su tiempo de vida útil sea ínfimo.

- Los distribuidores en México son tres: Gilsama, Hermes Music y Amtec (AM Tecnología). El primero de ellos, con 30 años en el medio, tiene una tienda para aficionados de cuatro pisos, única en el mundo, en donde el usuario juega con la tecnología para luego decidir cuál es la de su preferencia. “De 100% de los visitantes, 85% se lleva algún producto y de esos, 80% compra de los más caros” afirma Elsa Aguilar, directora de Gilsama, empresa mexicana.

- Hermes Music, firma dedicada a la industria del entretenimiento, representa a más de 80 marcas en el país y asegura que los profesionales no escatiman en el precio cuando se trata de calidad en los equipos. “Adquirir un Sennheiser es un equivalente a comprarte un Mercedes Benz”, dice Juan Córdoba, director general de la distribuidora que vende 105 millones de dólares al año.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

- Sennheiser invirtió en investigación y desarrollo 19.5 millones de dólares en 2004. La compañía aumentó de 27 a 44% la cantidad de nuevos productos y la tendencia que muy pronto se verá en los artículos alemanes es la miniaturización, ya que sus creadores aseguran que es el propio consumidor quien lo reclama. Por lo general, este tipo de productos parecieran haberse quedado en el pasado, si se trata de diseño, no en calidad.

- Para México, la compañía presentará tres nuevos modelos de la serie de audífonos, que son especiales para escuchar música reproducida en mini componentes de audio inalámbrico y en dispositivos portátiles.

Ahora ve
La muerte de cientos de peces hace sonar las alarmas en Paraguay
No te pierdas
×