Que no te nieguen un aumento salarial

Antes de pedir una mayor remuneración en tu trabajo prepara bien tus argumentos; a la mayoría de los jefes no les gusta que la solicitud suene a capricho o amenaza.
sueldo  (Foto: Thinkstock)
Ivonne Vargas Hernández
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Llevar un presupuesto, ahorrar e invertir ayuda a no llegar al fin de mes en ‘número rojos' por deudas, sin embargo, el mexicano considera que el sueldo no le alcanza para vivir tranquilo.

De acuerdo con una encuesta del portal del empleo Trabajando.com, entre más de 2,500 personas, 96% de los trabajadores afirma que su salario no permite cubrir sus gastos.  

El sondeo arrojó que 31% de quienes dicen no percibir lo suficiente asegura llegar siempre a fin de mes pagando "atrasado", el 26% se inclina por pedir ayuda financiera a familiares y amigos, el 17% opta por tener dos trabajos, el 8% recurre a préstamos del banco y 3% elige los "adelantos financieros" en la oficina.

En los últimos 12 años, los salarios tuvieron un crecimiento apenas del 0.5%. Es una cifra de impacto si se considera el incremento registrado en bienes de la canasta básica, entre 2006 y 2011.

Por ejemplo, el precio del kilógramo de tortilla se elevó 70.5% y el del arroz 47.8%, cita el informe "La inflación en México al cierre de 2011", publicado por el Grupo de Análisis de la Coyuntura de la Economía Mexicana (GACEM) de la UNAM.

Estas cifras refieren una disminución en el poder adquisitivo del mexicano, y no es lo único, los empleados muestra desacuerdo con lo que perciben versus las actividades que realizan. El 99% asegura merecer un sueldo más alto por su labor, indica el sondeo de Trabajando.com.

El perfeccionamiento profesional, según el 47% de los encuestados, es el argumento principal por el que pedirían un aumento.

El 26% estima que merece más dinero porque su desempeño es impecable; otro 14% argumenta que lleva más de un año sin incremento salarial, lo que orillará a tocar el tema con sus jefes.

El 11% dice merecer más porque ha sido un empleado fiel y responsable, y el 2% busca este incremento por llevar muchos años en la misma empresa.

Los recursos para conseguir un aumento varían.

A Iván Romero, químico farmacéutico, le funcionó decir que estaba analizando otras opciones en el mercado, porque tenía tiempo de no recibir ese incentivo en la organización donde labora desde hace cinco años; incluso había cambiado de puesto, pero eso no se reflejaba en la nómina.

A decir del consultor Jorge Curcio, autor del libro "El Trabajo de tu vida", las razones para justificar un argumento deben ser compartidas por la empresa, de lo contrario esa solicitud parecerá un capricho o una intención de sacar más dinero haciendo lo mismo.

Un error del empleado es hacer sentir al jefe que con lo que gana no solventa su estilo de vida. Un argumento garrafal sería: "Quiero pedir un aumento porque acabo de comprar o rentar en un lugar más caro". Esas son decisiones personales que el empleador no debería financiar, señala un informe sobre negociación salarial del portal Salary.com.

Piensa en el incremento como un escenario de venta. Como profesional, opina Curcio, hay que saber dónde estás parado, argumentar por qué mereces el incremento y evaluar qué tiene la otra parte (la compañía) que te pueda ofrecer.

Lo importante, explica la reclutadora Elsa Noriega, es no aferrarse a una cifra. Si estás negociando hay que tener "un máximo y un mínimo y tratar de moverse en un rango".

Haz cuentas considerando la situación por la cual pasa la empresa (facturación, nuevos proyectos, perspectivas de ventas, etc.), tus responsabilidades y cómo se cotiza un puesto similar en el mercado.

José Luis de la Cruz, director del Centro de Investigación en Economía y Negocios del Tecnológico de Monterrey, opina que deben promoverse aumentos vinculados a incrementar la productividad de la empresa.

Esto significa que tu petición viene acompañada de una idea de cómo agilizar o mejorar cierto aspecto de trabajo; pero la empresa, a su vez, debe buscar la forma de remunerar ese compromiso, con dinero u otros modelos de compensación, subraya Noriega.

El 65% de los participantes en la encuesta quisiera un aumento de entre 30% y 50 para llegar a fin de mes.

El 19% señala que debería ser más del 60% y para el 16% sería efectivo de un 10% a 20%.

El cálculo del sueldo bruto anual (sin deducciones), a partir del sueldo mensual a recibir, es una forma de comparar ofertas laborales.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

A través de herramientas virtuales (como calculatusueldo.com, mi salario.org) se puede obtener una cifra, aunque la mejor opción, dice Elsa Noriega, es estipular una cantidad valorando información de personas con un puesto similar y tu nivel de responsabilidades.

Si ves que el salario no se mueve, hay que pensar en otros beneficios de compensación que reditúen, según tus necesidades: tiempo extra, permisos, esquemas de home office. Ponlo sobre la mesa y plantea qué ganarán ambas partes con ello.

Ahora ve
Diego Luna y Gael García convocan a diálogo nacional sobre seguridad ciudadana
No te pierdas
×