Grupo Modelo: ¿por qué cedió la Corona?

Ante la batalla entre las cerveceras globales, la mexicana no podía perder competitividad.

Corona, siempre con el mejor

1
En 2008, la situación de la empresa dirigida por Carlos Fernández cambió cuando InBev compró a la firma AB, propietaria del 50.35% de Grupo Modelo. (Foto: Alfredo Pelcastre/Mondaphoto)
carlos fernandez  (Foto: Alfredo Pelcastre/Mondaphoto)

La presencia de la marca Corona, de Grupo Modelo, en el mercado estadounidense comenzó en los años 70 y para principios de la década de los 90 ya era la segunda marca importada más vendida en Estados Unidos.

El 16 de junio de 1993, el escenario era brillante para la cervecera. August Busch III, presidente y heredero de la cervecera estadounidense Anheuser-Busch (AB) se hizo del 18% de las acciones de Modelo.

Sin embargo, en 1997 adquirió más participación. Siendo en ese entonces la marca importada más vendida en Estados Unidos, la estadounidense se hizo del 50.35% de las acciones del grupo mexicano, aunque el consejo de administración local conservó el control.

"AB era el cervecero número uno del mundo. Las condiciones estaban dadas para fortalecer esta relación", dice Carlos Fernández, director de Modelo.

"Si estás siempre con el mejor, es que quieres ser tan bueno o mejor que él", subraya el empresario.

En 2008, la situación de Grupo Modelo volvió a cambiar cuando InBev, resultado de la unión de la brasileña AmBev y la belga Interbrew, compró AB por 52,000 millones de dólares (mdd), en la mayor adquisición en efectivo de la historia.

En la operación iba incluida la participación de AB en Grupo Modelo. Celso Sánchez, analista de Citi, calcula que esa mitad de la cervecera mexicana le costó a InBev 17,000 mdd.

La carrera por ser el rey de la cerveza

2
La cerveza Corona ahora será una de las marcas bandera a nivel mundial de AB InBev, junto con Budweiser, BudLight y Stella Artois. (Foto: Víctor de la Cueva)
corona  La cerveza Corona ahora será una de las marcas bandera a nivel mundial de AB InBev, junto con Budweiser, BudLight y Stella Artois. ✓  (Foto: Víctor de la Cueva)

Lo que se ve hoy en la industria cervecera mundial es resultado de la consolidación que se dio en el sector a partir de 2008. En respuesta a la compra de AB, SAB Miller -segundo jugador mundial- compró Molson Coors en Estados Unidos y del grupo australiano Foster.

Mientras que Heineken y Carlsberg, tercer y cuarto competidor del mundo, se repartieron los activos internacionales de Scottish & Newcastle Pub Company.

Además, en enero de 2010, Heineken se asoció con Fomento Económico Mexicano (FEMSA) y comenzó a operar Cuauhtémoc-Moctezuma.

"Era inminente que AB InBev hiciera una adquisición tan grande como ésta (Grupo Modelo)", dice José Flores, analista de Ve por Más.

"Era el siguiente paso en su estrategia de expansión, especialmente con Grupo Modelo, por el atractivo de contar ya con más de 50% de la empresa y el que sus marcas tuvieran mayor crecimiento en Estados Unidos que las de AB InBev", asegura el analista.

El año pasado, en Estados Unidos, Negra Modelo creció 23% y Corona Light, 4.8%, mientras Budweiser caía 4.8% y BudLight, 1.2%, según Flores.

Además, las cerveceras apuestan por los países emergentes, sobre todo en América Latina y Asia. Gracias a estas regiones, la industria crecerá 2.4% en 2012 y llegará a un valor de 156,400 mdd, según la firma de análisis IBISWorld.

AB InBev será ahora la primera de México, con 60% del mercado y 500,000 puntos de venta. Corona será una de sus marcas bandera a escala mundial, junto con Budweiser, BudLight y Stella Artois.

¿Qué viene para Grupo Modelo?

3
La apreciación del peso frente al dólar en el cuarto trimestre de 2012 afectará los ingresos de la compañía. (Foto: Cortesía de GModelo)
corona  (Foto: Cortesía de GModelo)

En los dos primeros años de la fusión con Modelo, AB InBev espera generar 500 millones de dólares (mdd) en flujo de efectivo con sinergias de capital de trabajo.

Por ejemplo, la belga brasileña quiere sacar mejor provecho de la red de distribución de Modelo con sus marcas importadas. Cerca de 1,000 tiendas Extra van incluidas en la compra.

También planea ahorrar 600 mdd anuales los primeros cuatro años por compras conjuntas, intercambio de mejores prácticas y al eliminar puestos de trabajo duplicados en ambas compañías.

"Es un acuerdo de los que suele hacer AB InBev: compra un líder del mercado con potencial de ahorro en costos", señala Melissa Earlam, analista de UBS.

"Además, creemos que los márgenes de utilidad podrían aumentar en México de 28 a 35%", asegura.

Grupo Modelo mantendrá un consejo de administración local conformado por María Asunción Aramburuzabala, Valentín Díez Morodo y Carlos Fernández, entre otros.

