Un mall en internet

Kichink es un sitio web que reúne tiendas de pequeñas empresas y les da servicios de distribución y cobranza. Gana al cobrar comisiones por cada venta.
claudio del conde  (Foto: Adán Gutiérrez)

 

Claudio del Conde (30)
Empresa: Kichink
Inicio de la empresa: Septiembre de 2012
Número de empleados: 16
Facturación primer trimestre: 6 millones de pesos

Claudio del Conde cerró, en su mejor año de facturación, Nube9, una agencia de producción digital que tenía con su ahora esposa Claudia Heredia. Notó que algunos de sus clientes tenían dificultades para establecer una tienda en línea, por lo que decidió fundar Kichink, una empresa que facilita a los pequeños negocios sumarse al e-commerce.

En un mismo sitio web, establece tiendas digitales para pequeñas empresas, sin costo de instalación ni cuota mensual.

La compañía lleva los inventarios y se encarga de la logística, recoge el paquete en casa o en el almacén y lo lleva al comprador.

Cobra una comisión por transacción de 7.5% para bienes físicos y 3.8% para digitales. Con estos porcentajes ya vendió casi 6 millones de pesos, dice Del Conde.

En junio de 2012 lanzó su primer piloto con la marca de ropa Pink Magnolia y en septiembre salió al público.

Es una buena estrategia, dice Jorge Madrigal, de Aventura, desarrolladora de emprendedores: "En México, a la gente no le gusta pagar por servicios que no conoce, pero así lo prueban".

Pink Magnolia había probado otros proveedores de e-commerce, pero no cubrían la parte logística y eran empresas extranjeras, por lo que la comunicación era complicada. "Crecimos nuestras ventas en línea 50% con Kichink -dice Pamela Wong, directora y brand manager de Pink Magnolia-. Se pasa la voz de que todo llega en tres días e, incluso, ya vendemos a otros países como Colombia".

Kichink es un modelo muy escalable. "En el mercado sólo hay espacio para uno o dos jugadores más, que sean (de) los primeros les da la ventaja", considera Jaime García, principal de Boston Consulting Group.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los expertos coinciden en que los retos para Kichink serán generar tráfico, las experiencias con los comercios afiliados y desarrollar una versión móvil  de su producto.

En 2013, el emprendedor espera expandir el modelo a un país más en América Latina. Entre sus candidatos están Venezuela, Colombia y Chile. "En cinco años queremos convertir (Kichink) en la forma estándar de comercio en línea -dice Del Conde-, para que si tienes algo que vender sea una decisión sencilla y montes tu tienda en tres minutos".

CÓMO GANA DINERO
Vende ‘tiendas digitales’. Se encarga de la logística de distribuir los productos en venta y cobra un porcentaje por cada transacción.
Retos principales
Reto: Generar tráfico para que los clientes lleguen a comprar.
Solución: Los fundadores seleccionaron primero a clientes cuyos proyectos ya tuvieran tráfico para que al entrar a la tienda, éstos conocieran Kichink y otras tiendas. Además, se anunciaron en redes sociales.
Reto: La desconfianza en las compras por internet.
Solución: Kichink controla la logística de los envíos y retiene los pagos hasta que el cliente recibe el paquete.
Ahora ve
Oficialismo se queda con más de 300 de los 335 municipios venezolanos en disputa
No te pierdas
×