Reforma frena inversión en talento

El régimen fiscal limita incrementos salariales, capacitación y contrataciones, según AMEDIRH; los cambios llevaron a las empresas a tomar decisiones para compensar mayores costos.
desempleados eu  (Foto: Getty)
Ivonne Vargas
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La reforma fiscal que entró en vigor en enero de este año inhibió la actividad empresarial de 91% de las organizaciones, según una encuesta de la Asociación Mexicana en Dirección de Recursos Humanos (AMEDIRH).

Las empresas llevaron a cabo ciertas estrategias para enfrentar las nuevas medidas que impactaron negativamente al área de recursos humanos. “El impacto de la reforma es grave, hay niveles más bajos a lo esperado en temas como investigación y desarrollo, pero lo de mayor impacto fue creación de nuevos empleos e inversión en talento para conservarlo y retenerlo”, explicó Pedro Borda Hartmann, Director General de AMEDIRH.

El 23% de los directivos postergó sus planes de inversión, un 19% que redujo las plazas de trabajo, 20% disminuyó la inversión en capacitación, 17% canceló los aumentos de sueldo y 11% que optó por eliminar las prestaciones.

Tales estrategias responden a un cambio en el flujo de efectivo en la organización, pues el capital para crecer hoy se destina a trámites fiscales o pagos de asesorías.

“Las empresas están buscando nuevas estrategias para seguir generando valor y cumplir con sus metas, a pesar de la impronta negativa que ha traído consigo la reforma. Eso requiere una nueva inversión de tiempo, reorganización de trabajo y recursos”, aclaró Pedro Borda.

Para las empresas, la reforma ha significado crecer de manera inducida y acotada, dijo Pedro Ponce, especialista en el área fiscal de la Universidad del Valle de México (UVM). En lugar de pensar en competir, debe pensar en implementar medidas como sustituir los recibos de nómina o afrontar los límites a las deducciones de prestaciones, comentó.

¿Retener al personal?

Al concluir el primer semestre de 2014, más del 75% de las empresas mexicanas no registró aumentos en sus prestaciones, lo cual impactó la retención de talento, subrayó el director general de AMEDIRH

Una de las primeras acciones de las empresas al entrar en vigor la reforma fue modificar sus “bonos de retención” . Pero Borda advirtió: “abandonarlos es un arma de dos filos”.

Posiblemente, la empresa decide no darlos o limitarlos a ciertas personas, para equilibrar sus gastos. Sin embargo, eso puede alentar la perdida de personal clave, que buscaría a un mejor postor que sí ofrezca tales beneficios.

“Lo que sucede con las presentaciones es un claro ejemplo de que el costo de nómina por la disminución en la deducibilidad de las prestaciones laborales ha sido uno de los mayores conflictos con esa reforma”, detalló.

El 25% de las empresas encuestadas aseguró que realizó una revisión del tema de prestaciones de previsión social para definir nuevos esquemas de acción. En tanto 48% de los ejecutivos aseguraron que sólo habrá contrataciones previstas en presupuesto y 20% no abrirán vacantes sin antes realizar un análisis exhaustivo.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

La migración de vales de despensa al formato de monedero electrónico es uno de los cambios mejor cumplidos con las organizaciones, casi 80% de los encuestados por AMEDIRH cumplió con el proceso.

Ante los efectos que ha generado la reforma fiscal, el reto para las empresas es analizar cómo podrán ampliar su participación en otros mercados y contratar a quien garantice que aportará al crecimiento de la empresa. “La inversión en personal hoy tiene que ser más justificada”, mencionó Pedro Ponce.

Ahora ve
“Los países nos dan a las peores personas”, dice Donald Trump sobre migrantes
No te pierdas
×