Las 4 reglas para aumentar tu salario

Hacer un plan integral de cómo y cuándo pedir un aumento incrementará tus opciones de conseguirlo; llegar temprano y cumplir tareas esenciales no es un extra, es lo menos que espera la empresa de ti.
salario mas  (Foto: Especial)
Ivonne Vargas Hernández
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Tener un número determinado de años en la empresa, llegar temprano y ser un empleado cumplido no es suficiente para conseguir una mejor paga. Saber con exactitud qué vas a decir y cuáles son las razones para solicitar un aumento son los elementos cruciales al momento de pedir más ingresos.  El tema ‘dinero' predomina en las decisiones de cambio de empleo, así lo confirma un sondeo realizado por el portal Trabajando.com, en el que 50% de los participantes (de un universo de 3,000) menciona que la principal razón que impulsa su búsqueda de nuevas oportunidades es mejorar su compensación salarial. Aumentar los ingresos también se convierte en un objetivo primordial al iniciar el año, sin embargo, más allá de ubicar fechas específicas para solicitar el incremento, las bases de una negociación es demostrar con evidencias y argumentos que lo mereces.

El mejor momento para negociar es cuando la compañía prepara sus presupuestos anuales, aunque cada organización tiene fechas determinadas para autorizar una mayor partida a sus empleados. La recomendación es aprovechar esas fechas para hacer la petición, después es más difícil solicitar un salario mayor, menciona el autor Jorge Curcio en el libro ‘Estrategias para encontrar el trabajo de tu vida'.

Un comportamiento frecuente en el empleado es "dar por hecho" que merece un aumento por cumplir con tareas esenciales, como ser puntual y entregar los proyectos en la fecha que fueron requeridos, dice Patricia Fernández Noriega, psicóloga y especialista en reclutamiento laboral.

"Eso, más allá de ser algo extraordinario, es lo menos que se espera del colaborador, es parte de sus responsabilidades", dice la especialista. Por ello, una de las primeras preguntas a responder al cuestionar un incremento es: ¿la empresa también piensa que merezco un incremento? ¿Por qué? y ¿cómo respaldo mi petición?

Cuando se pide mayor sueldo hay que considerar varios aspectos. El primer punto es si la empresa está en condiciones de asignar ese extra; se debe conseguir información sobre las finanzas dentro de la organización. Si sus números arrojan que la propuesta puede "caminar", lo siguiente es plantear una reunión con el jefe inmediato, saltar jerarquías puede conducir al rechazo y tu imagen frente a tu superior quedará destruida.

Noriega detalla que el camino más efectivo para solicitar más ingreso, y el menos utilizado, es proponer ideas y nuevos proyectos para optimizar los resultados y las ganancias de la empresa. La fórmula de un aumento es: pido y a cambio puedo dar beneficios extras. Un incremento salarial va de acuerdo a las condiciones del negocio y sujeto a los resultados del profesionista.

Existen otros pasos que deben considerarse al plantear esta petición. La primera regla es "no intentar vendernos como el mejor en nuestro trabajo, tampoco amenazar a la organización con dejarla, o inventar que tenemos otras ofertas a considerar si no recibimos lo que queremos", indica la directora general de Trabajando.com México, Margarita Chico. En lugar de recurrir a la ‘amenaza', fundamenta tu petición en estos puntos:

1. ¿Por qué invertir más en ti? Haz una evaluación sobre cómo ha sido tu desempeño, enlista tus puntos fuertes y aciertos laborales, así como debilidades. Ser un empleado que cumple en tiempo y forma es valioso, pero no alcanza para llevarte un buen aumento. Conseguirlo se basa en el plus que has dado a tu trabajo en diversos ámbitos, desde el tipo de resultado, hasta la relación que has trabajado con tus superiores. Un ingrediente valioso al hablar de ganar más, es que el jefe sienta que - por lo general- eres un empleado que suele brindar varias opciones en los resultados que da, e incluso podrías respaldar al superior cuando surja alguna dificultad. Si eres de las personas que cumple, pero carece de fortalezas que le den un valor al trabajo eso es un problema, explica Jorge Curcio en su obra.

2. Fíjate si tienen recursos. Analiza la situación financiera de la compañía, porque tu petición - de alguna manera- cambia los presupuestos del área y eso debe ser contemplado. Es mal visto que en un momento con problemas financieros, el empleado insista continuamente en que necesita su aumento. Lo más seguro es que la petición se rechace o, peor, si los ánimos están bajos puede ser tomado como un acto de poco compromiso con la organización, situación que podría jugar "en tu contra" cuando se dé la reestructuración económica de la empresa.

3. Respalda con ‘hechos'. Fernández Noriega puntualiza que los empleados suelen pedir un aumento basándose en el argumento "lo que tú (empresa) me das es muy poco por lo que hago, incluso en otros lugares mis labores se pagarían mejor". Ésta es una manera errónea de actuar. Es necesario hacer una guía de lo que vas a decir y en qué manera, porque de eso se trata una negociación. Obsérvalo como un dialogo en el que explicarás porque mereces el incremento. En ese análisis enlista antecedentes, como aumentos anteriores, para ti y compañeros de trabajo, situación de la compañía, del mercado, tipo de resultados que has entregado, cantidad de personas que pueden responsabilizarse de tu cargo, entre otros factores.

4. Sé directo. Un error garrafal en esta petición es ‘brincarse' las jerarquías. Tu jefe inmediato es quien debe recibir, primero, esta petición. Cuando se la expliques enfatiza en las razones que sean afines a la empresa. Demuestra por qué tu nueva cotización contribuirá al desarrollo de tu área. De otro modo, el pedido parecerá un capricho o la intención de sacar más dinero haciendo el mismo trabajo.

Ve esta petición como un caso de venta. Tú debes preguntarte qué es lo que quieres y cómo lo quieres y actuar en consecuencia. Expón cuáles son los beneficios que puedes aportar a través de una mayor retribución. Debes saber en dónde estás parado y qué tiene el otro (la compañía) para darte. En tus argumentos necesitas destacar puntos, como: responsabilidades que tienes a tu cargo y cómo estas aumentaron con el paso del tiempo, y opciones para mejorar los resultados implementando algunas ideas que permitan aumentar la rentabilidad de la compañía.

Al pedir más dinero por tu trabajo, el foco es ‘negociar', así que debes tener una postura de máxima y una de mínima. Evita enfrascarte en una cifra, porque eso podría terminar en un fracaso, y cuando una reunión de este tipo termina mal es un pésimo antecedente para pedidos posteriores, menciona Jorge Curcio.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

Margarita Chico puntualiza que si la petición no se traduce en un incremento, hay que tomar esto como el principio de una negociación. El tema podría quedar en pausa y en la próxima reunión se deberá pensar en nuevas razones para conseguir un sí por respuesta.

Si esa petición ha sido negada una y otra vez, aún cuando la empresa tiene sus finanzas sanas, el empleado debe profundizar qué elemento propio o del mercado laboral está impidiendo el aumento, y si llegó el momento de pensar en otra oferta laboral, subraya Fernández Noriega.

Ahora ve
México es la cuna de la nochebuena, la flor de la Navidad
No te pierdas
×