Estudia el mejor MBA...en China

Después de ser líder de escuelas de negocios como Harvard, Estados Unidos tiene competencia; en un mundo globalizado las opciones de estudios crecen y llegan a lugares como India y China.
china eu bandera  (Foto: CNN)
John A. Byrne

Mientras que Estados Unidos lleva tiempo dominando el mundo de la educación de negocios, las escuelas europeas y asiáticas están reajustando la competencia. El presidente ejecutivo del Consejo de Admisión de Graduados en Administración, Dave Wilson, explicó por qué preferiría que su hijo estudiara negocios en China y no en Harvard.  Si el propio hijo o hija de Dave Wilson fuera aceptado en sólo dos escuelas, la Facultad de Negocios de Harvard o la Facultad Internacional de Negocios China Europa (CEIBS, por sus siglas en inglés) en Shangai, Wilson dice que intentaría convencerlo de estudiar en China.

Y eso es a pesar del hecho de que Wilson, presidente ejecutivo del Consejo de Admisión de Graduados en Administración (GMAC, por sus siglas en inglés), alguna vez enseñó en Harvard y dice tener cierta ‘debilidad' por la escuela.

¿Por qué? "Ya sea que busques trabajar allá o en Estados Unidos, vas a descubrir que deberás lidiar con Asia, y sobre todo con China", dijo. "El director financiero de Barnes and Noble quizás está negociando con los chinos su cadena de suministro y términos de contrato para el Nook, y veremos un continuo crecimiento en nuestra dependencia a otras parte del mundo. Si yo fuera joven otra vez, iría a una escuela fuera de Estados Unidos y aprendería más sobre otras culturas. A medida que avanzamos, esa será la misión crítica".

Wilson, que tiene una MBA de la Facultad de Negocios Haas de Berkeley, conoce bien el mercado de MBAs de Norte América. De 1968 a 1978, el contador público certificado canadiense enseñó contabilidad en la Universidad de Queen, en la Universidad de Illinois y finalmente en la Facultad de Negocios de Harvard. Antes de aceptar el puesto de presidente y presidente ejecutivo en el GMAC en 1995, era socio administrativo en Ernst & Young. En consejo teórico que daría a su propio hijo sería dejar Harvard y aprovechar la CEIBS.

Un nuevo estudio publicado por el GMAC, dueño de las pruebas de aptitudes y conocimiento GMAT, mostró que Europa está obteniendo una mayor cantidad de solicitantes prospectivos a MBAs. También se nota cada vez más la reducción del dominio de las facultades de negocios en Estados Unidos. El GMAC dijo que las escuelas de negocios en Europa atrajeron al 11% de los informes de resultados GMAT enviados para evaluar todo 2010 (julio 1, 2009, a junio 30, 2010), por encima de la participación de 7.5% en 2006.  Dicho de otra forma, las instituciones europeas recibieron 85,262 informes de resultados de gente que tomó el examen GMAT en 2010, casi 90% arriba de los 45,079 informes de resultados enviados a las instituciones europeas en 2006.

Dado el creciente interés en Europa, Wilson cree que las facultades de negocios en Asia también están tomando fuerza. "Dentro de cinco, diez años", dice Wilson, "quizás podremos ver algunos competidores nuevos interesantes en la carrera. Siempre estarán las escuelas élite del mundo; estas escuelas ya tienen el reconocimiento de marca y los recursos financieros. Pero así como la Facultad de Negocios de India salió de la nada, veremos a otras más".

Hace tan sólo diez años, la CEIBS jamás habría sido tema de debate para evaluar los programas de MBAs más altos. La escuela, que ocupa la posición 17 en el mundo dada por el Financial Times hace unos días, fue establecida apenas a finales de 1994. No ganó la acreditación de la Asociación de Facultades de Negocios de Universidades Avanzadas (AACSB, por sus siglas en inglés) sino hasta diciembre de 2008. "Ni siquiera se habría mencionado", dijo Wilson. "Hace sólo 20 años, el CEIBS ni siquiera existía, ni el Said de Oxford ni la Facultad de Negocios Judge de Cambridge. Pero ese escenario ya cambió drásticamente".

