Más ingresos, mejores resultados

Quienes manejan el negocio del futbol, incluidas las televisoras, hacen bien en buscar más ingresos. Lo que no queda claro es hasta dónde llegarán por conseguirlos.
Los editores

Televisa y TV Azteca son dos de las empresas más polémicas en México. Una de las evidencias más recientes fue la decisión de TV Azteca de transmitir un partido de la liguilla del campeonato de futbol mexicano en el Canal 13 al mismo tiempo que se desarrollaba el primer debate entre los candidatos a la presidencia.

El futbol es el marco de otras críticas recurrentes a ambas empresas. La más usual es que estas compañías privilegian sus negocios sobre el aspecto competitivo de este deporte.

El artículo de portada que elegimos para esta edición pone en perspectiva esta situación. A juzgar por los resultados de cómo se reestructuró la Liga Premier, el campeonato de futbol de Inglaterra y hoy el ejemplo para muchas ligas del mundo, quienes están a cargo del negocio en el futbol mexicano están en lo correcto al intentar un mayor éxito económico en el deporte y empezar a buscarlo a través de las pantallas de televisión.

Los dueños de los equipos de futbol, liderados por Emilio Azcárraga y Ricardo Salinas Pliego, accionistas mayoritarios de las televisoras, diseñaron un plan que debe traerles, para empezar, dos puntos más de audiencia, en promedio, por cada partido que se televise, de aquí a tres años. Esto significa que en ese periodo intentan atraer a sus pantallas a un millón de aficionados más por partido y 24 millones de dólares adicionales de ingresos al año a los equipos.

Si hay más audiencia en un partido, los equipos pueden negociar mejor los derechos de televisar sus encuentros. Aumenta también la cotización de los patrocinios que los clubes venden en sus estadios y en los uniformes de los jugadores. Y si hay más ingresos en los equipos, éstos pueden contratar a mejores jugadores y entrenadores, lo cual deriva en mejor espectáculo y un más alto nivel deportivo.

El éxito económico es un paso imprescindible para que mejore una liga de futbol como la mexicana (aunque el tema no está en la agenda inmediata de la Femexfut). Esta visión la comparten compañías protagonistas que recientemente se han sumado a este deporte como administradoras de equipos, tales como FEMSA (Monterrey), Grupo Modelo (Santos) y Cemex (Tigres). En los tres casos el apoyo económico se tradujo en mejores resultados deportivos. Basta ver quién es el campeón, el subcampeón y el tercer lugar del último torneo.

Pero aún hay mucho por explorar en la economía de este deporte. Por ejemplo, una de las tendencias es llevar los partidos a la televisión restringida, a pesar de lo antipopular de esta medida. La exclusividad de ciertos deportes es lo que ha hecho que ciertos canales paguen sumas extraordinarias de dinero que luego compensan con el aumento de clientes que esta estrategia genera.

Nos preguntamos si esto algún día sucederá en México con alguna empresa como Cablevisión, propiedad de Televisa (en Nuevo León, esto ya sucede con sus equipos locales desde hace varios años). O si algún día los equipos se animarán a negociar en bloque estos derechos en la búsqueda de un mayor ingreso, al punto de poner a competir a Televisa y TV Azteca con otros postores potenciales, como ESPN o Fox Sports.

Es verdad que Telmex aún no puede prestar servicios de video, pero tiene en Dish un aliado para competir por ser quien transmita los partidos. O tal vez quiera llevar una rebanada de este pastel a internet, en donde tiene un proyecto multimedia cada día más ambicioso. Y si ya posee una escudería de autos, ¿por qué no comprar un equipo de primera división y ganar un voto en estas decisiones?

El futbol es un gran negocio y las empresas mexicanas han mostrado que son capaces de generar buenas ganancias, aun sin tener los éxitos deportivos de otras ligas. La pregunta es cuál es el potencial que aún hay por explorar y si las televisoras seguirán siendo parte de este éxito o se convertirán en un cuello de botella para que el pastel siga creciendo.

Los Editores

Comentarios: cartas @expansion.com.mx

Ahora ve
El demócrata Doug Jones vence al candidato de Trump al Senado de Alabama
No te pierdas
×