No tires el unicel, dáselo a la UNAM

La universidad creó un programa de reciclaje de poliestireno para reducir la basura plástica; en México sólo se reutiliza el 12% de los residuos generados, de acuerdo con la Semarnat.
unicel  (Foto: Thinkstock)
Ivonne Vargas Hernández
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Mientras los países desarrollados reciclan entre 35 y 60% de la basura que generan, en México apenas se reutiliza el 12%, de acuerdo con datos de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat). Ese porcentaje resulta alarmante si se considera la cantidad de basura plástica generada en el país: alrededor de 3.8 millones de toneladas, según cálculos de la Asociación Nacional de Industrias del Plástico (ANIPAC). Ante esas cifras, la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) decidió desarrollar un programa de reciclaje de productos de poliestireno expandido (unicel), convirtiéndose en la primera institución de Latinoamérica en contar con una iniciativa de este tipo, informa la Casa de Estudios a través de un comunicado.

Héctor Arturo Chávez, presidente de la Sociedad de Energía y Medio Ambiente (SOEMA) de la Facultad de Ingeniería (FI) de la UNAM, menciona que para este proyecto se tendrá el apoyo de la empresa privada Dart, especialista en reciclaje de unicel.

El programa ya está en desarrollo en la Facultad de Ingeniería, donde se instalaron contenedores de cartón para que la comunidad coloque en ellos vasos libres de residuos. Después los productos se llevan a la planta de Dart para convertirlos en material reutilizable.

El proceso, en términos generales, consiste en calentar los productos para obtener el poliestireno. Al enfriarse se obtienen bloques que se trituran en forma de tiras del grosor de un espagueti, que posteriormente se emplean para fabricar otros objetos de plástico como macetas, teclados, marcos para fotografías, cajas para CD y carcasas de teléfonos móviles.

Este proyecto -en el que colaboran 30 integrantes de las 12 carreras que se imparten en la FI- participó en el International Student Energy Summit de la Universidad de British Columbia, en Vancouver, Canadá, en junio pasado; donde se analizaron este tipo de propuestas para mitigar el cambio climático.

Aunque se trata de la primera iniciativa con estas características, realizada entre la UNAM y una organización privada, la idea de generar productos a partir del unicel ya había sido adoptada en esta institución. Ejemplo de ello es el barniz y adhesivo para papel, cartón y madera desarrollado por estudiantes de la Facultad de Química (FQ).

En este caso, los universitarios trabajaron el material con disolventes y encontraron que si ese proceso se hace a bajas concentraciones, el unicel se convierte en un recubrimiento común o un barniz para papel, cartón o madera. "Se trata de un sellador que puede ser aplicado con brocha o aerosol. Si la concentración aumenta se tiene un adhesivo para pegar hojas, material de carpintería o plástico". Lo que se debe hacer es tomar el poliestireno expandido, someterlo a un tratamiento mínimo de limpieza, disolverlo y darle un nuevo empleo, explica Jesús Gracia, del Laboratorio de Superficies del Departamento de Fisicoquímica de la UNAM.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

Jorge Luis Hinojosa Magaña, director de la SOEMA, menciona que el programa de acopio de unicel para su reciclaje inició en la FI, aunque la meta a corto plazo es extenderlo a toda la Universidad.

 

Ahora ve
Errores que cuestionan la reputación de Apple, la marca más valiosa del mundo?
No te pierdas
×