El secreto para diversificar tus inversiones

Una estrategia basada en muchos instrumentos puede resultar contraproducente; más que invertir en varios activos, la intención debe ser que uno contrarrestre el riesgo del otro.
inversiones  (Foto: Getty)

Mi esposa y yo trabajamos con un asesor que ha invertido nuestros 2 millones de dólares de ahorros en 17 fondos de inversión distintos. ¿Realmente necesitamos tantos fondos? - Robert S., California.

Estoy a favor de diversificar tu dinero. Pero con 17 fondos se corre el riesgo de terminar con una maraña de inversiones difíciles de manejar, en lugar de una unidad coherente.

La premisa detrás de construir una cartera diversificada con una amplia combinación de activos es que algunas de tus inversiones pueden hacer zig mientras otras hacen zag. Así, mientras la parte en acciones de tu cartera está siendo golpeada —como ha sido el caso ya varias veces este año—, los bonos pueden servir un poco como ancla. A largo plazo, esto le permitirá a tu cartera generar una mayor rentabilidad ante un nivel dado de riesgo.

Pero no tienes que hacer nada muy elaborado para cosechar los beneficios de este efecto zigzag. Básicamente puedes cubrir casi todos los sectores de los mercados de acciones y bonos con sólo dos o tres amplios fondos indizados o ETFs: un fondo indizado al mercado de valores, un fondo indizado de bonos y un fondo indizado a las bolsas internacionales. Si lo prefieres, incluso puedes conseguir una cartera totalmente diversificada en un único fondo: un fondo de retiro con fecha de cumplimiento.

No estoy diciendo que no haya razones para agregar algunos fondos o ETFs más: tal vez uno de bienes raíces, materias primas o un fondo de valores del Tesoro protegidos contra la inflación (TIPS, por sus siglas en inglés), un fondo de renta fija a corto plazo para proporcionar un poco de protección contra el aumento en las tasas de interés o un fondo de bonos municipales para tener un ingreso libre de impuestos. Durante la jubilación, añadir una anualidad inmediata a esta mezcla incluso podría tener sentido si quieres un ingreso más seguro que el que te proporcionará la Seguridad Social por sí sola.

Pero desde luego no es necesario invertir en cada rincón oscuro del mercado o cargar con cada nuevo fondo o ETF efectista que a alguna firma de inversión se le ocurra con el fin de construir una cartera de jubilación perfectamente sólida. (En serio, ¿de verdad los inversionistas necesitan un ETF de litio?)

No quiero fijar un límite específico al número de fondos que debes tener: cinco, seis, siete o lo que sea. Pero una vez que tienes una cartera básica diversificada, cualquier posible beneficio adicional que puedas cosechar al agregar más inversiones declina. El seguimiento y la gestión de su cartera también se dificulta, y reequilibrarla puede llegar a ser un verdadero fastidio. A medida que entras en inversiones más estrechas y arcanas, los honorarios son propensos a subir, lo cual puede socavar el rendimiento.

Y seamos honestos. En algún momento, añadir más fondos se vuelve menos acerca de cómo mejorar la diversificación y más acerca de la inclinación a unirse a la última moda o demostrar que la propia cartera está “a la vanguardia”. Algunos asesores también podrían crear carteras complejas, en parte, para justificar sus honorarios.

Así que ¿cómo debes proceder?

Si estás dispuesto, puedes hacer un poco de trabajo de campo por tu cuenta al recurrir a una herramienta como el Portafolio Manager de Morningstar.

Después de introducir los nombres o símbolos de cotización de tus fondos, podrás ver cómo luce tu cartera global, cómo tus ahorros se desglosan en diferentes clases de activos, cuánto pagas en gastos subyacentes y dónde es posible que se superpongan las tenencias de estos fondos. Este ejercicio te mostrará si tu cartera es verdaderamente diversificada y si se alinea con tu tolerancia al riesgo.

Luego, te recomiendo que vayas con tu asesor, expreses tus preocupaciones y le pidas que demuestre por qué necesitas tantos fondos. La palabra clave aquí es “demostrar”.

Me sorprendería si tu asesor no pudiera justificar la elección de cada fondo. Pero yo querría más. Yo querría un análisis que cuantificara el beneficio de tener tantos fondos. ¿Cuánto, en concreto, impulsa esto los rendimientos (después de pagar todas las comisiones) y como reduce el riesgo o ambas cosas? También me gustaría ver si es posible obtener un rendimiento similar con una cartera mucho más optimizada de fondos indizados de bajo costo o ETFs.

Tienes bastante dinero en juego aquí, así que debes considerar obtener una segunda opinión. No hay escasez de asesores calificados por ahí.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

Si decides apegarte a tu cartera actual (y asesor) en lugar de hacer un cambio, bien. Es tu decisión. Pero independientemente de lo que decidas, tienes toda la razón en cuestionar si 17 fondos son demasiados.

Walter Updegrave es el editor de RealDealRetirement.com. Si tienes una pregunta sobre retiro o inversión que te gustaría que Walter respondiera en línea, envíala a walter@realdealretirement.com.

Ahora ve
Cárteles de la droga y otros grupos criminales reclutan a niños indígenas
No te pierdas
×