El ABC para cuidar tus estados de cuenta

Los bancos envían 3 millones de sobres diarios a sus clientes con información confidencial; saber cómo leer y administrar este documento es importante para mantener tu salud financiera.
tarjetas quejas  (Foto: Thinkstock)
Viridiana Mendoza Escamilla
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

En pleno siglo XXI mucha gente piensa que pagar el monto mínimo es una buena idea para liquidar sus tarjetas de crédito sin problemas; sin embargo, esta creencia errónea podría no ser por completo culpa de los clientes despistados. 

Los estados de cuenta han sufrido modificaciones en los últimos años,  es crucial que puedas entender los conceptos que se enumeran para llevar mejor tus finanzas personales. De acuerdo con la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef)  existen nueve rubros básicos:

1.- Fecha de pago: El día último que dispones para pagar tu deuda o al menos cubrir el pago mínimo.

2.- Pago para no generar intereses: Es el importe de los consumos realizados, tiene que ser liquidado totalmente, (se incluyen el total de cargos en la cuenta normal  y las mensualidades correspondientes a promociones de meses sin intereses).

3.- Pago mínimo: Es la cantidad o importe mínimo requerido como pago para conservar al corriente tu línea de crédito.

4.- Fecha de corte:  Es el último  día del periodo que considera el banco para incluir el registro de las operaciones realizadas en tu cuenta.

5.- Saldo: Es el monto total que  adeudas a la institución que emitió la tarjeta.

6.- Límite de crédito: Es el total por el que puedes realizar consumos con tu tarjeta.

7.- Intereses: Es la cantidad de dinero que debes pagar al banco por financiarte.

8.- Cuenta normal: Detalle de movimientos que tuvieron lugar en el periodo. Si tu tarjeta de crédito cuenta con un plástico adicional, en el estado de cuenta se especifican las operaciones realizadas por cada una de las tarjetas.

9.- Promociones: Detalle de compras realizadas bajo el esquema de meses sin intereses

Por principio de cuentas es importante que dentro de tu presupuesto contemples aquellos gastos que realizarás con tus tarjetas, además debes tener en cuenta algunas reglas básicas que te ayudarán mejor en el resguardo y utilización de los estados de cuenta.

1.- Conoce tus derechos: El banco tiene la obligación de emitir el estado de cuenta y ponerlo a disposición del cliente por correo; sin embargo  dado que en México se envían 3 millones de sobres al día en estados de cuenta algunas instituciones están iniciando una campaña que modifica esta situación, es decir, mediante un correo electrónico o un aviso en sus estados de cuenta le informan al cliente que a partir de cierta fecha ya no le remitirán en papel el estado de cuenta a su domicilio y que éste le será enviado vía electrónica, a menos que el propio usuario indique lo contrario en alguna de las sucursales de su banco.

2.- Cuídalos: Si eres de los que prefieren las cuentas en papel, asegúrate de que estén en un lugar seguro, si se trata de tus cuentas de ahorro evita dejarlas a la vista pues el que todas las personas que entran a tu casa tengan acceso a esos datos podría poner en riesgo tu seguridad.

3.- El estado de cuenta no es ‘tu brújula': Mantén una noción de lo que gastas, evita pensar que ‘ya cuando llegue tu estado de cuenta harás cuentas', es importante que tengas siempre un plan de pago para tus deudas.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

4.- Reporta anomalías: Si observas un cargo que no reconoces es importante que lo notifiques a tu banco. En días pasados, la Procuraduría Federal del Consumidor multó a la emisora de boletos TicketMaster por realizar cargos sin autorización por una suscripción a una guía de entretenimiento, así, durante varios meses muchos usuarios de este servicio vieron cargos por 83 pesos en sus estados de cuenta que muchos dejaron sin aclarar pensando que sería algún cargo que habían olvidado. Es importante que conserves comprobantes de compra para cotejar en caso de que percibas cargos extraños.

5.- Mantén tu estado al corriente: Cuando la gente se muda de casa de sus padres es común que no notifique la nueva dirección al banco y con el paso del tiempo olvide pasar a recoger los documentos a la dirección anterior, esto puede llegar a ser peligroso si tus padres y tú olvidan que deben estar al pendiente de tus estados de cuenta, algún ‘vecino' podría sustraerlos de los buzones comunes y hacer mal uso de la información personal.

Ahora ve
Estos fueron los autos más vendidos en México durante 2017
No te pierdas
×