Javier Bardem vive su mejor momento

Ganó el Globo de Oro como mejor actor de reparto del momento y es considerado el actor más 'hot su interpretación del personaje de García Márquez le ha dado gran popularidad al español.
Se ha ganado el título del actor hispano más 'hot'. (AP)
Elisa Flores

Han sido muchas experiencias, primero Woody Allen luego los hermanos Coen, ¿cómo te sientes?
No veo ninguna diferencia de trabajar adentro o fuera de España o donde sea. Siempre será lo mismo en cuanto dicen “¡Acción!” y “¡Corte!”. Son los mismos miedos, las mismas limitaciones, una meta, la necesidad, inseguridad y también es el mismo placer.
Cuando te detienes un momento y miras al pasado, ¿habías soñado con esto?

A veces me pregunto qué hago aquí. De hecho en el set de los Coen me pellizcaba y decía: “¡No puedo creerlo, estoy en el set con ellos!”. Era algo que jamás pensé que sucedería y sucedió.

¿Crees en el amor, algo incondicional y romántico, como se plasma El amor en los tiempos del cólera?
Creo en lo que Florentino Ariza (su personaje) representa, supongo que él cree en ese amor del que hablas. No importa en qué posición, pero es amor. Siempre que veo ejemplos como de gente que ha estado  junto a alguien  por más de 50 años digo: ¡Wow!, es algo que admiro mucho porque siempre hay altas y bajas. Pero creo que lo que él representa es una idea simbólica sobre el amor, algo que es muchas veces resulta imposible.
¿El amor te inspira?

Sí. El amor por lo que somos, por lo que hacemos, por la gente que amamos. El amor es la máquina nos hace seguir.
¿Has llegado a sentirte solo?

No.
¿Escribes cartas de amor?
No, no letras de amor. Computadora, un email de amor.
¿Utilizas el dolor como motor para sacar adelante tus personajes?
Es una paráfrasis en El amor en los tiempos del cólera, porque el personaje muere en dolor por el amor que no es correspondido y sí, creo que el amor siempre viene con el dolor.
¿Cómo te sientes en Hollywood?
En realidad no sé lo que Hollywood significa, pero sé el monstruo que  representa. Más bien siento que estoy haciendo películas estadounidenses y otras que no lo son.
¿No te has casado con esta industria?
Lo tomo como un trabajo. Muchas personas piensan que me la paso en el glamour y las fiestas, pero les digo: “Te pago el boleto de avión, vas a venir a mi hermoso hotel de cinco estrellas, pero la única condición es que estés cerca de mi todo el tiempo. Si voy al  baño, tu vas también, si tomo el lunch, tienes que estar ahí y no te puedes mover, tienes que hacer lo que yo hago”. Y me responden, “¡no quiero hacer eso!”. Es cuando se dan cuenta que no es tan divertido como se lo imaginan.
¿Qué es lo más extraño de todo esto?
Hablar sobre ti mismo. No me considero una persona interesante para ser escuchado y todo el tiempo tengo que hacer lo. Es algo extraño para mi.
¿La gente a tu alrededor ha visto cambios en ti?
No, no soy un monstruo. Ese dolor se va cuando regresas al hotel y ya está. No soy Daniel Day Lewis, desearía poder serlo, por no lo soy.
¿Sentiste el peso de la responsabilidad de llevar al cine a un personaje  de Gabriel García Márquez?

Totalmente. Lo bueno de esta producción es que teníamos la necesidad de acercarnos a la novela. Trabajamos con la esencia,  pero nunca tratamos de compaginar ambas cosas porque es imposible.
¿Conociste a García Márquez?

Tuve la oportunidad de hablar con él dos veces por teléfono, y me dio algunos consejos que realmente me ayudaron para llevar a cabo ciertas escenas.
¿Tienes un diario?
No, apenas puedo escribir bien. La letra hermosa que aparece en la cinta no es mía. Traté de escribirla pero fue muy desagradable a la vista y trajeron a alguien que realmente supiera hacerlo.
¿En tus planes está dirigir?
Nunca. Es demasiado trabajo, apenas y puedo resolver mis preguntas a la hora de una escena y no puedo imaginarme respondiendo las preguntas de 400 personas. 
¿Cómo fue la experiencia con Woody Allen en la cinta Vicky Cristina Barcelona?

Excelente. Es un director que filma muy rápido y te sientes de pasada.
¿Algunos ya hablan de un Oscar para ti?
Creo que me voy a volver loco si pienso cosas como esas. Nunca he entendido esos premios.
¿Cuál es tu secreto en la actuación?
Hay que buscar en uno mismo y con lo que tienes dentro, como el  dolor por ejemplo, lo pones en el personaje. Pero es un dolor diferente,  porque es placentero, porque crearlo no es lo mismo que sentir el dolor real de la vida, que es algo que te destruye por dentro. Pero cuando estás trabajando usas el dolor como un motivo para construir algo.

Ahora ve
No te pierdas