Carmen Balcells, la impulsora del 'boom' latinoamericano

La agente literaria creó el ‘boom’ para impulsar las ventas y no por una hermandad literaria; fue reconocida como la ‘Mamá Grande’ de la corriente latinoamericana.
carmen balcells  (Foto: Getty Images/Archivo)
MADRID, España (Reuters) -

Carmen Balcells, quien falleció este lunes a los 85 años en Barcelona, fue la superagente literaria que lanzó el boom latinoamericano desde Barcelona; lo hizo desde una estrecha relación con escritores como Gabriel García Márquez o Mario Vargas Llosa, a quienes guió, protegió y defendió, pero siempre con una cierta distancia.

"Con muchos autores he tenido gran complicidad. Momentos que no se olvidan. Prefiero decir 'complicidad' que 'intimidad', que puede malinterpretarse", dijo Balcells en entrevista con el periodista español Xavi Ayén, autor de Aquellos años del boom.

Balcells, nacida en Santa Fe de Segarra, en el municipio de Lérida, fue la gran artífice del boom y logró tener en su agencia a los más grandes nombres de la literatura en español.

Principalmente a los protagonistas de ese boom, una palabra que a ella nunca le gustó.

"El invento de la palabra boom no fue para constituir una fraternidad de amigos, para relacionarse afablemente e irse de excursión al campo con las familias. No, no, no... Aquello era un lobby, algo que tiene que ver con el poder literario. Con vender, ¿comprende? Vender", dijo Balcells a Ayén.

"Y, tantas décadas después, aún funciona el invento. Venden millones de ejemplares", afirmaba orgullosa.

Gabriel García Márquez, Mario Vargas Llosa, Carlos Fuentes, José Donoso y tantos otros, formaron parte de los representados de la agente, pero también de su vida, a veces incluso a su pesar.

"No siento amor maternal por ellos. Tengo relaciones excelentes con la mayoría y los ayudo y cuido de sus intereses, de su carrera e incluso a veces de sus fantasías, pero siempre teniendo claro que esto es un trabajo".

Pero ejerció de casi madre con todos ellos. Gabriel García Márquez y Vargas Llosa fueron algunos de los que se referían a ella como la Mamá grande del boom, en alusión a la obra del colombiano El funeral de la Mamá grande.

Su primer retoño de éxito fue Gabo, cuyos derechos gestionó desde los primeros años de la década de 1960, para luego añadir al resto.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Fue el empuje de Balcells y el empeño editorial de Carlos Barral lo que atrajo a muchos de aquellos escritores sudamericanos hasta Barcelona. La agente tuvo un papel esencial: cambiar unas reglas que dejaban indefenso al escritor.

"Creé por primera vez dos elementos nuevos en los contratos: límites geográficos y de tiempo. Antes, las novelas se vendían a un editor para toda la vida y en todo el mundo. Fue un hallazgo que me dio gran seguridad, hoy es el procedimiento habitual en todo el mundo. Con el sistema anterior, Neruda habría cobrado una sola vez por cada uno de sus libros".

Ahora ve
Ed Parker sorprende por su forma de jugar tenis a los 90 años
No te pierdas
×