Pavarotti, en estado grave

Medios italianos informaron que el tenor se encuentra inconsciente y su condición es delicada; el cantante de ópera de 71 años ha luchado contra el cáncer de páncreas en los últimos años.
El tenor fue hospitalizado el mes pasado. (AP)
ROMA (CNN) -

La estrella de la ópera italiana Luciano Pavarotti, aclamado por muchos como el más grande tenor de su generación, estaba el miércoles en estado grave tras una batalla contra el cáncer, informaron medios italianos.

El voluminoso y barbudo tenor de 71 años, quien ayudó a llevar la ópera a las masas y actuó ante grandes audiencias en estadios alrededor del mundo, habría perdido brevemente la conciencia, según la agencia de noticias ANSA.

Un canal de televisión de Modena, ciudad natal de Pavarotti, dijo que estaba inconsciente y sufriendo de fallas renales y que familiares y amigos acudieron a su casa para estar cerca del cantante, quien se sometió a una cirugía en Nueva York por un cáncer de páncreas en julio de 2006.

"Se ha sabido que (Pavarotti) está en su hogar en una condición muy grave", informó la agencia de noticias AGI.

Las autoridades médicas en Modena declinaron hacer comentarios sobre su condición, pero una de las amigas de Pavarotti contactadas por Reuters dijo que ella también había oído que el cantante estaba en estado grave.

Ni su familia ni su representante pudieron ser contactados para obtener comentarios sobre el cantante, quien saltó a la fama tras una aparición como suplente en el Covent Garden de Londres en 1963 y obtuvo críticas efusivas hacia su poderosa voz.

Quizás su mayor regalo al mundo de la música fue cuando él se reunió con las estrellas españolas Plácido Domingo y José Carreras en la Copa del Mundo de 1990 en Italia, e introdujo los clásicos de la ópera a una audiencia estimada de 800 millones de personas a lo largo del planeta.

Las ventas de discos de ópera se dispararon tras el concierto de gala en los Baños de Caracalla, en Roma, y desde entonces el aria de Puccini "Nessum Dorma" (Que nadie duerma), de su ópera "Turandot", ha sido fuertemente asociada con Pavarotti y con el fútbol.

Como la mayoría de los niños italianos, Pavarotti solía soñar con ser una estrella del fútbol.

Tras su cirugía de julio del año pasado, él se retiró a su villa en Modena y debió cancelar su planeada reaparición pública unos meses después.

Pavarotti fue llevado al hospital en Modena por un cuadro febril el mes pasado y fue dado de alta el 25 de agosto, tras permanecer más de dos semanas sometido a exámenes y tratamientos.

Durante su juventud, los padres de Pavarotti querían que él tuviera un trabajo estable y por un tiempo trabajó como vendedor de seguros y profesor.

Sin embargo, comenzó a cantar en el circuito de la ópera y su gran salto vino gracias a otra figura central de la ópera italiana, Giuseppe di Stefano, quien abandonó una presentación de "La Boheme" en Londres en 1963.

El Covent Garden había reclutado a "este inmenso joven" como un posible sustituto y así nació una estrella.

Décadas después, Pavarotti era aún uno de los cantantes clásicos mejor pagados, aunque sus apariciones públicas eran menores y más espaciadas entre sí.

Los problemas de salud han aquejado al "Gran Luciano" en los últimos años de su carrera, obligándolo a cancelar varias fechas de su maratónica gira mundial de despedida.

 

Ahora ve
No te pierdas