¿Necesitas una fianza para rentar?

Las afianzadoras fungen como un seguro de pago al firmar un contrato de arrendamiento; descubre cómo operan y qué requisitos necesitas cumplir para contratar este tipo de instrumentos.
Casa  (Foto: Photos to go)
Viridiana Mendoza Escamilla
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Cuando decides vivir solo o empezar a vivir en pareja puedes enfrentarte al requerimiento de una fianza como condición para rentar una casa o departamento, antes de descartar la opción, entérate cómo funcionan y en qué puede ayudarte el contar con ese respaldo.

La fianza de arrendamiento es un instrumento que funciona como garantía para asegurar el pago de la cuota mensual en caso de atraso.

Regularmente existe la creencia de que las fianzas pueden sustituir a los avales, sin embargo, este proceso no es tan sencillo.

Las  fianzas pueden apoyar a los inquilinos con  alto perfil de riesgo que presentan alguna irregularidad en su historial financiero, pues representan una garantía de que no necesariamente incumplirán en el pago de la renta.

En la mayoría de los casos, las afianzadoras requieren que exista también un aval, así lo señala Eduardo de la Canal, consultor de la firma de corretaje inmobiliario Coldwell Banker, en entrevista con CNNExpansión.

De acuerdo con el experto, las fianzas son recursos de protección para el propietario de la vivienda, y los costos oscilan entre el 70 y 110% de la renta mensual. Incluso comenta que en algunos casos el inquilino y propietario pueden acordar pagar la fianza entre los dos, esto da más tranquilidad al propietario sin que el instrumento sea considerablemente costoso para el inquilino.

¿Nuevo en la ciudad?

Una problemática común para las personas que se mudan de ciudad es cumplir con los requisitos para rentar un departamento, pues quienes pueden figurar como sus avales (padres, hermanos, tíos, conocidos) no se encuentran en la misma localidad.

En este caso, las afianzadoras pueden confirmar que existe una persona fuera de la ciudad que cumple con los requisitos para figurar como obligado solidario (aval), explica Demetrio Oviedo, asesor de la firma especializada en seguros y fianzas, Murguía Consultores.

Para el caso de extranjeros o personas que no cuenten con un aval en el país, la opción se vuelve un poco más costosa, pues la alternativa es el pago de una garantía con un costo equivalente a un año de renta.

"Podemos decir que si la renta serán 5 mil pesos, el depósito en garantía a pagar a la afianzadora sería de 120 mil pesos, se trata de una alternativa más costosa pero usada cuando no hay posibilidad de contar un aval, como cuando un extranjero quiere rentar una casa en la ciudad, en ese caso generalmente existen contratos laborales bien pagados de por medio y el costo no resulta tan elevado."

Requisitos

- Pactar con el propietario las condiciones para la renta del inmueble

- Cumplir con los cuestionarios de la afianzadora

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

- Comprobar ingresos

- Contar con un aval

Ahora ve
Desde el espacio, así se ve el huracán María mientras se agita por el Caribe
No te pierdas
×