Su futuro está afuera

Office Depot le apuesta a América Latina para contrarrestar una posible disminución de la demanda en México.
Cinthya Bibian

Office Depot, 128 en el ranking 500

En 2012, la cadena comercializadora de materiales de oficina pondrá en operación cerca de 18 nuevos establecimientos en México y el exterior, a fin de mejorar sus ingresos, pues el comportamiento de la economía está provocando la percepción de que las ventas podrían ser menores que en años anteriores.

La idea es que la penetración en nuevas regiones, iniciada en 2010, compense esa posible baja en los ingresos, considerando que el Fondo Monetario Internacional (FMI) pronostica que en 2012-2016 la región tendrá un crecimiento anual de alrededor de 4%, por arriba del avance de la mayoría de los países desarrollados.

El incremento en las ventas estimado por Office Depot para 2012 es de 7%, cifra que podría ser catalogada como positiva, pero que está muy por debajo del 17% generado al cierre de 2011, advierte su director general, Ángel Alverde.

Las expectativas relativas al consumo en 2012 son menos optimistas que el año pasado. "Es probable que la demanda interna en las economías latinoamericanas siga impulsando los ingresos, aunque a un ritmo más lento que en 2010 y que en el primer semestre de 2011", dicen especialistas de Standard and Poor's.

Karla Peña, analista de Actinver, indica que "la demanda en 2011 tuvo un buen desempeño en sus principales categorías: muebles, computadoras, etcétera. Tan sólo el segmento de electrónica ha tenido un repunte de 18% desde 2008".

Datos del Grupo Gigante revelan que a septiembre del año pasado se habían inaugurado 13 tiendas Office Depot en México y en el resto de países latinoamericanos donde opera la cadena de tiendas de papelería, electrónica, cómputo y artículos de oficina.

"En 2012 buscaremos mantener una estrategia que nos permita continuar con el control sobre los gastos y un surtido de productos atractivos para satisfacer las necesidades de los clientes", anota Alverde.

Raquel Moscoso, analista de Banorte-Ixe, dice que el panorama será retador, principalmente en el primer trimestre, pues se prevé una contracción del consumo ante la desaceleración global derivada del desempeño económico de Estados Unidos y Europa.

Los consumidores, al mismo tiempo, deberán empezar a pagar las compras a crédito que realizaron durante el cuarto trimestre de 2011, y eso en México mermará la posibilidad de nuevas adquisiciones, señala la especialista.

Alverde se mantiene positivo y considera que el principal reto es continuar satisfaciendo las necesidades del cliente, buscando que esta cadena sea el punto de referencia para la adquisición de tecnología, electrónicos, computadoras, muebles y artículos de oficina, frente a cualquier tipo de competencia similar.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Actualmente, Office Depot tiene 240 establecimientos, que generan aproximadamente 54% de los ingresos de Grupo Gigante.

En 2011, la cadena invirtió 3,000 millones de pesos en la apertura de 187 unidades comerciales, que implicaron un aumento de casi 25% respecto al año previo.

Ahora ve
Esto es lo que debes saber de la devoción a la Virgen de Guadalupe
No te pierdas
×