El calificador global del Financial Times, uno de sólo dos medidores que combinan las escuelas de Estados Unidos con otras en el mundo, ofrece un buen panorama de estos cambios. En el calificador inaugural del Financial Times de 1999, 20 de las 25 escuelas principales estaban en Estados Unidos. Este año, sólo 11 de las mejores 25 facultades de negocios están ubicadas en Estados Unidos.

Tan sólo entre las diez principales, la mitad está fuera de Estados Unidos: de Inglaterra, la número uno es la Facultad de Negocios de Londres, de Francia, la número 4 es la INSEAD, de España, la número 8 es la Facultad de Negocios IE y la número 9 es la Facultad de Negocios IESE, y de Hong Kong, la número 6 es la Universidad de Ciencia y Tecnología de Hong Kong. La mitad de las mejores 50 escuelas, según el Financial Times, se encuentra fuera de Estados Unidos, incluyendo ocho en Gran Bretaña, tres en España y dos en India.

"No es sólo el número, sino la calidad", dice Wilson. "Comenzamos a ver algunos competidores serios dentro de un mercado que solía estar dominado por Estados Unidos. Estas escuelas internacionales se están volviendo competidores muy serios rápidamente. Escuché un comentario en una mesa redonda. Un decano de Estados Unidos dijo que ‘hemos estado haciendo esto desde hace 100 años', y uno de los decanos europeos dijo: ‘no creo que nos tome tanto tiempo hacer las cosas bien'".

"Estamos viendo cómo estas instituciones se vuelven cada vez más competitivas. Sus tres componentes son profesorado, plan de estudios y alumnos. Una vez que tienes el profesorado y el plan de estudios, los estudiantes llegarán. Las escuelas asiáticas descubrieron la importancia de estos tres elementos y están trabajando duro en ellos", agregó.

Incluso si tienes un profesorado estelar y un plan de estudios sólido, una facultad de negocios extranjera en ciernes debe enfrentar el reto de ajustar su estilo de enseñanza al estudiantado.

"Si haces una pregunta socrática, ¿todos van a participar? Es un problema muy real si culturalmente estás predispuesto a no participar sino a absorber el contenido", dijo Wilson.

Las restricciones de visa y migración también juegan un papel en alejar a los estudiantes prospectivos de las escuelas en Estados Unidos.

"Creo que los programas de visa en Australia, Reino Unidos y Estados Unidos hicieron que para los estudiantes chinos e hindúes fuera más atractivo quedarse en casa. Hemos visto una reducción significativa en el número de estudiantes chinos que envían sus puntajes a Estados Unidos, de 75% a 66%. No necesariamente van a quedarse en China, pero quizás irán a Singapur y Hong Kong. Ya no están cruzando el Pacífico", dijo Wilson. 

En cuanto a su consejo para su hijo o hija, Wilson dice que haría lo mismo que hizo su padre cuando él fue a Berkeley a buscar su maestría: les preguntaría qué quieren hacer, hablaría con ellos de su futuro y le diría que tanto Harvard como CEIBES son muy buenas escuelas.

Agregó que les recomendaría visitar ambas escuelas, pasar tiempo en las aulas y hablando con otros estudiantes. Cuando tomen su decisión, dice, quizás será la inversión más grande que harán. Se tomarán dos años de la carrera y eso implica un costo, así que deben tomarse el tiempo para visitar la escuela y preguntarse qué quieren hacer cuándo se gradúan, cuál escuela los posicionará mejor, si hay reclutadores para los lugares a los que quieren entrar si provienen de CEIBS o de Harvard.

Además, Wilson dice que no sólo recomendaría a sus hijos que estudiaran en el extranjero, sino que él mismo lo haría.

"Si fuera joven otra vez, iría a escuelas en el extranjero y aprendería más de otras culturas", dice Wilson. "Estudiar en otro país es un gran activo. Creo que vivir en otra cultura y aprender otra lengua ofrece es un valor enorme. No vives en otra cultura cuando bebes café au lait en Champs-Elysees".

 

Ahora ve
Vista panorámica de los daños por el sismo en la CDMX
No te pierdas
×