¿Se activará el crédito?

-
Héctor Chávez López

A pesar de la mejora sustancial en las condiciones macroeconómicas del país, el crédito bancario no se ha reactivado debido a la falta de una regulación financiera que otorgue seguridad jurídica a los acreedores. La cultura del no pago, enemiga acérrima de las instituciones financieras, estuvo basada en parte en la incapacidad jurídica de los bancos de recuperar sus créditos.

- ¿Cambiará lo anterior gracias a las nuevas leyes de Concursos Mercantiles y a la Miscelánea de Garantías de Crédito recién aprobadas por el Congreso? La respuesta es sí.

- La antigua Ley de Quiebras fue parcialmente responsable de que una buena parte de la cartera de la banca no pudiera ser recuperada, ya que entorpecía el pago a los acreedores y alargaba excesivamente los procesos.

- En la nueva Ley de Concursos Mercantiles se reducen los costos para los acreedores asociados a los procesos de quiebra, al establecer nuevos procedimientos ágiles y claros. Además de reducir sustancialmente el tiempo de los procesos (12 meses en lugar de seis años), la nueva ley permite la redocumentación de las deudas en UDIS con el fin de proteger el valor real de los créditos y de dar un trato más equitativo a las partes.

- Por su parte, la Miscelánea de Garantías de Crédito facilita el manejo de garantías tanto para los deudores como para las instituciones financieras.  Los demandantes de crédito podrán utilizar nuevas opciones como garantía para acceder a financiamiento y los bancos podrán cobrar con mayor rapidez y facilidad las prendas en garantía en caso de incumplimiento. 

- Con la Miscelánea de Garantías de Crédito se abre la posibilidad de otorgar como garantía los bienes con los que se trabaja (aquellos que se adquieran con el crédito), o incluso los bienes que resulten del proceso de producción, así como todo tipo de bien mueble. 

- Además, se crea una nueva figura para dar en garantía bienes inmuebles poniendo dicha garantía en un fideicomiso. En caso de incumplimiento, el fideicomiso es el encargado de ejecutar la garantía y pagar a los acreedores, evitando así los obstáculos y los largos procesos que actual- mente enfrentan las instituciones financieras.

- La nueva legislación regulará de mejor forma las relaciones mercantiles entre particulares y facilitará el manejo de garantías para los deudores. Lo anterior permitirá la reactivación del crédito bancario al reducir el riesgo asociado a esta actividad. Gracias señores diputados; ahora les toca a los banqueros.

Ahora ve
No te pierdas