Miopía empresarial

Pierden manufactureras mexicanas oportunidades de negocio.
Mauricio Pineda

La información es poder, y tener un manejo adecuado de ella al interior de una empresa permite tomar las mejores decisiones en el momento preciso.

No obstante, a decir de Alberto Fierro, Project Manager de Bexap, las pequeñas y medianas empresas (PyMEs) mexicanas están perdiendo la oportunidad de competir en el mercado global debido, precisamente, a la falta de un manejo adecuado de información que les permita mejorar los tiempos en sus procesos y su capacidad de producción.

"Necesitan herramientas adecuadas para dicho control. En nuestro país tenemos una oferta muy alta de mano de obra, sin embargo, la tendencia  hacia la implantación en tecnología y hacia adquirir mejores prácticas no es precisamente nuestro fuerte", señaló.

El ejecutivo agregó que las manufactureras deben contar con una solución que se adapte a cada grado de complejidad, y que puede ir desde un programa de planeación de recursos de la empresa (ERP, por sus siglas en inglés), hasta una solución completa que incluya planeación, capacidades de máquina, enfoque hacia el just in time (JIT), máximos y mínimos.

"No sólo depende del nivel de complejidad y procesos, sino del control que la empresa requiera. Por ejemplo, hay empresas que comentan que si bien la planeación sí les sirve, lo que en realidad necesitan es una herramienta que les ayude a planear compras, máximos y mínimos, etcétera", refirió.

Fierro explicó que se ha lanzado al mercado la solución SAP Business One Manufactura, cuyo mayor beneficio es que está enfocado a las necesidades de la PyMEs, además de cumplir con criterios y demandas de la producción.

Entre sus ventajas está la integración de los procesos de manufactura, lo que permite a los usuarios manejar la información de su empresa desde producción hasta la comercialización de sus productos.

En este sentido, Fierro, señaló que cualquier solución que pretenda resolver necesidades de la industria debe contar con una estructura modular de sistema que permita una parametrización flexible de las funciones requeridas por cada compañía.

"Es decir, que su arquitectura de software orientado a objetos garantice que el sistema se adapte al tipo de producción de la empresa", finalizó.

Ahora ve
No te pierdas