En qué invierten los ‘millennials’

Los jóvenes que nacieron con la tecnología y cuentan con dinero tienen carteras diversificadas; muchos no buscan asesores financieros tradicionales, confían en servicios financieros en línea.
bolsas inversiones  (Foto: Thinkstock.)
Hibah Yousuf

Tan pronto como se anunció la venta de su compañía en 2012, Mike Zhang, quien apenas tenía la edad permitida para consumir alcohol, empezó a recibir una gran cantidad de llamadas telefónicas.

Los gestores de riqueza de algunas de las compañías más grandes en Wall Street, incluyendo Goldman Sachs, Merrill Lynch y Credit Suisse, empezaron a perseguir a este millonario recién estrenado. Algunos incluso, en un esfuerzo para atraer sus negocios, le enviaron regalos.

Pero Zhang, ahora con 23 años, se sintió desencantado con la manera en que lo buscaban. "Cuando tengo un día lluvioso, no me gusta hablarle a un oportunista", dijo.

Zhang en cambio buscó a Andrew Palmer, director administrativo de Bel Air Investment Advisors. Los dos se habían conocido en el verano de 2011 en un evento donde Zhang había sido honrado con el premio a la iniciativa empresarial por su éxito como fundador y director ejecutivo de Airsoft Megastore, una tienda en línea de pistolas de juguete realistas y BB de plástico utilizadas en simulacros de competencias de combate conocido como juegos de airsoft. Es algo así como el paintball.

El empezó la empresa en el año 2004, cuando sólo tenía 14 años, luego de regresar de un viaje en el que visitó a familiares en China. Zhang se dio cuenta que las pistolas y equipo para airsoft se vendían por mucho menos en China de lo que se estaban vendiendo en Estados Unidos. Él convenció a sus padres para que le permitieran importar los productos desde China y venderlos en línea.

Después de graduarse de la secundaria en el 2008, Zhang asistió al programa de negocios de Berkeley, Universidad de California, durante unos cuantos meses antes de decidir abandonar el programa para dedicarse a su negocio a tiempo completo. Cuando el vendió la compañía a otro empresario, estaba generando más de 20 millones de dólares de ingresos anuales.

Sin embargo, Zhang no tenía mucho dinero para invertir cuando conoció a Palmer; el joven empresario valoraba el interés de Palmer en su compañía y su asesoría. Y, en el momento que ocurrió la venta, Zhang dijo que Palmer se había convertido en "un asesor confiable". Así que a principios del año pasado, Palmer ayudó a Zhang a utilizar una pequeña cantidad de su riqueza para empezar otra compañía. Palmer está administrando el resto, alrededor de 10 millones de dólares.

Bel Air, la cual básicamente administra dinero de individuos muy adinerados, últimamente ha estado consiguiendo una gran cantidad de clientes nuevos como Zhang: nuevos millonarios jóvenes de la tecnología.

"Ellos tienden a ser más prácticos, comprometidos e interesados en detalles que nuestros clientes empresariales comunes", dijo Darrell Krasnoff, también director administrativo de Bel Air. "Ellos vienen a nosotros con un enfoque de ingenieros, así que nosotros profundizamos con la cantidad de información que les damos. Les mostramos más información, diagramas y gráficos para enseñarles lo que es posible".

¿En qué están invirtiendo? Principalmente en acciones. Pero los clientes más jóvenes de Bel Air también están poniendo una cantidad considerable en inversiones alternativas más arriesgadas como fondos de cobertura, sociedades limitadas y bienes raíces, así como en activos más seguros y generadores de ingresos como los bonos. En otras palabras, se aseguran que sus carteras sean diversificadas.

A los empresarios también les gusta mantener entre un 10% y un 15% de sus activos libres para invertir en sus propias empresas o creación de nuevas empresas.

"Estos clientes jóvenes y exitosos tienen la mentalidad que el mundo está a sus pies, que continuarán teniendo éxito", afirmó Krasnoff. "Muy pocos venden sus compañías y se retiran. La mayoría del tiempo, ellos están en su nuevo proyecto casi inmediatamente".

Para ello, Zhang recientemente lanzó RetailOps.com, un software que ayuda a las empresas de comercio electrónico a operar más eficientemente.

Pero no todos los jóvenes empresarios están buscando a los asesores financieros tradicionales para que les ayuden a administrar su dinero. Una cantidad cada vez mayor de ellos también están, sorprendentemente, confiando en un servicio con raíces en el mundo de la tecnología.

Wealthfront, a la cual CNNMoney denominó como una de las 15 mejores aplicaciones y sitios financieros del último año, es el asesor financiero en línea de mayor crecimiento. Los activos se han disparado de menos de 100 millones de dólares a inicios del 2013 a más de 650 millones de dólares en la actualidad.

Cerca del 60% de los clientes del sitio son menores de 35 años y muchos residen en Silicon Valley. Los empleadores principales de sus clientes son compañías de tecnología de influencia: Google, Facebook, LinkedIn, Microsoft, Twitter, eBay, Amazon y Apple.

En promedio, estos clientes jóvenes de Wealthfront solo tienen un poco menos de 100.000 dólares en sus cuentas.

"Estas son personas que crecieron con las computadoras, se sienten cómodos con el software y tienen muchas riquezas porque sus compañías las comparten con ellos", dijo Adam Nash, director ejecutivo de Wealthfront. "A ellos realmente les gusta la idea de un sistema de inversión que es automatizado, así pueden pasar más tiempo en lo que a ellos realmente les importa".

A Nash, quien tiene experiencia en ingeniería, frecuentemente lo invitan a las compañías de tecnología para hablar sobre cómo sus empleados deberían administrar sus finanzas personales.

El primero dio su charla en LinkedIn (LNKD) más o menos un mes antes que se hiciera público. En octubre, él hizo la presentación a los trabajadores de Twitter (TWTR) justo antes de su IPO (oferta pública de venta). Nash abarca temas desde teorías de los comportamientos financieros hasta los beneficios del crecimiento compuesto. El enfatiza lo que requiere alcanzar el éxito de inversión a largo plazo.

"No es que los millennials no confíen en el mercado de valores...ellos no creen que hay una manera de ganarle al mercado", afirmó Nash. "Ellos son bastante realistas en cuanto a sus expectativas. Ellos saben que el mercado sube con el tiempo, pero han pasado por dos crisis financieras. Es por eso que a ellos les gusta la idea de inversiones pasivas y diversificadas".

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

Zhang estuvo de acuerdo. Él dijo que no está tratando de vivir a costa del dinero que obtuvo de la venta de su compañía.

Él espera que sus inversiones crezcan de manera conservadora, y que prefiere pasar más tiempo trabajando en su más reciente empresa de nueva creación que preocuparse por los altibajos diarios del mercado de valores.

Ahora ve
La boda entre el príncipe Enrique y Meghan Markle será el 19 de mayo
No te pierdas
×