Tener iPhone, ¿una buena inversión?

Comprar un ‘gadget’ por cuestión de estatus puede convertirse en un atentado a tus finanzas; si quieres tener un ‘smartphone’ analiza si tus necesidades ameritan gastar en esos equipos.
iphone3gs  (Foto: AP)
Viridiana Mendoza Escamilla
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

¿Comprarías una olla de 50 centímetros de diámetro para cocinar un huevo frito? La respuesta parecería obvia pero cuando se trata de tecnología la elección no resulta igual de clara. 

"Comprar un gadget que tiene procesador y una cámara que añaden varios ceros al precio sólo para checar correos y entrar un par de veces al día a tus redes sociales es una inversión equivocada", así lo afirma José Carlos Méndez, analista de TI y nuevos medios.

El iPhone en sí mismo indica un sobreprecio sobre el costo de la mayoría de los celulares en el mercado, si se compra en la modalidad de prepago el sólo equipo puede costar arriba de 10,000 pesos, a esto hay que sumar el consumo de tiempo aire que se eleva cuando tienes un celular en el que la mayoría de las aplicaciones funciona sólo con conexión a Internet.

A principios de año, The Competitive Intelligence Unit reveló que el mercado de recargas en México alcanza un valor de 5,320 millones de pesos.

De acuerdo con el estudio, el 87% de los usuarios de telefonía celular utiliza las recargas electrónicas tanto para poder realizar llamadas e intercambiar mensajes como para conectarse a Internet.

"Tener un smartphone en plan de prepago puede generar un gasto excesivo y crear aversión; muchas personas creen que tener un teléfono inteligente es caro pero en realidad es porque cuando se conectan a Internet pagan una tarifa mucho mayor que la cobrada en un plan de datos", señala José Carlos Méndez.

La pregunta del millón: "¿lo compro?"

Para quienes son nuevos en el mundo de los smartphones un iPhone puede ser una tentación peligrosa, pues este teléfono está dirigido para los llamados early adopters, que se definen como aquellas personas aficionadas a los desarrollos tecnológicos.

Dicho en otras palabras, que un iPhone sea tu primer teléfono inteligente te pone en riesgo de que para cuando hayas entendido el funcionamiento de tu dispositivo ya exista una versión más adelantada y sientas la ‘necesidad' de cambiarlo y con ello realices un gasto más allá de tus posibilidades.

"Mucha gente ve en el iPhone un sinónimo de estatus; sin embargo, dejarse llevar por una necesidad aspiracional puede implicar un descalabro financiero", explica el experto.

Los usuarios del iPhone buscan altos niveles de descarga de datos, son personas aficionadas a descargar aplicaciones, utilizar los sistemas de navegación GPS, mensajería en tiempo real, es este perfil el que ve de cierto modo un retorno de inversión, pues presentan altos índices de actividad.

Antes de tomar la decisión considera que:

1. En el caso de que surja una versión de iPhone 5 o Nuevo iPhone que ofrezca una conectividad 4G, en México no existe aún esta tecnología, comprarlo implicaría un sobrecosto que no tiene forma de justificarse.

2. No compres un equipo con un contrato igual o mayor a dos años, se recomienda contratar planes de hasta 18 meses pues es probable que en dos años ya exista otro dispositivo con mejores características.

3. Di adiós a las recargas. Si tu apuesta será un smartphone contrata un plan de datos y descubre el potencial de tu equipo.

4. Empieza por algo básico. La oferta de celulares en el mercado te permite iniciarte con un smartphone sencillo e ir evolucionando en tu camino a la multiconectividad.

Ahora ve
Los 10 escándalos de empresas en México durante el 2017
No te pierdas
×