Ya no se pueden cometer errores

-
Antonio Puertas

Manny Fernández suma una larga carrera en el sector tecnológico. Antes de ingresar a Gartner Group trabajó en Dataquest Inc., en Gavilan Computer Corp., y en Zilog Inc. A finales de enero, habló con Expansión sobre “el futuro de las tecnologías de información”, tema del seminario que Gartner Group ofrecerá en México, DF los días 2 y 3 de marzo próximos.

-

¿Cuáles son los mayores problemas a los que se enfrentan con las tecnologías de información (TI)?
Uno de los problemas es que no hay suficientes personas capaces para implementar la tecnología y ayudar a las empresas a ser más competitivas. Es un problema mundial. Otro  es que los responsables no están bien entrenados para satisfacer todas las demandas de informática en las compañías. En Estados Unidos, tres de cada 10 trabajos son ocupados hoy por extranjeros porque no hay suficientes personas capacitadas. En América Latina los dos problemas se magnifican. El reto más grande para las empresas es llegar a ser capaces de competir de igual a igual con las demás empresas del mundo. Hace 10 años, la competencia era local; en el próximo milenio será global.

-

¿Cuál es la situación de los gobiernos?
Esa es otra preocupación mundial. En Estados Unidos, el gobierno federal invierte mucho dinero, pero los gobiernos locales y regionales no lo hacen. Esa misma diferencia la hay en el resto del mundo. Algunos gobiernos en Europa han invertido mucho dinero para estar entre los mejores, otros han sido demasiado lentos. En Latinoamérica, los gobiernos no están haciendo los esfuerzos necesarios para estar al nivel de los demás países. En temas como el del año 2000, hay gobiernos a los que ni siquiera les importa.

-

En México, hay apenas 3.6 millones de hogares que pueden comprar una PC. Y con 10 millones de teléfonos, Internet parece más un juguete caro para unos cuantos. ¿Está de acuerdo?
Siempre hay que considerar de cuánto dinero se dispone para hacer las inversiones. Pero también hay que pensar a futuro y los gobiernos deben empujar hacia adelante. Un buen ejemplo es Singapur: el gobierno decidió que todos los hogares debían estar conectados a Internet. En el próximo siglo los que no tengan tecnología tendrán problemas para encontrar trabajo, porque más y más empleos estarán completamente ligados a la tecnología.

-

El auge del comercio electrónico y el éxito de Dell Computer demostraría que el canal de distribución desaparecerá. ¿Está de acuerdo?
Dell y otras compañías han encontrado un buen negocio y seguirán creciendo, porque las empresas necesitan soluciones, no sólo una PC hoy y otra mañana. En la medida en que más y más empresas busquen soluciones, habrá otras más  que vendan directamente.

-

Para algunos, lo que falta no es tanto una “cultura informática”, sino una “cultura de las redes”.
Hay que tener las redes necesarias para que la tecnología esté en todos los hogares y en todas las empresas. Pero aunque se pongan todas las redes, si no hay suficiente gente que pueda manejarlas y suficientes negocios, eso no funcionará. Hay que balancear las inversiones en redes y en informática, y debe haber suficientes personas para poder implementar esas mismas soluciones.

-

¿Cuál es el futuro de las TI?
En los años 80, todos colocaban al petróleo en el centro de la economía. El centro de la economía del siguiente siglo será la informática. Hay entre 15 y 20 tecnologías que dominarán las primeras planas. Las tecnologías de redes son importantes, porque el mundo será un mundo de redes. Todo lo que ayude a extender y a simplificar el trabajo de las redes es muy importante. Las tecnologías que faciliten la comunicación entre las máquinas y las personas también serán muy importantes. El comercio electrónico es parte del futuro y  cambiará todo. Las cosas más importantes cambiarán dramáticamente a causa de ese tipo de comercio.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-

Se dice que el obstáculo más grave en la región es su incapacidad para financiar la compra de tecnología.
Eso marcará la diferencia entre los que quebrarán y los que seguirán en ascenso. Tras realizar una enorme inversión de dinero en tecnología, lo que se vuelve imperativo es no cometer errores. Hace cinco o siete años errar no era gran cosa, gastabas un poco más de dinero y solucionabas el problema. Ahora, con tanto dinero invertido, ya no se pueden cometer errores; tienes que acertar a la primera. Ya no hay lugar para el esquema de “ensayo y error”.

Ahora ve
“Un componente racial” dificulta la renegociación del TLCAN, considera Krugman
No te pierdas
×