¿Buscas empleo? Evita que tu jefe sepa

Si estás considerando dejar tu trabajo actual, toma algunas precauciones mientras buscas uno nuevo; usar las redes sociales atrae a empleadores, pero tu información puede llegar a manos equivocadas.
bucando trabajo  (Foto: CNN)
Anne Fisher

¿Estás pensando en cambiar de empleo? Quizás recurras a LinkedIn y Facebook para contactar a posibles empleadores. Pero te surge una duda: ¿Si utilizo las redes sociales no es como anunciar a mi actual jefe y a mis colegas del trabajo que estoy a la caza de otro empleo?  No necesariamente. "Puedes y debes usar LinkedIn para facilitarte el trabajo que haces ahora, al relacionarte con clientes, suscribirte a grupos del sector, y responder preguntas en tu área de especialización", indica Susan Joyce, quien dirige el portal para profesionistas Job-Hunt.org

"Esas actividades sirven a un doble propósito. Por un lado causarás buena impresión a empleadores potenciales pero, si alguien pregunta por qué estás tan activo en LinkedIn, puedes responder con honestidad que es útil para tu actual empleo". 

Sin embargo, mientras realices tus contactos online, no anuncies que buscas un nuevo empleo, eso frecuentemente ocasiona que te despidan. "Cuando te unes a cualquier grupo en LinkedIn, tienes la opción de incluir el logotipo de ese grupo en tu perfil. No elijas el logotipo que refleja que eres miembro de un grupo de búsqueda de empleo. Y no uses frases como ‘Busco una posición de...' en tu perfil o en otra parte", aconseja Joyce. 

Además de eso, Joyce ofrece algunas recomendaciones para buscar empleo con sigilo: 

Infórmate de la política de tu actual empresa sobre medios sociales. "A medida que los empleadores comprenden cuán omnipresentes e influyentes son los medios sociales, muchos establecen políticas para restringir el uso de estos sitios", advierte Joyce. Dell, por ejemplo, "autoriza" a sus empleados para que hablen en representación de la compañía y advierte que quienes cometan infracciones serán "sujetos a acciones disciplinarias." Así que antes de aumentar  tu visibilidad en la Red, infórmate. 

Evita configuraciones que te delatan. Al final del perfil LinkedIn, existe una función para configurar contactos (contact settings) que te pide elegir tus preferencias respecto a oportunidades, dos de las cuales son oportunidades profesionales (career oportunities) y preguntas de trabajo (job inquiries). "Aún cuando ambas corresponden a lo que buscas, no las elijas. Son una luz roja para tu empleador." 

Busca empleo desde casa. Dado que los empleadores pueden monitorear los correos electrónicos del personal, su navegación e incluso los buzones de voz, buscar empleo en el lugar de trabajo (incluso durante el tiempo personal, como la hora de descanso) es un error. 

En tu información de contacto da tu número personal de teléfono y un e-mail que no sea del trabajo. No sólo protegerás así tu privacidad, pero si renuncias o pierdes tu empleo actual, los empleadores podrán contactarte. 

Sé cuidadoso al publicar tu currículo en Internet. "No contrates un servicio de distribución de currículo para publicarlo en docenas de sitios. Puede terminar en las manos equivocadas, por ejemplo, en las de tu jefe o en las de un colega indiscreto." 

Antes de subir tu currículo en cualquier portal de empleo, primero asegúrate de que puedes marcarlo como "privado" o "confidencial" y bórralo cuando haya terminado tu búsqueda de empleo. También es aconsejable añadir una "fecha de vigencia" para que después no te aceche un viejo currículo. "Si un empleador se topa con él y ve que está fechado antes de que comenzaras a trabajar para ellos, no les preocupará tanto." 

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

Disfraza el nombre de tu actual patrón en tu currículo. En lugar de escribir el nombre de la compañía donde estás laborando, usa una descripción genérica. "Digamos que trabajas para IBM. En lugar de colocar ese nombre en tu currículo, escribe ‘compañía tecnológica mundial incluida en la lista Fortune 50.'" De esa forma, aunque los empleadores potenciales pueden adivinar a quién te refieres, si un gerente o reclutador de IBM busca en una base de datos o de búsqueda de empleo, tu nombre no aparecerá el primero. 

Deja que Google busque empleadores y oportunidades laborales. Una forma de ampliar el alcance de tu búsqueda más allá de LinkedIn es armar una lista de las compañías donde te gustaría trabajar y registrarse para recibir gratis las alertas de Google, así te notificarán cuando los sitios web de esas organizaciones publiquen vacantes o cuando Google tenga noticias que resulten útiles para ti. Desde luego, haz que estas alertas lleguen a tu email personal, no a tu correo de la oficina.

Ahora ve
La hazaña de una ciclista para salvar a un perrito en calles de la CDMX
No te pierdas
ç
×