¿Quijotes anticorrupción?

El nuevo estilo de los empresarios
Mónica Mendoza

Son parte de la nueva guardia del empresariado mexicano. Sus negocios son muestra de que las formas y algo del fondo de los negocios están en proceso de cambio. Un “no” rotundo a la corrupción y la impuntualidad, la generación de estructuras más horizontales y pequeñas, la búsqueda de alianzas que permitan hacer más eficiente el trabajo y repartir la riqueza entre más compañías, y la eliminación de lo que Sánchez define como “el chamberito mexicano” –que todo lo puede, todo lo sabe y por lo general queda mal– forman este nuevo estilo.

-

La mayoría de los participantes coincide en que si bien la formación universitaria y las herramientas tecnológicas son importantes para la buena dirección de una firma, se vuelven irrelevantes si no van de la mano de la perseverancia y del trabajo arduo.

-

“Estoy seguro de que los hombres de negocios que en sus inicios se guiaron más por intuición que por bases teóricas –y actualmente son exitosos– no repetirían su historia si comenzaran hoy, incluso trabajando muchísimo”, opina Martell. Todos concuerdan en que el contexto ha cambiado de manera radical: la competencia es mayor, los clientes son más exigentes, la calidad es un factor mensurable y hace la diferencia entre un producto u otro y, según Claudio Javelly, el servicio a clientes “que hace 50 años representaba el éxito de una empresa hoy es su mera supervivencia”.

-

A decir de Javelly y Sánchez, fuera de México –y también dentro del país– todavía existe la percepción del empresario nacional como “transa, poco preparado, corrupto y con una falta de respeto total al tiempo de los demás”.  Claudia Rivera señala que buena parte de los nuevos líderes de la iniciativa privada trabajan para eliminar este estereotipo y tienen una lucha frontal contra la corrupción. “No es que seamos unos ‘quijotes anticorrupción’, incluso a costa de nuestra empresa,  nos hemos dado cuenta de que a la larga ser corrupto resulta mucho más costoso para todos.”

-

JOSÉ ANTONIO SÁNCHEZ,
Edad: 24 años. Empresa: Taller Central de Arquitectura. Cargo: director general.
Formación profesional: Arquitectura (Universidad Anáhuac); diseño arquitectónico (Southern California Institute).

-

CLAUDIO JAVELLY ALDANA
Edad:
29 años.
Empresa: Son Grupo Restaurantero (Las Palomas  y La Bodeguita del Medio).
Cargo: director general.
Formación profesional: Comercio Internacional (ITESM).

-

CLAUDIA RIVERA
Edad:
35 años. Empresa: Canela Films.
Cargo: socia fundadora y gerente general.
Formación profesional: licenciada en ciencias de la comunicación por la Universidad Iberoamericana.

-

GABRIEL MORALES MARTELL
Edad:
34 años.
Empresa: Universidad de la Música G. Martell.
Cargo: presidente y rector.
Formación profesional: licenciado en Musicología (ENM); maestro en alta dirección (Osaka, Japón).

Newsletter
Ahora ve
Investigadores descubren 21 tipos de huellas de dinosaurio en Australia
No te pierdas