El 20 de julio de 2012, los accionistas aceptaron consolidar la empresa al fusionar su holding Diblo y la Dirección de Fábricas (DIFA), que hace botellas de vidrio.

"Después de la fusión entre Diblo y DIFA, AB InBev comenzará la oferta pública de adquisición en efectivo por el destacado de acciones de Grupo Modelo que aún no posee en este momento", pronostica Olivera, de BBVA.

México: inicia la competencia... global

4
SAB Miller, la segunda cervecera mundial, presentó una demanda contra Cuauhtémoc-Moctezuma y Grupo Modelo por los supuestos contratos de exclusividad que estas firmas tienen con bares y restaurantes. (Foto: AP)
grupo modelo  SAB Miller, la segunda cervecera mundial, presentó una demanda contra Cuauhtémoc-Moctezuma y Grupo Modelo por los supuestos contratos de exclusividad que estas firmas tienen con bares y restaurantes. ✓  (Foto: AP)

Si los reguladores mexicanos y estadounidenses aprueban la venta de Grupo Modelo se transformará el mercado mexicano, sexto consumidor de cerveza en el mundo, y la competencia ahora será entre corporaciones globales.

"Hoy no estamos hablando de un mercado mexicano de la cerveza. Estamos hablando de un mercado global de la cerveza, donde los tres jugadores más importantes son AB InBev, SAB Miller y Heineken", dice Armando Valenzuela, director general en México de SAB Miller.

SAB Miller, empresas artesanales locales y nuevos jugadores ven la oportunidad de pelear un mercado en que 70% de las bebidas alcohólicas que se venden son cervezas.

Para ello, esperan que la Comisión Federal de Competencia defina una investigación por supuestas prácticas monopólicas contra Cuauhtémoc-Moctezuma y Grupo Modelo.

En junio de 2010, Valenzuela presentó una demanda contra las dos grandes por los contratos de exclusividad que -asegura- éstas celebran con bares y restaurantes.

El gerente de una cadena de bares de la Ciudad de México, que pide no ser identificado, cuenta que las cerveceras firman con los locales acuerdos a cinco años, con apoyos como refrigeradores, arreglos para el local y dinero en efectivo. La condición es que los bares sólo vendan sus marcas.

Cuauhtémoc-Moctezuma niega que exija exclusividad. "Son financiamientos que piden los clientes, nosotros no los ofrecemos", dice el director de Relaciones Corporativas de Cuauhtémoc-Moctezuma, Arnulfo Treviño.

"Son sin intereses y se pagan con la compra de producto. No pedimos garantía. Como se pagan con la compra de producto, les interesa tener los mayores pedidos posibles con quien les dio el financiamiento, pero lo pueden gestionar con más de uno", subraya Treviño.

El precio de ser líder

5
El 22 de abril pasado una corte de EU dio su aval para la transacción entre GModelo y AB InBev.  (Foto: AP)
corona  (Foto: AP)

La batalla entre las cerveceras globales obligó a la venta de Grupo Modelo a la belga-brasileña Anheuser Busch InBev (AB InBev) tras 87 años de historia en manos mexicanas, explica Carlos Fernández, presidente y director de Grupo Modelo.

La consolidación mundial de las cerveceras, acelerada desde 2008 con una serie de compras entre grandes jugadores, llevó a los empresarios mexicanos a ceder el control para que Modelo siguiera creciendo a buen paso.

En junio de 2012, AB InBev, un grupo internacional basado en Bélgica, anunció la compra del 50% del capital que todavía no poseía del Grupo Modelo por 20,100 millones de dólares para alcanzar el 100% de participación, en la transacción más cuantiosa de la historia de los negocios en México.

"Fue una transacción exitosa, se negoció a un múltiplo de 15.2 veces entre el valor en libros y el flujo operativo", dice Fernando Olvera Espinosa de los Monteros, analista de BBVA Research. "Esto representa un premio de 4% contra el promedio (de otras adquisiciones) en la industria".

Esta operación tuvo como objetivo reforzar el liderazgo de la firma belga, luego de que en 2010 la holandesa Heineken se hiciera del control total de Cuauhtémoc-Moctezuma, publica la revista Expansión del 6 de agosto de 2012.

"Hace unos años, Anheuser-Busch seguía siendo una firma independiente, InBev seguía siendo otra empresa distinta, Heineken, no era lo que es hoy, Carlsberg tampoco era lo que es hoy, Molson Coors tampoco, SAB Miller tampoco", subraya Fernández.

"Este proceso de consolidación te lleva a reflexionar mucho las estrategias hacia delante. Esto es una empresa pública y nosotros nos debemos al negocio como tal", cuenta el CEO.

Para los accionistas la venta no sólo representó la única forma para preservar la competitividad, también simbolizó el final del imperio familiar.

Grupo Modelo y su corporativo continuarán en la Ciudad de México y Carlos Fernández, María Asunción Aramburuzabala, primer lugar del ranking de 'Las 50 mujeres más poderosas del 2012' de la revista Expansión, y Valentín Diez seguirán en el Consejo de Administración.