Cientología de Tom Cruise enoja a Berlín

Alemania no quiere que el actor interprete a un héroe de la era nazi el coronel Von Stauffenber consideran que el culto de Cruise es una iniciativa comercial que se aprovecha de los vulnerabl
El estreno de ''Valkyrie'' está previsto para el 2008. (Reut  (Foto: )
BERLIN (AP) -

Una nueva película en la que Tom Cruise encarna al más famoso conspirador contra Hitler le ha puesto el dedo a dos llagas candentes en Alemania, la era nazi y la cientología.

El más famoso seguidor de la cientología interpretará al coronel Claus Graf Schenk von Stauffenberg, un aristocrático oficial del ejército alemán que fue ejecutado tras un fallido intento de asesinar a Hitler en 1944, en la nueva película del director Bryan Singer, ''Valkyrie''.

Los coproductores alemanes del filme dicen que obtuvieron permisos para usar la antigua sede del general en la capital, donde Stauffenberg trabajó y fue ejecutado, y que se apegarán con detalle a los hechos históricos.

Pero la idea de que un seguidor de la cientología haga el papel de Stauffenberg no ha caído muy bien por estos lares. El gobierno alemán considera el culto como una iniciativa comercial que se aprovecha de los vulnerables y los críticos sostienen que uno de sus partidarios no debería hacer el rol de uno de los pocos héroes de la era nazi.

Stauffenberg ''será interpretado por un actor cuya secta, a través de métodos dudosos, intenta atraer adeptos y convertirlos'', dijo el legislador social demócrata Klaus Uwe Benneter en su sitio de Internet. ''Esto un bofetón para todos los demócratas, todos los luchadores de la resistencia durante el Tercer Reich y todas las víctimas de la secta de la cientología''.

Sabine Weber, una vocera de los fieles a la cientología en Berlín, dijo estar ''indignada'' de que los políticos se pronuncien en contra de que Cruise protagonice la película y que este era un ''llamado a la discriminación'' en contra una persona debido a sus creencias religiosas que viola los códigos de los derechos humanos alemanes y europeos.

Los productores del filme han dicho que la crítica es equívoca y señalan a los políticos por hacer un escándalo por nada.

“Básicamente, algunos políticos están usando la popularidad de Tom Cruise para alcanzar su propia popularidad”, dijo el miércoles Carl Woebcken, quien encabeza el estudio alemán Babelsberg que coproduciría la cinta.

“Esta no es una película sobre la cientología, es una película de Bryan Singer y Bryan Singer es judío ... Ellos quieren hacer esta película para mostrar que durante el régimen nazi hubo una resistencia heroica'', declaró Woebcken. ''Las creencias personales de Tom Cruise deben separarse de sus habilidades como actor. El es uno de los mejores del mundo, si no el mejor, para papeles heroicos y esa es la razón por la cual Bryan Singer lo abordó''.

United Artists catalogó su filme como uno ''de suspenso históricamente preciso'' y dijo en un comunicado que ''las creencias personales del señor Cruise no tienen nada que ver con la trama de la cinta, su tema o su contenido''.

La agencia federal alemana que vigila las expresiones de fanatismo tiene una década vigilando a los seguidores de la cientología bajo argumentos de que el culto ''amenaza con el orden pacífico democrático'' del país. Sus creyentes han luchado por años por el fin de la supervisión, que dicen es un abuso al derecho de libertad de religión. Asimismo el Departamento de Estado estadounidense critica regularmente a Alemania en su Reporte Anual sobre Derechos Humanos por la misma causa.

El hijo de Stauffenberg, Berthold Schenk Graf von Stauffenberg, se pronunciado en contra de que Cruise haga el papel. Le dijo al Sueddeutsche Zeitung que el actor ''debe mantenerse lejos de mi padre'' y que teme que la película sea un ''terrible kitsch''.

El estreno de ''Valkyrie'' está previsto para el 2008.

Ahora ve
No te pierdas