Juan Pablo II sufrió más de un atentado

El cardenal Stanislaw Dziwisz, quien fuera secretario del Papa, hace revelaciones en un documen según su relato, en 1982, un sacerdote hirió al entonces jerarca católico con un arma cortante.
El segundo ataque, que se revela hasta hoy, sucedió al año d
CIUDAD DEL VATICANO (CNN) -

El fallecido Papa Juan Pablo II fue herido con un arma cortante por un sacerdote español en 1982, un año después de haber sufrido un atentado en la plaza de San Pedro, pero el incidente se mantuvo en secreto, según reveló en un documental su secretario privado.

El cardenal Stanislaw Dziwisz también reveló que cuando Juan Pablo II perdió la capacidad de hablar en los días previos a su muerte en 2005, dijo a sus asesores que si había perdido la facultad del habla era el momento de morir.

Dziwisz, quien ahora ejerce como cardenal de Cracovia, en Polonia, fue el secretario de Juan Pablo II y su asesor más cercano durante casi 40 años, incluyendo los 27 años de pontificado.

El documental, que se titula "Testimony" y está narrado por el actor británico Michael York, es una adaptación de las memorias publicadas por Dziwisz el año pasado, aunque incluye nuevos elementos.

La película se estrenará en el Vaticano el jueves, con la presencia del Papa Benedicto XVI.

El 12 de mayo de 1982, el Papa visitó el santuario de Fátima, en Portugal, para dar gracias por haber sobrevivido a un intento de asesinato un año antes, el 13 de mayo de 1981, cuando el turco Mehmet Ali Agca le disparó en la plaza de San Pedro.

Un cura español ultraconservador, llamado Juan Fernández Krohn, aprovechó la oportunidad para agredir al Papa con un puñal. El agresor fue reducido y arrestado pero el hecho de que el Pontífice había sido herido fue mantenido en secreto hasta ahora.

"Puedo revelar ahora que el Santo Padre fue herido. Cuando le llevamos de vuelta a su habitación (en el santuario de Fátima) había sangre", expresó Dziwisz en el documental.

El Papa continuo con su viaje sin revelar su estado y Krohn fue arrestado y pasó varios años en una prisión portuguesa antes de ser expulsado del país por las autoridades portuguesas.

En la película también se incluye la última aparición pública de Juan Pablo II en la plaza de San Pedro, donde debilitado por el Parkinson y otras enfermedades y sobrepasado por la emoción, no fue capaz de pronunciar ninguna palabra.

Dziwisz dice que cuando el Pontífice tuvo que ser sometido a una traqueotomía para ayudarlo a respirar reunió fuerzas para decir: "Si ya no puedo hablar, es tiempo de partir".

Juan Pablo II murió varios días después el 2 de abril de 2005, a la edad de 84 años.

Ahora ve
No te pierdas