La piratería de medicinas llega a 50%

En México, además del riesgo para la salud, este ilícito provoca pérdidas de 2,000 mdp anuales. Una nueva tecnología que está en fase de prueba en varios países podría ser la solución a esto.
medicinas  (Foto: Archivo Manufactura)
Ivet Rodríguez
CIUDAD DE MÉXICO (Manufactura) -

En los países en desarrollo la piratería de medicamentos llega a ser de hasta 50% de los que se comercializan, mientras que a nivel mundial este porcentaje es de 10%, con el consiguiente riesgo para la salud de los consumidores, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El robo de medicamentos en México provoca pérdidas anuales de 2,000 mdp para el sector, de acuerdo con el presidente de la Cámara Nacional de la Industria Farmacéutica (Canifarma), Rafael Gual.

El funcionario asegura que los robos se llevan a cabo a lo largo de la cadena de distribución, y luego se venden los productos de manera ilícita en tianguis o locales no autorizados.

Una nueva tecnología conocida como Track & Trace podría ser la solución a este problema. En la actualidad, Turquía y Francia ya lo emplean, mientras que Corea, China, Brasil, España, Portugal están en proceso de adoptar esta tecnología en los empaques de los medicamentos para evitar su robo, contrabando y falsificación, asegura el director general de Tradimport de México, Charles Beard.

"Con el fin de disminuir los impactos del contrabando y la falsificación de medicamentos, se han buscado tecnologías, como hologramas y códigos de barras, que permitan la rastreabilidad del producto desde que es empacado hasta que llega al consumidor final", afirma.

El sistema de seguimiento denominado Track and Trace, por ejemplo, permite identificar a cada producto mediante un código único de serialización con el fin de autentificarlo (confirmar su procedencia) y facilitar su trazabilidad (saber siempre dónde está el producto a lo largo de la cadena productiva), explica Beard.

Para lograrlo se provee al empaque con un sistema de visión que tiene la función de generar códigos en 2D junto con líneas legibles al ojo humano; ambos contienen un número de identificación de producto, número de lote, fecha de caducidad y código único generado al azar, detalla el directivo.

En México aun no hay alguna legislación que obligue a los laboratorios farmacéuticos a colocar este tipo de dispositivos en los productos para permitir su comercialización.

No obstante, la demanda de sistemas de rastreabilidad en los medicamentos para su exportación, así como la urgencia de disminuir las pérdidas económicas ocasionadas por la piratería de los productos, generan la necesidad de que en el país se implementen este tipo de tecnologías, asegura el director de Laetus para Latinoamérica, Carlos Guidobono.

De acuerdo con el directivo, para que la implementación del Track and Trace resulte viable, no basta con reformar las leyes; hay que concientizar a los fabricantes de la importancia de invertir en sistemas de rastreabilidad para disminuir la falsificación de medicamentos, aunque en un primer momento no se perciban ganancias reales.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Además se requiere la gestión de enlaces consecutivos entre lo que se recibe, produce, empaca, almacena y transporta a lo largo de la cadena de abastecimiento, explica.

A la larga este tipo de tecnologías traerá beneficios para los consumidores al permitirles asegurar la autenticidad y calidad de los medicamentos, mientras que a los fabricantes les permitirá proteger la marca, lo cual representará mayor productividad, calidad y control de sus productos, prevé Guidobono.

Ahora ve
“El TLCAN es beneficioso para todos”, dice el presidente de Coparmex
No te pierdas
×