¿Cuándo se invalida mi seguro de auto?

Existen cinco circunstancias en las que las aseguradoras pueden negar el pago de un percance; conoce el procedimiento correcto a seguir para hacer el reclamo en caso de un choque.
Viridiana Mendoza Escamilla
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Los seguros de autos ofrecen coberturas para proteger tu vehículo contra riesgos como: choque, robo total, lesiones a ocupantes y daños a terceros en su persona y en sus bienes en caso de accidentes vehiculares, sin embargo existen algunas circunstancias en las que puedes no estar protegido.

En México, apenas uno de cada siete autos cuenta con algún tipo de seguro, según el Centro de Experimentación y Seguridad Vial México (Cesvi), lo cual indica que la mayor parte de los conductores y peatones que son víctimas de un accidente se encuentran desprotegidos y obtienen una indemnización mínima o nula en caso de muertes, discapacidad o lesión.

Así, un choque puede representar un golpe fuerte para tus finanzas, aún mayor que el pago de un seguro; sin embargo, es muy importante que si ya cuentas con una cobertura, conozcas bien los daños amparados y las condiciones en las que la aseguradora puede negar el pago.

Los seguros generalmente se manejan por paquetes, que  incluyen diferentes coberturas contratadas a voluntad del cliente, de esta manera tu seguro puede incluir una cobertura contra robo, responsabilidad civil, gastos médicos, asesoría jurídica y pago de daños materiales.

Hay riesgos que no se encuentran cubiertos en el seguro contratado, por lo cual es muy importante revisar la póliza para verificar cuáles son las situaciones en las que la Compañía de Seguros no pagará los daños.

Dentro de las causas de no pago más comunes señaladas por la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS) destacan:

1) Que el conductor no tenga licencia permiso para conducir vigente, si esta situación influye directamente en la realización del accidente o riesgo.

2) Por rotura, descompostura mecánica o falta de resistencia de piezas, a menos que éstas sean causadas por los riesgos que sí están cubiertos por la póliza.

3) Cuando hay pérdidas o daños en la parte baja del vehículo por transitar fuera de caminos o en caminos en mal estado.

4) Si el conductor se encuentra en estado de ebriedad o bajo la influencia de drogas.

5) No haber realizado el pago de la póliza oportunamente, o no haber pagado la renovación dentro de los treinta días correspondientes al vencimiento de la póliza anterior.

Para conocer cuáles son los riesgos amparados por tu seguro debes revisar la póliza que te entregó la aseguradora, ahí se especifican los bienes que están protegidos por el seguro, los riesgos cubiertos y las sumas aseguradas para dichos bienes.

Asimismo, se estipulan los bienes que no están cubiertos y los riesgos adicionales que pueden estar sujetos a cobertura adicional si tú así lo deseas, pero éstos deberán ser especificados al momento de contratar su seguro.

Cuando por algún motivo solicites alguna modificación en las condiciones de tu póliza de seguro, la compañía aseguradora deberá entregarte un documento llamado endoso en el que consten tales modificaciones para hacerlas válidas.

La omisión o la falsa declaración de hechos que hagas respecto del riesgo que quieres asegurar puede ocasionar la rescisión del contrato y, por lo tanto, la pérdida del derecho a recibir la indemnización.

Recuerda que en caso de algún accidente es recomendable:

* Mantener la calma.

* No pactar el pago de reparaciones con las personas con quien chocaste, si tú pegaste y tu cobertura ampara daños a terceros tu aseguradora debe cubrir el costo de los desperfectos sin cargo hasta por la suma estipulada en la póliza.

* No discutir o aceptar responsabilidades.

* No ordenar reparación de los vehículos sin la autorización expresa del ajustador o de la aseguradora.

* Identificar los vehículos con sus números de placas y, de ser posible, nombre y dirección de los conductores.

Los datos que debes tener a la mano al realizar el reporte con la aseguradora son:

- Número de póliza.

- Nombre del asegurado y nombre del conductor.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

- Marca, modelo, placas y número de serie de motor del vehículo asegurado.

- De ser posible, el lugar exacto del accidente indicando calle, colonia y alguna referencia que permita una pronta localización.

Ahora ve
Gracias a la inteligencia artificial, la NASA descubre sistema de ocho planetas
No te pierdas
×