¿Telefonía fresca?

Del Valle y su prueba de fuego.
-RA

Los analistas financieros se muestran cautelosos ante el futuro de Maxcom y recomiendan a los inversionistas esperar hasta que el plan de negocios instrumentado por Fúlvio del Valle rinda sus primeros frutos. El beneficio de la duda parece no preocuparle al nuevo director de la telefónica, quien en su corta estancia redefinió la estrategia y conformó un nuevo equipo directivo –en su mayoría proveniente de Iusacell– y puso en marcha prácticas internas para promover la eficiencia y la productividad. "Son cosas básicas pero no se practicaban aquí", reconoce.

- -

Otros aspectos del plan consisten en ampliar su cobertura e incrementar su gama de servicios para revertir la situación operativa y alcanzar el punto de equilibrio en 2002, cuando –estima el directivo– logren 75,000 líneas.

- -

Los primeros pasos están dados: Maxcom lanzó el servicio de acceso a internet a través de banda ancha sobre una línea de cobre y revisa los detalles para recibir una concesión nacional. Pero las buenas noticias aún no convencen. "El nuevo director tendrá que hacer milagros para competir contra Telmex que ahora cuenta con mayores recursos disponibles", dice Michel Morin, de Merrill Lynch.

- -

Paribas agrega que hay dos cuestiones cruciales en el futuro de Maxcom: que la nueva administración sea capaz de ejecutar exitosamente la estrategia y que, en caso de lograrlo, atraiga más crédito. Del Valle refuta esta percepción y asegura que varias instituciones han externado su beneplácito, al grado de estar dispuestas a participar financieramente. Afirma que no es momento para apresurarse, porque antes debe convencer a los inversionistas actuales y de paso a los mercados financieros.

-

Ahora ve
No te pierdas