Un paso hacia adelante

En México no se construían redes de nueva generación. Hoy, ya es posible hablar de una excepción
Carlos Valente Quintero

Los datos tienen que llegar. Internet es el camino; el blanco: los millares de compañías medianas y pequeñas que requieren un impulso para encarrilarse en el mundo digital. Según Benigno Pérez, vicepresidente de Protel (empresa de telecomunicaciones) este sueño no debe echarse en saco roto. Hoy, el ejecutivo tiene la intención de cambiar la cultura tecnológica de quienes han manejado un poco a tientas sus negocios. En el protocolo de internet (IP) –– a decir de Pérez— está la salvación. iNext, la división de datos de la operadora que dirige, será la encargada de desarrollar la transformación a partir de una red totalmente basada en IP.

- -

Protel nació cuando en México se dio la apertura para competir en telefonía de larga distancia nacional e internacional. En 1997, la firma comenzó a operar con servicios de voz, y hace un par de años decidió migrar al mundo de la transmisión de datos. Para instrumentar la evolución técnica, la compañía acudió a Cisco Systems con el fin de recibir apoyo en el diseño y puesta en marcha de la red IP. Hoy su tendido de fibra óptica redondea los 2,000 kilómetros y renta el resto de la infraestructura requerida para cumplir sus compromisos.

- -

iNext ofrece integración de voz, datos, multimedia y telefonía sobre una plataforma IP, "y con la tecnología más avanzada", dice Pérez, quien agrega que la empresa ganará participación de mercado a través de alianzas y una fuerza de ventas directa e indirecta. "Estamos visitando el interior del país para hacer labor guerrillera, captar a aquellas compañías pequeñas y medianas que ya tienen una red de área local [LAN, por sus siglas en inglés] instalada; ellos son los clientes idóneos porque queremos aliarnos con el equipo técnico que les asesora y desarrollar el negocio juntos."

- -

El vicepresidente y el director comercial de la firma –Rodrigo Sandoval–, son cautelosos, aunque aseguran que saben cómo conquistar a los usuarios –en un lustro, Protel captó 10,000–. No se amilanan por el hecho de tener que enfrentar a los tres grandes carriers del país (Telmex, Avantel y Alestra). "Creo que hay un divorcio entre la infraestructura de estos operadores y las necesidades de ciertos sectores; ahí está la oportunidad de iNext", comenta Sandoval.

- -

"La diferencia no radica en cómo llegarle al cliente sino qué brindarle", esta es la máxima que los conduce a ser integradores de servicios a través de internet, al cual no ven como una herramienta de explotación, sino de productividad. Es un método sencillo, de acuerdo con los entrevistados: "no se trata de descubrir el hilo negro", sino de brindar las aplicaciones al empresariado a un costo accesible.

- -

Grandes esperanzas

- -

Aunque no niega el mal momento de la economía, Pérez tiene pronósticos de crecimiento acentuado para 2001: pasar de $116 millones de dólares, facturados el año anterior, a más de $200 millones al concluir el presente. La empresa no es pública y muestra los números que reporta a la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel); las cantidades absolutas no son asombrosas, pero sí es destacable el crecimiento sostenido.

- -

El proveedor afirma estar preparado para la competencia, aun con los riesgos que caracterizan al nicho de la pequeña y mediana empresa (PYME): infraestructura endeble, ausencia de personal capacitado, limitado poder económico, etcétera.

- -

El portafolios de iNext abarca cinco productos básicos: puertos de acceso a la Red, redes privadas virtuales (VPN, por sus siglas en inglés), web hosting, larga distancia y acceso a internet. Está conectada con 12 carriers internacionales y 10 nacionales. Además, la firma cuenta con cuatro centrales telefónicas y un centro de datos (Data Center), localizado en la ciudad de México (existe el proyecto de construir otro en tierras regiomontanas).

- -

¿Quiénes serán los beneficiados? "Todas las compañías que tengan la mentalidad de crecer", según Pérez. La de iNext es una canasta de opciones de la que cada empresa puede tomar lo que más le convenga: presencia en la web, poseer un servidor de acceso dedicado, contratar un enlace privado, larga distancia, etcétera. Incluso, los proveedores de servicios de aplicación (ASP, por sus siglas en inglés) tienen la oportunidad de ofrecer sus programas y los abastecedores de servicio de internet (ISP, por sus siglas en inglés) pueden allegarse de ancho de banda para atender a sus clientes. Sandoval menciona el caso de una distribuidora de autopartes de San Juan del Río, Querétaro, a la cual se le diseñó un chaleco a la medida: un enlace dedicado a internet y una VPN internacional.

- -

Para Protel y su división de datos, el reto no es fácil, pero –aseguran los entrevistados– en México es incontable el número de organizaciones minúsculas que necesitan de asesoría para adentrarse en la informática y trascender fronteras. Éstas también tendrían que participar en los ámbitos del comercio y los negocios electrónicos, pero primero deben estar en internet. En ese sentido, iNext quiere poner su grano de arena; sin embargo, la firma está consciente de que en cada uno de los renglones ofertados tiene competencia, y mucha de ella reside en colosos de gran poder: Telmex, Avantel, AT&T (Alestra), Terra, Diveo, Via.Networks, entre otros.

- -

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Por otro lado, el operador también busca caminos más allá de las fronteras: el estado de Texas en la Unión Americana, y algunos países de Centroamérica, como Nicaragua, El Salvador y Guatemala (en este último ya tiene una concesión de microondas). En un par de años este mercado aportará ingresos por $15 millones de dólares, según cálculos de Pérez, quien no oculta su optimismo por la PYME mexicana.

-

Ahora ve
Donald Trump celebra el récord del Dow Jones
No te pierdas
×