¿Por qué las mujeres están mal pagadas?

Aunque la desigualdad no se puede negar, hay factores que diferencian el sueldo de los hombres; las mujeres tienen más empleos parciales, además de que se ocupan en áreas distintas.
mujeres  (Foto: Thinkstock)
Annalyn Kurtz
NUEVA YORK -

Ya lo has escuchado miles de veces: las mujeres ganan 77 centavos de dólar por cada dólar que gana un hombre. Pero en muchos sentidos, esta estadística es engañosa.

No tiene en cuenta las diferencias en las ocupaciones, las horas trabajadas y la experiencia laboral.

Las mujeres tienen más probabilidades de trabajar a tiempo parcial que los hombres, por ejemplo. También son más propensas a trabajar en empleos de servicios con salarios bajos, y tener menos experiencia laboral a través del tiempo (a menudo porque toman tiempo libre para cuidar de la familia).

Dicho esto, la brecha salarial en sí no es un mito. Incluso cuando se aplica una corrección por todas estas diferencias, todavía existe. 

Artículo relacionado: Mexicanas, excluidas de puestos clave

A medida que se dirigen esfuerzos en busca de una igualdad de remuneración hoy en día, estos son los cinco puntos que realmente necesitas saber.

1) Los hombres y las mujeres trabajan en profesiones muy distintas: la encuesta más amplia de ocupaciones y género proviene de la American Community Survey, la cual incluye aproximadamente a 3 millones de hogares estadounidenses. Estos datos, recopilados entre 2006 y 2010, mostraron que el empleo de secretaria era el más común para las mujeres, y que lo ha sido desde 1950. Siguientes en la lista, estaban los puestos de cajera y profesoras de primaria y secundaria.

Por el contrario, los empleos más comunes para los hombres fueron conductor de camión, gerentes de varios tipos y transportista de carga.

2) Existe una diferencia salarial entre los trabajadores a tiempo completo: Entre los trabajadores a tiempo completo el año pasado, las mujeres ganaron aproximadamente 82 centavos de dólar por cada dólar ganado por los hombres. Esta estadística proviene de los últimos datos de la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS), por sus siglas en inglés, y muestra que aún al profundizar en profesiones específicas, la brecha salarial sigue ahí.

Tomemos como ejemplo los profesores de primaria y secundaria. Éste es un trabajo que es dominado en 80% por las mujeres, pero los hombres siguen ganando más por hacer el mismo trabajo. Los profesores varones ganan un promedio de 1,025 dólares a la semana, cuando las mujeres ganan 937 dólares; unos 91 centavos por cada dólar que gana un hombre.

La diferencia es incluso más pronunciada en algunas otras profesiones bien conocidas. Entre la gente de ventas al menudeo, las mujeres ganan 67 centavos por cada dólar, y entre los abogados de tiempo completo, las mujeres ganan 79 centavos por cada dólar.

3) ¿Cuál es el trabajo más igualitario? Si hay un punto rescatable aquí, son los farmacéuticos.

Los farmacéuticos son una profesión de rápido crecimiento que ofrece un salario de seis cifras. Las mujeres constituyen más de la mitad de los trabajadores de la profesión, y la paga es casi igual para hombres y mujeres. En 2010, las farmacéuticas mujeres ganaron alrededor de 105,000 dólares, 91 centavos de dólar por cada dólar ganado por un farmacéutico varón.

Sí, hay una pequeña brecha salarial aquí, pero puede ser explicada casi en su totalidad por algunos hombres que realizan más horas de trabajo; no por discriminación, dicen los economistas de Harvard Claudia Goldin y Lawrence Katz.

Artículo relacionado: Millennials mexicanas, sector rezagado

Descubrieron que, a diferencia de otras profesiones, las mujeres farmacéuticas que optan por trabajar a tiempo parcial no son penalizadas por hacerlo. Más del 40% de las farmacéuticas con hijos trabajan a tiempo parcial a partir de los 30 años y continúan haciéndolo hasta que cumplen 50 años de edad. Sus salarios por hora siguieron aumentando casi tan rápidamente como los salarios por hora de los farmacéuticos a tiempo completo.

Debido al alto número de farmacias de esquina con horarios de 24 horas, los trabajadores también pueden escalonar sus horas en formas no tradicionales, en lugar de permanecer confinados a una semana normal de trabajo de 40 horas. ¿El resultado? Menos mujeres dejaron sus empleos al tener hijos.

4) La discriminación es aún un problema: Si bien es cierto que gran parte de la brecha salarial global depende de la profesión, de las horas trabajadas y de la experiencia laboral, eso no quiere decir que la discriminación no sea parte del problema.

Cuando los economistas de la Universidad de Cornell Francine Blau y Lawrence Kahn analizaron los datos de 1998 sobre la brecha salarial, encontraron que las mujeres ganaban 20% menos que los hombres por hora. Tras tomar en cuenta las diferencias en las ocupaciones, horas y experiencia, aún encontraron que había una brecha salarial de 9%.

Ese 9% podría haber sido debido a la discriminación.

5) La mejor manera de resolver las diferencias de remuneración: A principios de este año, Goldin, de Harvard, pronunció un fuerte discurso sobre la brecha salarial en una conferencia ante los principales economistas del mundo. Y expuso la clave para resolver finalmente el problema: flexibilidad laboral.

A diferencia de los farmacéuticos, otras profesiones penalizan a los trabajadores que trabajan en horario flexibles o reducidos. Si trabajadores en más profesiones tuvieran la capacidad de escalonar sus horas más allá del tradicional horario de 9 a 5, la probabilidad es que más mujeres permanecerían en su trabajo cuando tengan hijos, y que la paga para ambos géneros estaría mucho más cerca de la igualdad.

Por supuesto, no todos los puestos pueden ser cambiados. Siempre habrá puestos de 24 horas con deberes de guardia como los de muchos CEOs, abogados litigantes, banqueros de fusiones y adquisiciones, cirujanos, y el Secretario de Estado de Estados Unidos, dijo Goldin.

"Pero, dicho eso, la lista de puestos que pueden cambiar es considerable”, agregó. “Este asunto no es sólo un problema de mujeres. Muchos trabajadores se beneficiarían de una mayor flexibilidad”.

Ahora ve
Con su anuncio sobre Jerusalén, Trump provoca una crisis entre Israel y Turquía
No te pierdas
×