Un segundo intento

Dos expertos en telecomunicaciones señalan las condiciones con las que la CFC podría aprobar la compra de Iusacell por parte de Televisa.

Ernesto Piedras, director General de The Competitive Intelligence Unit

Conviene reflexionar sobre cuáles deben ser las condiciones que la Comisión Federal de Competencia (CFC) debe establecer para aprobar la compra de Iusacell por parte de Televisa.

Primero, el fomento a la competencia efectiva, en un mercado móvil donde el operador dominante tiene 70% del mercado. Asignatura pendiente fundamental, al ser México el único país con ese grado de extrema concentración, entre todos los que se pronuncian en competencia.

Segundo, el escenario hipotético de preocupación de la CFC con respecto al segmento de televisión y audio restringido por el peso que tienen ahí Televisa y Totalplay, propiedad de Grupo Salinas. ¿Una alternativa? Desvincular de la ecuación de empresas a Totalplay.

Otro caso referido es el de la creación y la comercialización de contenidos y programación, así como de la publicidad, buscando evitar una posible colusión entre ambas empresas.

Para ello, conviene considerar mecanismos que garanticen el abasto de estos servicios y la libre concurrencia en el mercado, a la vez que prevenga la discriminación de precios.

Lo que no debe resultar imaginario es el objetivo último de la CFC. La competencia es un medio, no un fin en sí mismo, un medio para la maximización del bienestar del consumidor. El consumidor final debe ser la principal y última consideración del órgano de la competencia en México.

Ignacio Cepeda, Socio Fundador de Asercom

Cuando inició la competencia en la telefonía móvil se reconoció la interconexión como un ingrediente esencial para la misma. El marco legal obligó a la interconexión y la autoridad estableció las tarifas. Aunque el proceso diste de ser perfecto, al menos todos los participantes tienen acceso a ese recurso esencial.

En la televisión de paga no sucede lo mismo. El acceso al contenido y a la programación no está regulado y ello limita, en buena medida, la posibilidad de competir. En la resolución de la CFC se le niega a Televisa la adquisición de 50% de Iusacell por posibles colusiones en los mercados de televisión de paga y de televisión abierta, al ser Iusacell del mismo grupo empresarial que TV Azteca.

Para aprobar la operación, se debería establecer un mecanismo transparente para que todos los competidores tengan acceso a los contenidos generados en México y extranjeros que aquí se comercializan.

Las políticas conocidas como must carry (que obliga a los proveedores de televisión de paga a transmitir los canales de TV abierta locales) y must offer (que obliga a las televisoras abiertas a ofrecer su señal con el mismo precio para todos), aunadas a tarifas claras de venta al mayoreo del contenido, ayudarían a elevar la competencia en el sector.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Admito que no es un proceso simple. Sin embargo, desde la óptica del consumidor, esto ayudaría a que la competencia se basara más en la innovación y en el servicio al cliente y no en la exclusividad de ciertos contenidos de interés general.

Ir a www.cnnexpansion.com/negocios/2012/02/07/televisaiusacell-riesgo-para tv-abierta para más información del tema.

Ahora ve
Esta exhibición de esculturas de Navidad te va a dejar helado
No te pierdas
×